Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender






descargar 102.09 Kb.
títuloResumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender
página3/3
fecha de publicación25.10.2015
tamaño102.09 Kb.
tipoResumen
med.se-todo.com > Documentos > Resumen
1   2   3



Entre otras variables académicas estudiadas en relación con los Estilos de Aprendizaje, concluimos que los alumnos que en Bachillerato tenían notas altas en Letras luego tenían preferencias por el Estilo Activo, y que los que tenían notas bajas en Letras, más tarde preferían el Estilo Pragmático. Sin embargo, los alumnos que en Bachillerato tenían notas altas en Ciencias a la hora de hacer el Cuestionario preferían los Estilos Reflexivo y Pragmático.

Se diferenciaban significativamente en los Estilos Activo, Reflexivo y Teórico, tanto según la nota con que accedieron a la Universidad como en los análisis intergrupos (alumnos de Humanidades, Experimentales y Técnicas).

El Rendimiento académico de los alumnos ofrecía diferencias significativas en los Estilos Reflexivo y Teórico. Curiosamente estos dos Estilos son los más preferidos, y también los más utilizados, por los alumnos.

Entre los alumnos que trabajaban o no, había diferencias significativas en Estilo Pragmático. A semejante conclusión se llegó también en otra investigación en que se comparaban los Estilos de Aprendizaje de los Estudiantes y Profesionales en Ciencias de la Salud. Los alumnos que trabajaban y los Profesionales tenían mayor preferencia por el Estilo Pragmático.(Alonso, 1992b).

Detectamos que los Estilos de Aprendizaje se relacionaban sobre todo con las variables académicas planteadas y no tanto con las variables de tipo social. Por ejemplo, las profesiones que ejercen los padres o las madres, el número de hermanos o la ciudad de procedencia, no parecen influir en los Estilos de Aprendizaje.

Estos resultados hacen reflexionar acerca de la influencia que tienen el Estilo de Enseñar del profesor y, en conjunto, el sistema educativo impuesto, en los Estilos de Aprendizaje de los alumnos.

Los alumnos están marcados con ciertas preferencias en algunos Estilos de Aprendizaje, que se han desarrollado debido a la insistente manera de enseñar y evaluar en una misma línea y que les exigen el procesar la información de una forma determinada (por ejemplo, exigiendo repetición de datos y contenidos que provocan en el alumno el desarrollo del Estilo Reflexivo, almacenaje de datos).






Así me enseñan y evalúan

Así aprendo


Es evidente que el Rendimiento está relacionado directamente con los procesos de aprendizaje. Así De Natale (1990) afirma que “Aprendizaje y Rendimiento implican la transformación de un estado determinado en un estado nuevo, que se alcanza con la integración en una unidad diferente con elementos cognitivos y de estructuras no ligadas inicialmente entre sí”.

Es preciso considerar el Rendimiento dentro de un marco complejo de variables. En nuestro caso, al reflexionar sobre el influjo de los Estilos de Aprendizaje en el Rendimiento académico, centramos nuestra atención solamente en esta variable sin que esto quiera decir que simplificamos la realidad compleja, a la que nos hemos referido, con un enfoque superficial y parcial.
Después de analizar las distintas investigaciones llegamos a la siguiente conclusión:


Los estudiantes aprenden con más efectividad cuando se les enseña según sus Estilos de Aprendizaje preferidos.


En algunos trabajos citados anteriormente aparecen datos evidentes que aprueban esta afirmación. Hablar de Estilos de Aprendizaje y Rendimiento Académico nos llevaría a mencionar una larga serie de investigaciones y de tesis doctorales que han estudiado nuestro tema.

Podemos plantearnos dos preguntas:

1. ¿ La docencia por medio de los Estilos de Aprendizaje mejora las actitudes de los alumnos hacia la Escuela?

2. ¿ La enseñanza por Estilos de Aprendizaje reduce los problemas de disciplina?

En muchas investigaciones sobre este tema, se muestra que las actitudes de los alumnos hacia la Escuela, sus profesores y el aprendizaje mejora cuando reciben la enseñanza con métodos y programas que responden a sus preferencias de Estilos de Aprendizaje (Domino, 1970; Copenhaver, 1979; Pizzo, 1981).
5. Conclusión: aplicaciones prácticas de los Estilos de Aprendizaje
Desde que iniciamos nuestra investigación se han realizado ya otras muchas investigaciones y tesis doctorales sobre Estilos de Aprendizaje. En julio de 2004 en la UNED, en Madrid, se presentaron en el I Congreso Internacional de Estilos de Aprendizaje y en enero de 2006 se celebrará el II Congreso Internacional de Estilos de Aprendizaje en Concepción, Chile, en el que se esperan muchas nuevas aportaciones entre otras de la Facultad de Educación de la Universidad Católica de Lima y otros prestigiosos centro de Perú..

Se ha demostrado especial al interés de que los profesores realicen su autodiagnóstico del propio estilo de aprendizaje. Este autoconocimiento ha resultado muy útil para los Profesores que, a partir de su propia experiencia, pueden ayudar a sus alumnos en procesos semejantes de autoanálisis y autoevaluación.

Los Estilos de Aprendizaje facilitan un diagnóstico de los alumnos, con un nivel más técnico y objetivo que la simple observación y atención. En este sentido, ofrecen datos acerca de cómo prefieren aprender los alumnos, si necesitan más o menos dirección, estructura, así como información que ayuda a comprender la manera preferida de enseñar. Los docentes pueden así tomar decisiones - apoyados con datos- acerca de la selección de materiales, presentación de la información, individualización, creación de grupos y subgrupos y procedimientos de evaluación.

Como cada discente es único y cada clase tiene un diferente perfil, el diagnóstico de los Estilos de Aprendizaje resulta ser un Instrumento muy útil para enfocar con más claridad los objetivos y procedimientos en relación con los alumnos específicos de esta clase.








¿Cómo aprenden mis alumnos?

¿Cómo enseño yo?

Por otro lado, hay quien no defiende que el uso de cuestionarios en el diagnóstico de los Estilos de Aprendizaje. Así Smith (1988, p.77) señala que “hay Profesionales que son capaces de realizar un diagnóstico de Estilos de Aprendizaje sin ningún Cuestionario, utilizando la observación, la escucha, las preguntas personales, la evaluación y su propia experiencia”. Es cierto. Pero también lo es que un Instrumento validado y fiable puede ahorrar mucho tiempo y facilitar un esquema definido de auto y heterodiagnóstico.

Para los que prefieren un análisis más libre, con la espontaneidad de un diálogo dirigido y sin la estrechez de un Cuestionario, Smith sugiere estas preguntas:

¿Qué clase de actividades le interesan más o realiza mejor?

¿Cómo cree el alumno que aprende más: de la lectura, lectura y escuchar, escuchar sólo, de actividades como la simulación o los role-playing?

¿El alumno tiende a definir las cosas con términos abstractos o concretos?

¿El alumno prefiere ver la globalidad del tema en primer lugar o, por el contrario, parte de los detalles para luego llegar al todo?

¿Cuándo y dónde prefiere el alumno aprender?

¿Cuánta estructura, feedback directo y apoyo le parece que necesita?

¿Qué tal aprende en grupo?

Después, en un diálogo, el Profesional deberá interpretar - y aquí está lo difícil - las respuestas.

En resumen, he aquí unos pasos sencillos que pueden guiar a un Profesor en la tarea de diagnosticar e interpretar los Estilos de Aprendizaje:

Utilice, adapte o cree uno o más Instrumentos de diagnóstico.

  • Haga preguntas y observe.

  • Evite llegar a las conclusiones demasiado pronto, y a los diagnósticos simplistas.

  • Comparta las conclusiones provisionales con el alumno, corrigiendo y puliendo lo necesario.

  • Refleje las implicaciones para el Aprendizaje, la Enseñanza, y la mejor autocomprensión del individuo como discente.

Por último, conviene señalar que detrás de la utilidad de las teorías de los Estilos de Aprendizaje no se esconde la exigencia de acomodación, por parte del docente, a las preferencias de Estilo de todos los alumnos en todas las ocasiones, sino un esfuerzo por su parte para:

  • Comprender las diferencias en los Estilos de Aprendizaje de sus alumnos.

  • Cambiar su Estilo de Enseñar en aquellas áreas y en aquellas situaciones que lo requieran, cuando esto sea posible.

  • Ayudar a los estudiantes a desarrollar todos sus posibles Estilos de Aprendizaje, facilitándoles su propio autodiagnóstico y favoreciendo y fomentando aquellos en los que tengan preferencias más bajas.



BIBLIOGRAFÍA ESTILOS DE APRENDIZAJE
Alonso, C.M. (1991) Estilos de Aprendizaje: Análisis y Diagnóstico en Estudiantes

Universitarios. Madrid: Universidad Complutense.

**Alonso C.M. y Gallego, D.J. (1994) “Estilos individuales de aprendizaje: implicaciones en la conducta vocacional” en Rivas, F. (ed.) Manual de Asesoramiento y orientación vocacional. Madrid: Síntesis.

Alonso C.M. y Gallego, D.J. (2003) Cómo diagnosticar y mejorar los estilos de

aprendizaje. Madrid: UNED, Formación Permanente.

***Alonso C.M., Gallego, D.J. y Honey, P. (1999) Estilos de aprendizaje. Bilbao:

Mensajero.

Butler, K. (1988) Learning and teaching style in theory and practice. Columbia: The

Learners Dimension.

Canfield, A. A. y Lafferty, J. C. (1976) Learning Style Inventory. Detroit: Humanics

Media.

Claxton, C. S. y Murrel, P. H. (1987) Learning Styles. Washington, DC: ASHE-ERIC.

Duda, R. y Riley, P. (1990) Learning Styles. Nancy: Press Universitaires de Nancy.

Dunn, R. (1996) How to implement an supervise a learning style program. Alejandria,

VI: Association for Supervisión and Curriculum Development.

**Dunn, R.y Dunn, K. (1984) La Enseñanza y el Estilo Individual de Aprendizaje. Madrid: Anaya.

Dunn, R.; Dunn, K. y Perrin, J. (1994) Teaching Young Children Through Their Individual Learning Styles. Boston: Allyn and Bacon.

Dunn, R. y Griggs, S. A. (1995) Multiculturalism and learning styles: Teaching and

counseling adolescents. Westport, CT: Greenwood Press.

Dunn, R. y Griggs, S. A. (1998) Learning Styles and Nursing Profesión. New York:

NLN Press.

Grasha, A. y Richlin, L. (1996) Teaching with style: A practical guide to enhancing

learning by understanding teaching and learnings styles. Pittburgh, PA: Alliance Publishers.

Gregorc, A.(1982) Style delineator. Maynard, MA: Gabriel Systems.

Gregorc, A. (1985) An adult´s guide to style. Columbia, CT: Gregorc Associates.Inc.

Griggs, S. A. (1991) Learning Styles Counseling. Ann Arbor, MI: University of

Michigan.

Hanson, J. R. y Silver, H. F. (1991) The Hanson-Silver Learning Preference Inventory.

Woodbridge, N.J.: The Thoughtful Educations Press.

Honey, P. y Mumford, A. (1986) Using our Learning Styles. Berkshire, U.K.: Peter

Honey.

Hoover, J. J. (1991) Classroom Aplications of Cognitive Learning Styles. Boulder, Colorado : Hamilton Publications.

Juch, B. (1987) Desarrollo personal. México: Limusa.

Keefe, J.W. (1988) Profiling and Utilizing Learning Style. Reston, Virginia: NASSP.

Keefe, J.W. y Thompson, S. D. (1987) Learning style theory and practice. Reston, VA:

NASSP.

Kolb, D. (1984) Experiential Learning: Experience as the source of Learning and

Development. Englewood Cliffs, New Jersey: Prentice-Hall.

Kolb, D. (1985) LSI (Learning Style Inventory): User´s guide. Boston: McBer &

Company

Lawrence, G. (1982) People types stripes: A practical guide to learning styles.

Gainesville, Fl: Centre for Applications of Psicological Types

Mamchur, C. (1996) Cognitive Type Theory Learning Style. Alejandria, VI: Association

for Supervisión and Curriculum Development.

McCarthy, B. (1980) The 4MAT system: Teaching and learning styles with right/left

mode techniques. Arlington Hgts, Il: Excel Inc.

Milgram, R. M; Dunn, R. y Price, G. E. (1993) Teaching and counseling gifted and

talented adolescents for learning style: An International perspective. Westport, CT: Greenwood Press.

Renzulli, J. S. y Smith, L.H. (1978) Learning styles inventory: A measure of student

preference for instructional techniques. Mansfield Centre, CT: Creative Learning Press.

*Riding, R.J. (1991a) Cognitive Styles Analysis. Birmingham: Learning and Training

Technology.

Riding, R.J. (1991b) Cognitive Styles Analysis User Manual. Birmingham: Learning

And Training Technology.

Riding, R.J. (1994) Personal Style Awarenmess and Personal Development.

Birmingham: Learning and Training Technology.

Riding, R.J. (1996) Learning Styles Analysi and Technology based training. Sheffield:

Departament of Education and Science.

Riding, R. y Buckle, C. (1990) Learning Styles and Training Performance. Sheffield:

The Training Agency.

Riding, R. y Rayner, S. (1995) Personal Style and Effective Teaching. Birmingham:

Learning and Training Technology.

*Riding, R. y Rayner, S. (2002) Cognitive Styles and Learning Strategies. London:

David Fulton Publishers.

*Sarasin, L. C. (1999) Learning Styles Perspectives. Madison, WI: Atwood Publishing.

*Silver, H. F. y Hanson, J. R. ((1998) Learning Styles and Strategies. Woodbridge,

N.J.: The Thoughtful Educations Press

Silver, H. F.; Strong, R. W. y Perini, M. J. (2000) So Each May Learn: Integrating

Learning Styles and Multiple Inteligences. Alejandria, VI: Association for

Supervisión and Curriculum Development.

*Sims, R.R. y Sims, S.J. (1995) The Importance of Learning Styles. Westport,

Connecticut: Greenwood Press.

Schmeck, R.R. (1988) Learning Strategies and Learning Styles. New York: Plenum

Press.

Smith, R.M. (1988) Learning how to Learn. Milton Keynes: Open University.

Vail, P.L. (1992) Learning Styles. Rosemont, New Jersey: Modern Learning Press.

*Willis, M. y Kindle Hodson, V. (1999) Discover your Chiled Learning Style.

Roseville,CA: Prima Publishing

Witkin, H. A. y Goodenough, D. (1981) Cognitive Styles: Essence and Origins: Field

Dependence and Field Independence. New York: International Universities Press.

1   2   3

similar:

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender icon2. Utilice su poder psicotrónico para hacer realidad sus deseos
«atascos» en sus señales psicotrónicas. —Cómo hacer que los demás vean las cosas como usted.—Haga resonar cada célula de su cuerpo...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconEl clima laboral, se podría comprender como la percepción que tienen...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender icon02,23 pl de refugiados españoles, pp de rostros de niñOS, de mujeres...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconResumen aprender y dar a conocer uno de los más importantes métodos...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconLa violencia perversa en la pareja
«A veces ocurre que las personas que más nos atraen, o de las que estamos enamorados, actúan con la misma eficacia que unos aislantes...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconCapítulo 9 Ayudas técnicas para personas con sordoceguera
«personas con discapacidad», como «cualquier producto, instrumento, equipo o sistema técnico usado por una persona con discapacidad,...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconLa mayoría de las personas no saben que cuando yo fui al bachillerato...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconResumen el presente trabajo tiene como objetivo mostrar a las personas...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...
«choque» a muchas personas, por no comprender o asimilar el abordaje de conceptos espiritualistas en los dominios medico-científicos...

Resumen Es evidente que las personas aprendemos de forma distinta, tanto niños como adultos, personas de un país u otro, de una cultura u otra. Preferimos un ambiente, unos métodos, un grado de estructura Tenemos diferentes Estilos de Aprender iconResumen Business Intelligence se refiere al uso de los datos de una...


Medicina





Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com