Recursos para la integracion






descargar 82.2 Kb.
títuloRecursos para la integracion
fecha de publicación22.10.2015
tamaño82.2 Kb.
tipoCursos
med.se-todo.com > Documentos > Cursos
Empezando por mí mismo:

Guía de planificación personalizada de la búsqueda de empleo
Tools for Inclusion (Recursos para la integracion)

Volumen 10, Número 1 – Julio 2002
Melanie Jordan, Amanda Sawires Yager, Lara Enein-Donovan, Jennifer Fike, Marianne Gilmore, Laurie Tautkas
Introducción

El proceso de tres fases para desarrollar su vida profesional

1. ¿PREPARADO...? Empiece por usted mismo.

Los One-Stop Career Centers

Las agencias de reincorporación laboral

El sueño de Jaime

2. ¿...LISTO...? Averigüe qué hay en el mercado laboral.

3. ¡YA! Ponga en práctica su plan.

La historia de Julia

Recursos

Agradecimientos
Introducción
El trabajo es una parte importante de la vida. Trabajar es beneficioso para las personas discapacitadas, tan beneficioso o más que para las personas que no tienen discapacidades. El trabajo beneficia a cada persona dándole seguridad e independencia económica; una mayor confianza en uno mismo; un crecimiento personal; el desarrollo de habilidades; y una vida social más rica. Es posible que usted quiera trabajar pero no lo hayan motivado ni su familia, ni sus amigos ni las otras personas que lo rodean. Quizá usted no se sienta seguro de si sería capaz de trabajar o de qué tipo de trabajo sabría hacer. Si es así, esta guía está pensada para usted. En ella se explica un proceso que consta de 3 fases para desarrollar su vida laboral. Este proceso le ayuda a tomar decisiones laborales beneficiosas.
Este proceso de planificación laboral se centra en usted mismo como persona: lo principal son sus preferencias, sus objetivos, sus ilusiones. Sin embargo, ello no significa que usted tenga que explorar el mercado laboral en solitario; significa que quien le ayude a buscar trabajo y alcanzar sus ilusiones va a respetar sus deseos y ayudarle a concentrarse en las que son sus capacidades y habilidades más fuertes.
El desarrollo de su vida laboral es un proceso continuo. Para encontrar un empleo satisfactorio no suele bastar con presentarse a un empleo anunciado en un periódico; es un proceso de varias fases y todo empieza en usted mismo.
Las tres fases del proceso de desarrollo profesional
1. ¿PREPARADO...?
Empiece por usted mismo.
¿Quién es usted? Sepa con claridad cuáles son sus habilidades, intereses, necesidades e ilusiones.
2. ¿...LISTO...?
Averigüe qué hay en el mercado laboral.
¿Qué clase de empleo se ajusta a sus características personales? ¿Qué recursos puede encontrar en su ciudad que le ayuden a alcanzar sus objetivos?
3.¡YA!
Ponga en práctica su plan.
¿Qué pasos tiene que seguir para conseguir el mejor empleo para usted?
1. ¿PREPARADO...?
Empiece por usted mismo.
Para encontrar un trabajo satisfactorio tiene usted que empezar por usted mismo. Elabore un perfil personal, una autoevaluación. ¿Cuáles son sus intereses, cualidades, preferencias e ilusiones? ¿Qué desea y qué necesita en un empleo? A medida que vaya leyendo esta guía, vaya también pensando en sus intereses propios, en qué le gusta y qué no le gusta. Saber claramente qué cosas no quiere puede ser tan importante como saber lo que sí quiere. Pregúntese las cosas siguientes:

• ¿Qué me parece importante en un empleo?

El entorno, cuánta supervisión hay y con qué estilo se efectúa ésta, posibilidades de aprendizaje, cultura de trabajo, situación geográfica, sueldo y beneficios, oportunidades de avance, independencia, respeto, organización del trabajo...

¿Qué me motiva para trabajar?

El dinero, conocer gente, hacer amigos, ver el resultado de mi esfuerzo, trabajar por una causa, usar mi talento y mis habilidades, la independencia...

¿Qué experiencias vitales han creado quién soy y lo que puedo ofrecer como trabajador?

Haber vivido en varios lugares o haber viajado; proyectos o cursos realizados en la escuela o la universidad; grupos o actividades en los que participo; voluntariado u otra experiencia laboral; aficiones; relaciones personales íntimas; conocimientos técnicos o específicos; funciones o experiencias en su familia...

¿Cómo aprendo mejor?

En una clase, con un profesor personal, con enseñanza por escrito o hablada, en pequeñas cantidades, con demostraciones prácticas, con reuniones de supervisión, con un mentor personal...

¿Qué clase de apoyo especial necesito en un empleo?

Un supervisor y supervisiones diarias, orientación en el trabajo, modificaciones del trabajo que me lo faciliten, tecnología de apoyo, supervisión semanal, apoyo de gente en mi misma situación, un mentor en mi lugar de trabajo, reuniones fuera del trabajo, ayuda sobre gestión del tiempo y fijación de prioridades...

¿Qué clase de tareas quiero hacer (y no quiero hacer) en mi empleo?

Repetitividad o variedad, estar sentado, estar parado o moverme mucho, trabajo en equipo o individual, trabajo físico, grado de contacto con otros compañeros o con clientes, usar computadora, diligenciar documentos, viajar...

¿Cuál sería mi empleo ideal? ¡Vamos, todos tenemos un ideal! ¡Todo vale! ¿Qué es lo más atractivo de ese empleo ideal? ¿Cómo podría aplicar esa idea al desarrollo de su vida profesional?

Veamos… ¿entonces usted quisiera ser el propietario de los New England Patriots?... ¿Y por qué? ¿Para ser rico? ¿Para tener poder y control? ¿Por la fama y la popularidad? ¿Por la competición y el desafío? ¿Le apasiona el fútbol? ¿Se le da bien el deporte? ¿Tiene un sentimiento de orgullo y lealtad a su tierra?
Autoevaluarse implica revisar sus habilidades y sus experiencias, pero no es sólo eso: también se trata de reconocer cuáles son sus ilusiones. Son esas ilusiones las que pueden determinar su planificación del futuro. El punto de partida debe ser siempre creer en usted mismo y en sus cualidades.
Técnicas de autoevaluación
Hay varios métodos de autoevaluación.
Si usted prefiere...
... echar un vistazo a otros recursos:
Hay muchos libros excelentes sobre el desarrollo profesional que contienen ejercicios de autoevaluación. Uno de ellos se llama What Color Is Your Parachute y su autor es Richard Nelson Bolles. Además, hay sofware interactivo y herramientas del Internet muy fáciles de usar que le pueden ayudar a conocerse mejor y comprender qué empleos posibles se ajustan más a sus habilidades e intereses. Estos recursos puede comprarlos o, si no, buscarlos en la biblioteca pública, en el centro de orientación profesional de la universidad (career center) o en el One-Stop Career Center de su ciudad.
==
Los One-Stop Career Centers

Los One-Stop Career Centers (“centros especiales de desarrollo profesional”) se encuentran por todo el país y ponen a su alcance varios servicios de desarrollo profesional y búsqueda de empleo. Hacerse miembro es gratis y uno puede apuntarse en más de un centro. Estos centros están obligados a cubrir las necesidades de sus miembros. Si necesita ayuda para beneficiarse de estos centros, tráigase consigo a quien necesite. Visite los centros con frecuencia y aproveche sus recursos y actividades permanentes:

• Ofertas de empleo

• Computadoras con conexión al Internet

• Información sobre las distintas opciones de empleo y desarrollo profesional

• Grupos de apoyo a desempleados

• Eventos con empresas, como ferias de empleo y selecciones de personal

• Seminarios sobre temas laborales, p.ej. cómo preparar su curriculum vitae (résumé) o cómo comportarse en una entrevista de trabajo

• Información sobre formación profesional, ferias de empleo y seminarios sobre empleo
Si no sabe dónde tiene el One-Stop Center más cercano, averígüelo en el “Localizador de Servicios en el País” (www.servicelocator.org) o por teléfono: (877) 872-5627; TTY (877) 889-5627.
==
Si usted prefiere...
... conseguir la ayuda de personas que ya están en su vida:
Usted quizá prefiera recibir ayuda de un “equipo personal de desarrollo profesional”: un grupo de personas que lo conocen bien y pueden ayudarle a reunir información sobre usted mismo y sobre sus opciones. Quienes le rodean pueden ofrecerle una perspectiva diferente, porque ven sus cualidades y sus puntos fuertes, cosas que usted no ve. Así, quizá haya aspectos en su vida, por ejemplo su pasión por la cocina refinada, que implican ciertas habilidades que usted podría aplicar en diversos empleos. Además, es posible que sus conocidos tengan a su vez otros conocidos y contactos que podrían servirle de ayuda. Usted mismo elige quién forma parte de su “equipo personal”: pueden ser sus familiares, amigos, antiguos jefes, compañeros de trabajo pasados o actuales, vecinos y profesionales varios. El criterio principal es que sean personas que tengan confianza en usted y en su capacidad para conseguir lo que se proponga.
Usted puede obtener información de su “equipo personal” hablando con cada uno de ellos o reuniéndolos para planificar su futuro. Si opta por una reunión en la que proponer ideas, es importante que una persona cumpla la función de moderador del debate. Esa persona puede fijar ciertas reglas y dar a todos la ocasión de proponer ideas y dar sugerencias. Y lo más importante: usted debe ser el tema principal. Se trata de su vida, de su búsqueda de empleo y de alcanzar sus ilusiones.
Si prefiere...
... trabajar con un profesional:
Un asesor laboral (career counselor) o un consejero de reincorporación laboral (vocational rehabilitation counselor) puede orientarle sobre su futuro profesional, haciendo lo siguiente:

• Recomendarle técnicas de evaluación y aplicárselas para averiguar qué le gusta, que le disgusta, qué prefiere... y recomendarle tipos de empleos y entornos que podrían ajustarse a sus características. Esta evaluación puede aumentar enormemente su conocimiento de sí mismo y darle nuevas ideas de desarrollo profesional.

• Ayudarle a no perder la motivación.

• Informarle sobre las tendencias del mercado laboral.

• Ayudarle a conocer mejor algunos temas personales, p.ej. su potencial de aprendizaje y sus necesidades de adaptación de un trabajo a sus circunstancias.

• Ayudarle a sacar el máximo provecho a su “equipo personal de desarrollo profesional”, orientándole quizá sobre cómo coordinarlo, organizarlo y moderarlo.
Usted puede encontrar asesores laborales profesionales en varios lugares: en la agencia de reincorporación laboral de su estado (vocational rehabilitation agency), en los servicios orientativos (career services) de cualquier universidad, en cualquier One-Stop Career Center o algún asesor profesional privado. Si conoce a alguien que haya usado estos servicios, pregúntele.
==
Las agencias de reincorporación laboral (Vocational Rehabilitation Agencies)
Cada estado cuenta con una agencia pública de reincorporación laboral, llamada “Vocational Rehabilitation Agency” (en adelante “VR”). Estas agencias ayudan a personas discapacitadas que cumplan ciertos requisitos a encontrar un empleo adecuado. A grandes rasgos, las VR trabajan de dos formas. Primero, dan servicios directamente a personas, tales como consejería, planificación y evaluación laborales. Segundo, financian a otras organizaciones locales y a empresas privadas para que intensifiquen los servicios que hay al alcance de los desempleados, p.ej. ofrecer empleos o dar orientación laboral. Además, a veces financian estudios en universidades, escuelas u otras actividades formativas. Para más información, vea la página www.nchrtm.okstate.edu/pages/state_vr.html ó vea la sección del gobierno estatal en el listín telefónico.
==
Cualquiera que sea el sistema que usted elija, es fundamental para su futuro profesional que haga una autoevaluación, porque le suministra un punto de partida. Hecho esto, será hora de pasar al “¡Listo!” y concentrarse en opciones profesionales que se ajusten a su caso personal.
==
El sueño de Jaime
Desde pequeñito, Jaime siempre sintió fascinación por el transporte público. Cada verano sus papás lo enviaban a un campamento de verano y él aprendió a ir y regresar a casa utilizando el autobús público (no le atraía usar la camioneta que venía a recogerlo a casa para llevarlo al campamento). En la escuela secundaria consiguió un trabajito de cuatro meses en el Servicio Público de Transporte de su estado. Disfrutaba de aquel empleo y acabó memorizando todas las rutas de transporte público del estado. Sin embargo, años después, cuando quiso encontrar un trabajo de jornada completa no había ningún empleo en ese Servicio. Pero Jaime no se conformó con aceptar cualquier otro empleo: decidió abrir su propio negocio de orientación para personas viajeras. Con la ayuda de su familia elaboró un plan empresarial. Consiguió una ayuda del estado y contrató a María para que le ayudase. Más que una ayudante, María es su socia en la empresa. Sus habilidades se complementan a la perfección. Jaime ayuda a la gente a ser más independiente y a encontrar trabajo explicándoles cuál es el mejor itinerario para llegar al trabajo, tomando todos los autobuses que haga falta. Además, hace publicidad de su negocio dando charlas y participando en comités de transporte. Por su parte, María se encarga del papeleo necesario para las autoridades. Este año Jaime ha ampliado su negocio actuando como consultor para entidades estatales y privadas sobre por qué su pasión, el transporte, es importante para las personas discapacitadas. Jaime se empeñó en cumplir su sueño y, gracias una planificación imaginativa y flexible, ahora puede presumir de tener su propio negocio.
==
2. ¿...LISTO...?
Averigüe qué hay en el mercado laboral.
Gracias a que ha empezado por usted mismo, ahora conoce su perfil personal. Ahora es el momento de averiguar qué posibilidades hay que se ajusten a sus habilidades, intereses y preferencias. Piense en la gente que tiene ese “empleo ideal”: ¿qué hacen en realidad cada día? ¿Qué empresas pueden ofrecerle ese empleo?
Es hora de reunir muchísima información, de diversas maneras, para entender con claridad y a la perfección qué hay a su disposición. Aún estamos en una fase de investigación, pero quizá le lleve a encontrar un trabajo que usted quiera. ¡Recuerde que siempre hay que dar la mejor impresión! ¡Nunca se sabe!
¡No se salte esta fase! A veces quienes buscan trabajo piensan que ya han dedicado mucho tiempo a pensar en su “perfil personal” y que es hora de encontrar trabajo. Es muy tentador lanzarse a la fase del “¡Ya!”, pero es contraproducente. En realidad, dedicar un tiempo a enterarse de cómo es el mercado laboral le servirá para asentar ciertas bases que le ayudarán de varias formas:

• Investigar sobre una profesión le permite estar más preparado.

• Averiguará cuáles son las mejores compañías en las que trabajar.

• Comunicarse con otras personas hace que se sepa su nombre y aumenten sus oportunidades.

• Reunir información puede darle ideas que no se le habían ocurrido hasta entonces.

• Estará mejor preparado para negociar las ofertas de empleo si sabe qué sueldo y qué beneficios puede conseguir con cada opción.

• Sabrá qué conocimientos y habilidades se exigen en esa profesión, información que le ayudará a planificar mejor su estrategia para hacerse publicidad.
Cómo investigar el mercado
Comunicarse con los demás
La idea es hablar con la gente que conoce para conseguir ideas o que le den contactos útiles. La clave para que su búsqueda sea rápida y eficaz no es sólo qué sabe hacer, sino a quién conoce. Comience por hablar con personas que trabajen en algo similar a lo que usted esté investigando. Dígales en qué está interesado. Pregúnteles qué piensan y con quién podría usted hablar. Nunca se sabe quién sabe información útil que le facilite la búsqueda. No lo dude y hable con toda persona con quien se relacione con frecuencia:

• Entorno familiar = familiares, amigos, vecinos, compañeros de clase, jefes o compañeros de trabajo anteriores o actuales...

• Entorno profesional = profesores pasados o actuales, consejeros y profesionales de servicios sociales, médicos, dentistas, contables, agentes de seguros, etc.

• Entorno local = servicios que usted utilice, por ejemplo el banco, el supermercado, el videoclub, la farmacia, la escuela, la peluquería, los restaurantes, el gimnasio, la iglesia o sinagoga u otras asociaciones a las que pertenezca.
Las entrevistas informativas
Hay una clase específica de investigación que llamamos la entrevista informativa. Ésta le permite averiguar cosas sobre un negocio o una profesión sin sufrir la tensión de la entrevista de trabajo típica. Puede preguntar, por ejemplo, en qué consiste un puesto de trabajo a diario, qué hay que hacer y qué tendencias se observan en la profesión. No olvide pedir más contactos que le permitan averiguar más cosas. Así conseguirá nombres de empresas donde conseguir más entrevistas informativas, una entrevista de trabajo, ¡o incluso contactos que le acaben ofreciendo un empleo!
La experiencia
Hay muchas formas de aumentar su experiencia laboral y sus habilidades. Por ejemplo, el voluntariado (volunteering) o las prácticas laborales (internships) le permiten experimentar de primera mano cómo es trabajar en determinado lugar. La observación en persona (job shadowing) le permite ver cómo trabaja otra persona y comprobar si ese empleo es lo que usted quiere. Además, existen empresas de trabajo temporal con las que puede probar distintos empleos por poco tiempo, pero ganando un sueldo.
También es posible que usted no tenga mucha experiencia laboral y no esté seguro de qué trabajo quiere o sabe hacer. Entérese de si hay algún “programa de exploración profesional” (career exploration program) en su zona. En esos programas se puede experimentar un trabajo en lugares de trabajo reales y poner a prueba sus capacidades, conocimientos e intereses. Quizá le ofrezcan la ocasión de seguir a otro empleado durante su jornada o desempeñar el trabajo que piensa que quiere. La propia búsqueda de empleo suele ser parte de estos programas, en forma de entrevistas informativas, visitas a empresas y consultas sobre empleos en su zona. Quizá tenga ocasión de reunirse con un job coach (asesor laboral), un job developer (asesor de iniciativas laborales) o un employment specialist (experto laboral), personas que le ayudarán a saber cuál es el mejor puesto de trabajo para usted.
Las fuentes de información
El Internet y los centros de orientación profesional, como los “centros de orientación profesional” de universidades (career centers) y los One-Stop Career Centers públicos son medios estupendos para obtener grandes cantidades de información sobre el mercado de trabajo. Hoy en día casi todas las empresas tienen su propio website donde informan sobre quiénes son y a qué se dedican. En cuanto a los career centers, elaboran documentos acerca de empresas, posibles cursos de formación profesional, tendencias, ofertas de empleo y contactos útiles. Además, si está pensando en estudiar un tema específico o aprender alguna profesión, ahí pueden informarle sobre universidades y programas de estudio.
El mentor
Otra manera de ampliar sus miras a la hora de plantearse distintas opciones profesionales es buscarse un mentor, alguien ya experimentado en el tema que le interesa y que pueda aconsejarle. Dicho mentor puede orientarle con respecto a cómo ampliar sus conocimientos sobre un tema, ayudarle a tomar decisiones y proponerle estrategias. Debe ser una persona con quien tenga confianza suficiente para compartir sus esperanzas, ilusiones y sentimientos de frustración. Además, el mentor debe tener una actitud abierta, comprensiva y de apoyo.
3. ¡YA!
Ponga su plan en práctica.
Ahora que ya sabe bien lo que está buscando y que ya ha averiguado qué oportunidades profesionales tiene a su alcance, es hora de “venderse” y mostrarse radiantemente ante los demás como la persona valiosa y productiva que es.
Su estrategia de búsqueda de empleo tiene que ser individualizada y especial, como usted. Aquí tiene algunas recomendaciones que tener en mente:

• Manténgase fiel a su objetivo último y a sus valores. No permita que ni sus familiares, ni sus amigos ni nadie le desmotive ni le haga cambiar de objetivos, aunque esas personas le hablen con la mejor intención.

• Al mismo tiempo, esté abierto a información e ideas nuevas. Nunca se sabe dónde le pueden llevar.

• En la búsqueda, válgase de diversas técnicas. Recuerde que, quizá, la oportunidad con la que usted sueña no se anuncia en ninguna parte. Cada vez más empresas contratan a personal nuevo a través de sus empleados. Además, el contacto cara a cara puede ser más eficaz que un llamado telefónico: las empresas le ven directamente y hay más probabilidades de que sean receptivas y conversen con usted.

• Sea realista. Sepa a qué cosas puede renunciar y a cuáles no. Tendrá que conseguir ciertas herramientas y medios y elaborar una estrategia de mercadeo. Su objetivo es mostrar a las empresas que usted es la persona más indicada para cubrir sus necesidades.
Escriba (o actualice) su currículum vitae y su lista de personas de referencia
Al escribir su currículum vitae (résumé) hay que enumerar todas las habilidades y conocimientos que usted aportaría a una empresa. Esta es una buena manera de iniciar la búsqueda de empleo.

• No olvide tener siempre a mano copias de su currículum para dárselo a quien convenga.

• Poco tiempo después de dar a alguna empresa su currículum, pida una contestación. Es una forma elegante de contactar con gente e involucrar a muchas personas en su búsqueda.

• Mantenga actualizadas sus referencias personales y avise a esas personas de que quizá les llamen empresas preguntando acerca de usted.

• Haga una evaluación-revisión pasados tres meses si aún no ha conseguido ninguna entrevista.
Investigue el mercado
Consiga información acerca de las empresas para personalizar sus cartas, conversaciones y entrevistas; no mande a todo el mundo la misma carta. Esto requiere mayor esfuerzo, pero puede darle ventaja sobre otros posibles competidores.
Prepárese para las entrevistas y las reuniones con contactos y personas de apoyo

• Consulte el Internet, algún career center o a algún especialista y consiga una lista de preguntas comunes para entrevistas de trabajo. Practique mentalmente cómo contestaría a cada una de ellas.

• “Hábleme un poco sobre usted”. Redacte (y practique) un “mensaje comercial” de 60 segundos en los que explique quién es usted, qué busca y que ofrece.

• Mantenga todas sus anotaciones y currículums, etc. en una carpeta pulcra y ordenada. Proyectará una imagen de persona bien organizada y confiada. Recuerde que la primera impresión es muy importante.

• Piense en cómo hablará acerca de su discapacidad, si es que piensa hacerlo. ¿Qué ventajas y desventajas tiene el hablar abiertamente sobre su discapacidad? ¿Es visible su discapacidad? Si necesita alguna ayuda especial, ¿la tendrá durante la entrevista? ¿Sería mejor no hablar sobre el tema hasta que le ofrezcan el trabajo?

• Tenga una actitud positiva. Practique entrevistas con sus amigos, familiares o servicios públicos.

• Si no sabe cómo llegar al lugar de la entrevista, pida indicaciones precisas e información sobre los medios de transporte necesarios. Si lo considera necesario, haga un viaje de prueba.

• Vístase adecuadamente. Tenga la ropa limpia y lista la noche anterior a la entrevista.

• Tenga siempre suficientes notas de agradecimiento (thank-you notes). Envíe una nota de agradecimiento poco tiempo después de cada reunión o entrevista informativa o de trabajo. Si tiene problemas de gramática u ortografía, pida a alguien que le corrija su nota.
Prepare una carpeta de trabajos
Quizá el currículum tradicional no baste en su caso y quiera presentar información adicional. La solución puede ser preparar una carpeta o un cuaderno. Si usted tiene impedimentos físicos o que afecten a su capacidad de comunicación oral, esta carpeta puede facilitar mucho la comunicación con su entrevistador. Como se dice muchas veces, una imagen vale más que mil palabras.

• Puede usar un álbum de fotos, una carpeta con anillas o un álbum de recortes.

• Puede redactar respuestas a preguntas típicas de una entrevista, es decir, una versión más minuciosa del “mensaje comercial” de 60 segundos.

• Incluya todo material o documento que demuestre su talento y sus habilidades: publicaciones propias, composiciones o escritos, cartas de recomendación, premios, diplomas o certificados, expedientes académicos (transcripts), cartas de agradecimiento de colegas o clientes, reportes de rendimiento, etc. Concéntrese en aquellas cosas que guarden relación con su objetivo profesional o laboral.
Desarrollar su carrera profesional no consiste simplemente en seguir una línea recta. A veces se sentirá frustrado o estancado. A veces sentirá que sus actividades giran y toman desvíos inesperados. A medida que aprenda más y más cosas, a veces verá que hay que retroceder hasta algo que ya hizo. Por ejemplo: cuando haya empezado la fase de “Averigüe qué hay en el mercado laboral” podría notar que tiene que revisar su fase de “Empiece por usted mismo” porque se dejó algún elemento o porque ha cambiado o pulido sus objetivos. No se olvide de buscar desde el principio el apoyo de otros desempleados, compañeros de trabajo, familiares, amigos y grupos profesionales de apoyo. Fíjese objetivos alcanzables y dése una recompensa cada vez que consiga un logro. No deje de comunicarse con sus contactos y participe en el One-Stop Career Center más cercano. No actúe con precipitación: dése tiempo y flexibilidad, avance con paso lento pero seguro y, si es necesario, redefina sus metas.
- - - - - - - - - - - - -
¡Felicitaciones! ¡Todo su esfuerzo y planificación mereció la pena! Ha encontrado un empleo y se ha adaptado bien a él. No olvide dedicar un tiempo para dar las gracias a todas aquellas personas que le ayudaron durante el proceso. Y comparta sus experiencias con los demás: quizá le sorprenda ver cuántas cosas ha aprendido y cuánto puede ayudar a otras personas.
Ahora lo principal para usted debe ser esforzarse al máximo en su nuevo empleo. ¿Cómo puede conservar su éxito y, al mismo tiempo, sacar la máxima satisfacción de su empleo? Recuerde lo siguiente:

• Pida toda la ayuda que necesite.

• Conozca a sus compañeros de trabajo y, si puede, haga algún amigo.

• Dése a conocer en su empresa: participe en algún comité o en algún evento.

• Muestre iniciativa y motivación: proponga ideas o hágase cargo de algún proyecto especial.

• Promueva activamente sus intereses y su desarrollo profesional.

• Conserve sus contactos personales y profesionales: el paso siguiente es seguir avanzando en su profesión.
==
La historia de Julia
Julia padece parálisis cerebral, va en silla de ruedas y utilice un aparato para comunicarse. Hace tres años se graduó en Inglés, habiendo obtenido también conocimientos teóricos y prácticos de arte dramático. Desde entonces no ha conseguido encontrar empleo. Su ilusión es llegar a ser actriz o directora de teatro, pero su meta profesional actual es encontrar algún empleo como escritora o correctora.
Se le presentó la ocasión de participar en un programa de experiencia laboral en el que probó dos entornos de trabajo diferentes: el primero, como ayudante de redacción del Departamento de Relaciones Públicas; el segundo, como ayudante de administración de web en otro departamento de la misma empresa.
Contando con la ayuda de su nuevo equipo de apoyo laboral, Julia se reunió con el asesor de iniciativas laborales (job developer), el consejero de reincorporación laboral (vocational rehabilitation counselor), el supervisor de la experiencia laboral, su familia y su ayudante de cuidados personales para, todos juntos, planificar su desarrollo laboral personal. Aprovechó muy bien esta reunión y, además, consiguió cartas de recomendación de supervisores laborales anteriores y antiguos profesores en las que exponían su opinión sobre las cualidades y las habilidades de Julia y le proponían diversas opciones laborales, contactos específicos y fuentes de información que podía investigar. Julia y su asesor mantuvieron el contacto con todas estas personas y fueron encontrando a otras personas con quienes podían hablar. Una de las consecuencias de este proceso fue que consiguió una evaluación personal sobre tecnologías de apoyo que le permitió obtener modernos aparatos que le ayudaron a aumentar su productividad y su comunicación en el entorno laboral.
Así pues, decidió elaborar una carpeta que diera muestra de todos sus estudios y trabajos anteriores, sus intereses y muestras de su capacidad de escritura. Esta carpeta le resultó de enorme ayuda, pues demostraba su motivación, su talento y su capacidad. Con ella consiguió alguna entrevista.
En la actualidad, Julia tiene una larga lista de ideas creativas para encontrar empleo y muchas pistas que seguir. Gracias a su energía y a su actitud positiva, y con su nueva red de contactos y todas estas nuevas ideas, ¡encontrar el trabajo que desea es sólo cuestión de tiempo!
==
RECURSOS
Libros sobre desarrollo profesional y búsqueda de empleo:
101 Ways to Power Up Your Job Search. J. Thomas Buck, William R. Matthews, Robert N. Leech, 1997, McGraw-Hill.
The Career Guide for Creative and Unconventional People. Carol Eikleberry, Ph.D., 1995, Ten Speed Press.
What Color is Your Parachute: A Practical Manual for Job-Hunters & Career-Changers. Richard N. Bolles, 2002, Ten Speed Press (updated yearly).
Job Search Handbook For People With Disabilities. Dr. Daniel J. Ryan, 2000, Jist Publishing.
Recursos de evaluación y exploración profesional:
El “America's Labor Market Information System” y el “America's Career Kit” cuentan con varias fuentes excelentes:

• America's Career InfoNet (www.acinet.org) incluye gran cantidad de información sobre tendencias profesionales, salarios y el mercado laboral nacional y de su ciudad.

O*NET Online (http://online.onetcenter.org/) es una base de datos que explica una gran variedad de profesiones, las cualidades necesarias y sus posibilidades salariales.

• Las herramientas de exploración y evaluación profesional de O*NET (“Career Assessment and Exploration Tools”, que incluyen:
Interest Profiler (“analizador de intereses personales”): herramienta de exploración profesional y autoevaluación con la que los usuarios pueden ver cuáles son los campos profesionales que mejor se ajustan a sus intereses personales.
Work Importance Locator (“evaluador de prioridades laborales”): otra herramienta de autoevaluación laboral que le aclara qué le parece lo más importante en un empleo.
Ability Profiler (“analizador de habilidades”): análisis de habilidades creado como herramienta de exploración y consejería profesional que mide nueve habilidades importantes para un empleo.
Para más información sobre las herramientas de O*NET, vea www.onetcenter.org/product/tools.html
Publicaciones de ICI: (visite www.communityinclusion.org)
One-Stop Centers: A Guide for Job Seekers with Disabilities. Tools for Inclusion, November 2000. Order #TO10
Networking: A Consumer Guide to an Effective Job Search. Tools for Inclusion, January 1999. Order #TO7
Stories of Success: Using Networking and Mentoring Relationships in Career Planning for Students with Disabilities and their Families. Tools for Inclusion, February 2001. Order #TO12
Agradecimientos
Los autores desean dar las gracias a los siguientes empleados y consultores del Institute for Community Inclusion por su ayuda en esta publicación: Cindy Thomas, Danielle Dreilinger, Susan Foley, John Butterworth, Kristin Fichera, Carol Menton, Lora Brugnaro y Jennifer Ricci.
Para más información, contacte con:

Melanie Jordan

Institute for Community Inclusion

UMass Boston

100 Morrissey Blvd.

Boston, Massachusetts 02125

(617) 287-4300 (voz) - (617) 287-4350

melanie.jordan@umb.edu

www.communityinclusion.org
Elaborado por el proyecto Working Solutions del Institute for Community Inclusion, financiado por el Departamento de Educación de los Estados Unidos, dotación presupuestaria nº H235A980216; con el apoyo del National Institute on Disability and Rehabilitation Research (NIDRR) del Departamento de Educación (dotación nº H133B980037) y de la Office of Disability Employment Policy del Departamento de Trabajo de los Estados Unidos. Las opiniones expresadas en esta publicación son propias de los beneficiarios de las dotaciones presupuestarias indicadas y no tienen por qué corresponderse con las posturas defendidas por el Departamento de Educación ni el Departamento de Trabajo de los Estados Unidos.
Esta publicación está a su disposición en otros formatos si los solicita.

similar:

Recursos para la integracion iconRecursos y buscando incorporar conceptos de integración entre los seres humanos y el entorno. La

Recursos para la integracion iconIntegración escolar, la armonía, la participación, la cooperación...

Recursos para la integracion icon“desarrollo de ingeniería básica, ingeniería de detalle, integración...

Recursos para la integracion iconComisión para la Elaboración del Proyecto de Ley de Reforma, Actualización e Integración del

Recursos para la integracion iconRecursos educativos para el propósito de hacer la enseñanza culturalmente relevante para sus

Recursos para la integracion iconRecursos Para

Recursos para la integracion iconRecursos para el aprendizaje

Recursos para la integracion iconRecursos para el docente. 10

Recursos para la integracion iconRecursos para el aprendizaje

Recursos para la integracion iconRecursos para el aprendizaje


Medicina





Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com