Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo




descargar 264.92 Kb.
títuloEste es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo
página1/6
fecha de publicación02.02.2016
tamaño264.92 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Documentos > Documentos
  1   2   3   4   5   6
G E O R G E S O H S A W A

Prefailles 1962

Presentación:

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo.

Mauricio WAROQUIERS, quien fue un pionero e incansable traductor de libros de macrobiótica del inglés y el francés al español durante más de 30 años, tuvo la gentileza de traducir este material que le llegó probablemente de Europa, a mi solicitud, sin pedir nada a cambio, simplemente por el hecho de contribuir a difundir la obra del Maestro Ohsawa a quien Mauricio admiraba profundamente.

Sabiendo de mi pasión por sus escritos me lo tradujo y envió simplemente para que lo compartiera con quien quisiera aprovechar la magia y la sabiduría de este gran maestro. Así, que lo transcribo letra por letra para aquellos que lo leerán y que lo compartirán con otros que sean capaces de comprenderlo y aprovecharlo. Estas enseñanzas poseen claves muy poderosas y prácticas para crear una vida feliz, saludable y magnífica. A veces habrá que leer y volver a leer a Ohsawa para poder captar su enseñanza, pero si somos lo suficientemente tenaces, terminaremos por captar su mensaje y una vez aplicado en nuestra vida cotidiana comprenderemos la magia y el inmenso poder transformador de la filosofía macrobiótica.

Martín Macedo

Montevideo, 8 de enero de 2012

CONFERENCIAS DEL PROFESOR OHSAWA

11 de julio de 1962 (de mañana)

Me siento muy feliz por tenerlos a todos aquí. Este es el séptimo campamento. Ya conocen ustedes el significado de 7. Hemos llegado al séptimo cielo. Cuidado con caerse. En nuestro campamento de la séptima etapa debe haber mucha seriedad. Creo que por primera vez desde el comienzo es nuestro campamento más serio. Quizá sea el último, porque es el séptimo. Quizá el año que viene el mundo ya no exista, ya que todo lo que comienza tiene fin. En primer lugar nuestros estudios deben ser prácticos, luego teóricos. De otra manera la teoría es nula.

Antes de todo, veamos qué es el frio. El frio es muy importante desde los puntos de vista biológico y fisiológico. Es lo que da todas sus formas a los árboles, flores, hojas, aves, etc.…En otros tiempos todo estaba expandido; por la acción del frio todo se contrajo más y más, yanguinizado por el frio. Para estar en buena forma deben ustedes comprender lo que es el frio, vistiéndose lo más livianamente posible, hasta temblar de frio. El frio es más importante que el calor. ¿Hasta qué punto? Por favor que alguien ofrezca un ejemplo.

R – El frio conserva, el calor corrompe.

G.O. – Si. Cuando operan el corazón deben congelar al paciente, y luego vuelve a vivir.

Pero a partir de 50° de calor uno se muere. Los microbios se conservan en el frio durante decenas de años, pero expuestos al sol se mueren enseguida. Podemos soportar 50° bajo cero y aún menos. El frio es muy interesante. De modo que debemos conocerlo todo y comprender todos los significados. Los occidentales son buenos observadores, logran muchos descubrimientos, pero no comprenden sus significados. Hace 200 años que se conoce la ley de Newton, pero desconocen el significado de gravitación y peso. Ese es nuestro cometido, debemos aprender a pensar. Aquí en occidente ven pero no piensan. Antiguamente en extremo oriente se pensaba y se meditaba, buscando la verdad que todo lo une. Los occidentales se encuentran en las antípodas de los orientales. Yo me encuentro en el medio, europeizado desde mi infancia, pero en el fondo me mantengo oriental. Por eso puedo servirles como intérprete.

La mentalidad japonesa es muy distinta a la vuestra. Estudien aquí japonés. En primer término nuestra tarea debe ser práctica, luego adquirir ese arte de pensar. Ustedes no piensan. Ahora no me interesan los enfermos, los abandono. Ya les di mis secretos con los cuales pueden todos curarse. “Más grande la faz, más grande el dorso”. “Más grande la enfermedad, mayor la felicidad”. Estoy cada vez más convencido, sobre todo después de estar dos días con vosotros, que si uno es infeliz, es solamente por su culpa. Todos ustedes conocen el Yin y Yang tan bien como en la antigüedad, ya que tienen los artículos “el “y “la”: el sol, pero ¿por qué “el”?, la luna, ¿pero por qué “la”?

En este campamento debemos resolver tres problemas.

  1. Formar consultores macrobióticos diplomados.

  2. Formar cocineros macrobióticos diplomados.

  3. El estudio del idioma japonés en 10 días, si es que desean ir al Japón que ahora está muy cerca. Gracias a la velocidad podréis vivir por más tiempo, sobre todo gracias a la comprensión que deriva de nuestra forma de pensar. Allá en Japón aprendemos desde la escuela primaria cómo pensar y diferenciar al Yin y Yang.

Esta noche vienen dos americanos del norte. Uno de ellos es canceroso, atacado por el cáncer más grave. Fue operado dos veces en Johannesburgo, y luego 6 veces en Londres, allí por el mejor médico de Londres quien lo abandonó. Le dije que en tres meses estaría curado. Se fue al Satori. Desde hacía un mes tenía unos 50 tumores violetas y duros, que se pusieron colorados, hinchados, descargando pus y sangre: descomposición natural. El Dr. M. le había dicho que en un mes habría una explosión por la cual eliminaría todos los venenos inyectados, lo que ocurrió. Anteayer fueron a pasearse a Bruselas, mientras que yo iba a Duimbergen para verlos. Allí los esperé, luego me fui y los encontré a mitad del camino. Ayer me llamó por teléfono y me dijo que su esposa estaba resfriada. Cometieron desvíos. Cuando se es macrobiótico, la reacción es muy rápida. Si uno está enfermo no se nota, porque ya está lleno de venenos. Si echamos una gota de tinta negra en agua pura, se la ve, pero si echamos 10 gotas en el agua parduzca, no se ve. A veces, la reacción se produce en unos minutos.

Los dejo libres, hagan ustedes los desvíos que quieran, pero a veces hay peligro de muerte.

Por teléfono también me dijeron que la esposa llora y también su esposo porque estoy lejos. Les digo que no han comprendido, son como niños mimados, no entienden que ellos mismos se estaban curando. Pero dependen de mí. Les dije que si era así que no debían venir a Prefailles, porque estaban tan ciegos. Creo que eso les causó un gran impacto. Así que espero que vengan y que se cuiden.

Todos pueden preguntarme lo que sea sobre nutrición: yo los critico, les puedo regañar, y es mi consulta. Siento mucho que cometan faltas. Es porque no puedo convencerlos, eso me entristece.

¡Qué felicidad encontrarme con ustedes una vez más! ¡Qué alegría este cielo azul! Una cosa me asombra. Después de haber pasado diez años fuera de Japón, todavía me extraña la comprensión de los occidentales. Os han educado a no pensar, sólo a obedecer a los dirigentes o bajo el látigo de la ley. ¡Observáis la justicia, pero la justicia es la nuestra! Cuando Buda empezó a enseñar el Budismo luego de cuarenta años de meditación, lo atacaron; le tiraban piedras, pero cada una se transformaba en un pétalo de loto o de plata, entonces todos se precipitaban. Si tienen ustedes el Principio Unificador y la Macrobiótica, al comienzo los atacarán y luego todo se transformará en oro y plata y vendrán a agradecerles. Si no sois justos, no os atacarán. Soy muy amigo con gente que está en prisión: es gente muy honrada, muy simple. Todo el mundo es honrado y justo en el fondo, lo es aún el mayor malhechor; se hace justicia después del crimen.

He venido muchas veces a Europa para ofrecer el Principio Unificador, lo único que mi pobre país puede ofrecer en cambio de todo lo que les trajeron los occidentales: bombones, chocolate, armas de fuego, gangsters y hasta la bomba atómica. Mi regalo es muy pequeño: Yin, Yang, con 5000 años de vida y aún viviente.

Al principio en Europa no tenía dinero, así que enseñé el judo. Luego importé del Japón el pez dorado, el pez colorado; el verdadero es el rojo brilloso. Ahora es soso. Traje cientos de peces rojos a través del mar Índico. Muchos murieron en el camino, ¡qué tristeza! Lamentaba la muerte de cada uno porque eran mi tesoro. Ya no podía continuar a perderlos inútilmente. Entonces aprendí la anatomía de los peces rojos para saber por qué morían y supe cómo curarlos. Luego era difícil venderlos en París. Iba clandestinamente a los negocios, pero eso no bastaba para ganarme la vida. Por suerte tenía cada día un puñado de arroz para comer, pero no podía continuar así. De modo que enseñé el Bonsái, luego introduje miniaturas de paisajes y las vendía por as calles de Paris. Nadie escuchaba mi filosofía, entonces introduje la acupuntura japonesa y demostré la cura milagrosa. Los médicos se interesaban, pero no pagaban, era inútil. Luego escribí novelas policiales, millones de páginas. Una ganó el premio para novelas policiales, 7000 francos, para mí una fortuna entonces.

Mi primera mujer fue una japonesa nacida en Estados Unidos, estadounidense de nacimiento, o sea totalmente mi opuesta: yo sacrificaba mi vida para salvar a los moribundos y a ella eso no le gustaba, de modo que chocábamos. Gracias a ella pude quedarme en Europa, porque no funcionábamos juntos. De modo que durante mi estadía aquí, me echó de casa. En el Japón uno puede divorciarse individualmente. Siempre fue anti macrobiótica, le gustaban los bombones, los chocolates, los helados, etc. Murió tres años después. En esa época yo había conocido una estudiante en la Sorbona que yo frecuentaba para conocer a medicina, etc.…. Luego me fui, y después de algunos meses me mandó la foto de un bebé: Kasu. Luego en Japón me encarcelaron y fue liberado por los estadounidenses. Traté de buscar a aquella mujer húngara y a mi hijo. Estaba desesperado, pero con fe. Hace 26 años conocí a Lima, de 35 años, estaba enferma y la trataron en muchos hospitales. Me vino a ver. Ahora salvada, se convirtió en mi secretaria, cocinera y mujer. Tratando de descubrir quién era yo, encontró la foto de Kasu, y me dijo: “es nuestro hijo”. Lo registramos en el registro civil dándole un nombre japonés que significa Verdad Única: de modo que ahora tiene dos nacionalidades. Kasu fue macrobiótico hasta los cinco años, es el período más importante. Si uno está aquí es gracias a la madre.

Leí un artículo llamado “La Búsqueda Operacional o Ciencia de la Decisión”. Es muy interesante, es nuestra ciencia, o sea la ciencia del juicio. En ese artículo decía que la lógica es, hoy en día, una rama de la matemática. Se basa cada vez más en abstracciones cada vez más avanzadas. Hasta la extremidad, la abstracción. Es Yin y Yang, de modo que el Principio Unificador es matemático, pero sin el juicio supremo, no se puede utilizar.

La felicidad depende de nuestra conducta; sembramos y cosechamos. La conducta depende de nuestro cuerpo, de nuestra voluntad. Nuestra voluntad depende de nuestra conducta y viene de nuestro juicio. Si el juicio está velado, la conducta es mala, tomamos una dirección equivocada, surge la desgracia y la enfermedad. Entre e juicio y la voluntad está la fe, basada en el juicio: es una síntesis, pero hay siete etapas de juicio. Según el redactor del artículo en “Ciencia y Vida”, está la lógica y los sentimientos.

El único juicio valedero es el séptimo: la verdad. Los otros seis nos guían hacia la desgracia. Si queremos ser felices, hay que pasar por las seis etapas. Si las salteamos llegamos derecho a la desgracia. Durante años de vida conocí muy pocas personas felices, la mayor parte es infeliz. A partir del nacimiento hay que llegar al séptimo juicio. Desde hace 5000 años los orientales han procurado un compás, es el Principio Unificador: Yin y Yang, que he venido para explicar científicamente en todo lo posible, porque son enemigo y extraño a la ciencia (existencialista), mientras que el Principio Unificador es esencialista. Quizá los occidentales me consideren como enemigo, aunque vine a traer felicidad: el compás. La verdadera alegría es conocerse. El dinero o la fortuna no procuran dicha. Procuren la verdadera alegría eterna, infinita, inacabable, porque es gratuita. Pero siempre buscan ustedes algo que cuesta, por creer que lo más caro es lo mejor, mas no es así, es lo peor. De modo que el profesor mejor remunerado es un fonógrafo, pero quien comprende el Principio Unificador y la Macrobiótica es el buscador y es meritorio (¡son tantos los que no comprenden!). Según Lao-Tsé nunca hay que ser profesor. No seáis, el primero, sino el último vencedor. Durante 70 años me han combatido, pero qué gran recompensa, volvió mi hijo. Pero permítanmelo todos, todos ustedes son mis hijos. Sois una familia universal de la cual todos vosotros sois miembros. Y así seréis felices y yo les garantizo la felicidad. El que nos deja, deja la justicia, será injusto y exclusivo. Anoche supimos qué es la justicia por al asunto de M. Yo estaba desesperado porque ningún occidental conoce a justicia que nos da a libertad infinita. Si poseemos e juicio supremo, nuestra comunicación espiritual se establece fácilmente.

JUICIO—(fe)-----VOLUNTAD-------CONDUCTA------FELICIDAD

Juicio nublado----------voluntad----------------conducta-----------------desgracia

12 de Julio de 1962

Somos dualistas, por ejemplo, tenemos dos ojos, pero son diferentes en forma, capacidad, etc. Ocurre lo mismo con las orejas, los labios (de distinto grosor); las manos no se superponen.

La sangre está más o menos compuesta de líquido y sólido. Tenemos un aura invisible, mientras que el cuerpo es visible. Siempre la dualidad.

¿Cómo distinguir un huevo verdadero de uno falso? Un verdadero huevo fecundado es asimétrico, hay yin y yang. El huevo simétrico es falso; hay dos, yin y yang.

¿Cómo distinguir un huevo macho de un huevo hembra? Un huevo muy largo con una punta aguda es macho – hay un predominio de yin que producirá yang.

Kervran encontró algo interesante a propósito del nitrógeno que se encuentra en las proteínas y que es indispensable a todos los animales. Una pérdida del N que ingerimos bajo forma de proteínas puede tener dos destinos:

  1. Tomado por las células y 2) excretado, siendo siempre constante la tasa de excreción.

Kervran constató que cuando suprimimos las proteínas e ingerimos una alimentación sin nitrógeno, seguimos teniendo proteínas de modo que en el organismo hay una formación de N a partir de otras sustancias. Por ejemplo: dando únicamente carbohidratos sin N, siempre hay N en la orina. Esta formación de N se produce en los intestinos.

Kervran realizó una segunda experiencia con una alimentación exclusivamente nitrogénica, y constataba la misma tasa de excreción. Aquí hay una desaparición de N, mientras que en el primer caso hay N sin importación. Aquí se constata una transformación en otra substancia: hidratos de carbono: C y O. De modo que tenemos, en un caso, aumento de N en nuestro cuerpo, y en otro una desaparición.

¿Por qué? Kervran no lo podía explicar. Supuso muchas soluciones, pero no dio en el verdadero significado. Nuestro cuerpo es parecido al ciclotrón que transmuta los elementos con una explosión. Pero en nuestro cuerpo esto ocurre sin explosión ni ruido. ¿Cómo ocurre esta maravilla en nuestro cuerpo? La transmutación se produce a nivel sanguíneo, en la hemoglobina. Los intestinos son la parte más importante. En Japón, durante el verano la gente deja la cabeza y los pies desnudos, pero tapa los intestinos. En Occidente se toman cremas heladas y jugos de fruta fríos, etc. El frio daña a los intestinos, sobre todo a nivel de la hemoglobina. Nuestra hemoglobina puede transformarse en cualquier cosa, los átomos también, y con esta mayor razón las proteínas, grasas y carbohidratos que son combinados.

Con sol, aire y agua podemos vivir sin comer y beber. Ustedes conocen el camino de Lao-Tsé:

Animal-----Humano------Santo------Sen-------Sin (dios)

Sin: un ser entre Dios y Santo.

Nos aproximamos a Sin por la transmutación. Los alimentos son transformados en proteínas en los intestinos gracias a la transmutación.

Yin y Yang: las manos de Dios.

Esa es la vitalidad. Nuestra vida es Dios.

Vivimos con Dios y Dios es la justicia: si no reconocemos la justicia, somos muertos vivientes.

Detesto el conocimiento y la ciencia, prefiero el instinto/intuición en el cual no hay prejuicios.

13 de julio de 1962

Todas nuestras células son ciclotrones que crean cualquier cosa y lo transmutan todo. Los ciclotrones de la ciencia cuestan algunos millardos, pero ustedes no pueden estar sujetos a la fortuna, aunque sois super millonarios. Estáis sujetos a vuestro cuerpo, a vuestra boca sin fondo. Si les gusta tanto comer, cierren la puerta de calle.

Han encontrado ustedes la primera palabra de un gran libro que se llama la Vida. Empezaremos ahora a leer esa gran novela cuya primera línea les divirtió.

Cada mañana, a cada instante, debemos distribuir la alegría que entonces nos retorna.

Si somos avaros, nada distribuiremos. Cuando comemos muchas calorías tenemos sed, entonces bebemos y cansamos el corazón y los riñones. Es una doble pérdida.

Hay una forma de expresarse: “hacerse mala sangre”, lo comentaron en un periódico. Se estudia la acción de los pensamientos sobre el cuerpo, pero no la acción inversa. En la actualidad se constata un acercamiento entre la ciencia materialista y la de la espiritualidad. Pero todo eso es misticismo, hay que ser materialista, determinista.

¿Qué opinan ustedes de Jean Rostand?

Era muy yang, algo extraño en un científico: anda con orejeras, destruyendo a todos los que no comprenden su pensamiento, pero no tiene aún los secretos de la vida. En su conducta hay algo negativo, como con Bertrand Russell.

No saben ellos cómo utilizar la fuerza del enemigo. Se debe aceptar. No resistan ustedes ni siquiera al mal, ni siquiera a los malvados. Pero Rostand resiste ante enemigos que no existen, debéis utilizar cualquier fuerza que os llega.

La mutación es una transformación a nivel genético. La transmutación es una transformación directa de los átomos desde un punto de vista físico nuclear. Para ganar unos “Dan”, deben cumplirse cinco condiciones.

  1. Condición biológica: las seis grandes condiciones de la salud (ver macrobiótica zen).

  2. La voluntad, o sea observando la Macrobiótica mal o bien, un año, dos años, tres años, a pesar de altos y bajos, ya se alcanza el 1° Dan. Cuarto y quinto año: 2° Dan. Sexto y séptimo año: 3° Dan. Octavo y noveno año: 4° Dan. Décimo año: 5° Dan.

  3. Condición teórica, práctica:

50 buenos puntos, son 1° Dan

60 buenos puntos, sois 2° Dan

80 buenos puntos, sois 3° Dan

100 buenos puntos, sois 4° Dan

120 buenos puntos, sois 5° Dan

150 buenos puntos, sois 6° Dan

200 buenos puntos, sois 7°Dan

A partir de 3° Dan sois Consejero Macrobiótico

A partir de 5° Dan sois Consejero Diplomado Internacional

A partir del 7° Dan sois consejero Macrobiótico y Filosófico

Uno de los amigos de Kervran estudió veinte años el N que se encuentra en el aire (4/5) en abundancia. Ese investigador nutrió y examinó gran número de ratas. Cada una tenía un promedio de 5,96g de N en el cuerpo. Les hizo ayunar durante más de una semana, estaban todas vacías. Durante ese ayuno, analizó los excrementos y orinas de las ratas y determinó la cantidad de N eliminado (las ratas no transpiran). Después de una semana, sacrificó todas las ratas. Determinó entonces la cantidad de N remanente en cada rata, que agregó al N eliminado. A pesar de repetidos cálculos minuciosos, constata una pérdida de 0.55g (fue calculada la respiración pero no hay expiración de N). ¿Dónde fue el 10% de menos? Una sola rata por excepción mostró una pérdida del 55% de N. ¿Dónde? ¿Cómo? No se encuentra el N en las orinas ni en los excrementos. La Ciencia refuta esos descubrimientos, en nombre de nada se pierde, nada se crea (Lavoisier), la gran regla sagrada. La Ciencia no acepta el experimento y lo niega desde hace 10 años. El N fue transmutado, es una desnitrificación.

2N (14) --------C (12) más O (16)

Carbono(C) y oxígeno(O) son utilizados para fabricar hidratos de carbono y producir energía.

2x14-------------------12 más 16

28 28

Hasta esa pequeña rata tiene ese poder de transmutar un átomo en otro. De modo que el Hombre posee una mayor capacidad. Estos hechos han sido negados por todos los grandes sabios. Pero el Sr. Besson, presidente de la Academia de Ciencias ha dicho que L. Kervran es más grande que Pasteur.

El secreto, el milagro, es el poder de la transmutación, que depende de la especie.

  1   2   3   4   5   6

similar:

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconPor favor, tómese tiempo para estudiar este capítulo y aprender de...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconSinopsis: Este video lo daremos conocer a todos aquellos usuarios...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconResumen realizado por los asistentes a las conferencias dadas por...
«Apéndice sobre las bases fisiológicas del psiquismo» se agregó a fines del mismo año

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconEl Cinematógrafo se presenta en sociedad en los últimos años del...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconResumen El profesor resulta ser un factor clave para aproximarse...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconCon este nombre se designa desde hace más de mil años a una comarca....

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconProblemas actuales del constructivismo. De la teoría a la práctica
«¿Construcción o instrucción?», que por sí solo expresa algunos de los interrogantes clave que este debate tendrá que responder en...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconResumen El calentamiento global hoy en día es un problema palpable...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconTraducción de Helena Cortés y Arturo Leyte, publicada por Alianza Editorial, Madrid, 2000
«filosofía» se encuentra en la permanente necesidad de justificar su existencia frente a las «ciencias». Y cree que la mejor manera...

Este es un material inédito, de un enorme valor para los interesados en estudiar la filosofía oriental y la macrobiótica, ya que se trata del contenido de las conferencias dadas por el Maestro Georges Ohsawa en Francia, 4 años antes de partir de este mundo iconLos plásticos objetivos de esta unidad didáctica
«capaz de ser moldeado». El término expresa la principal propiedad de este material: su capacidad para deformarse y, por tanto, su...


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com