El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice




descargar 0.98 Mb.
títuloEl descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice
página9/28
fecha de publicación14.08.2016
tamaño0.98 Mb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Historia > Documentos
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   ...   28

VII
Psicometría, cristalomancia, visiones del

pasado y del futuro, etc. explicadas según

la antigua enseñanza de los Kahunas

La telepatía consiste en enviar contenidos de pensamiento (como formas de pensamiento) a lo largo de hilos de substancia de cuerpo de sombra, que conectan a la persona emisora con la receptora. Las comunicaciones son enviadas por el Yo subconsciente, también son recibidas por éste y en el momento dado transmitidas al Yo consciente.

A la psicometría, y a los fenómenos emparentados con ésta, le sirve de base el mismo mecanismo, pero existe una diferencia esencial, que consiste en que el hilo de sombra no conecta directamente a dos personalidades. La persona sometida a la psicometría está normalmente sentada quieta y toca una carta, un anillo u otro objeto, para determinar por vía psíquica, por ejemplo, sucesos del pasado del objeto, o sea, para enterarse del contenido de la carta o de detalles acerca de la persona que la escribió y de su domicilio.

A lo que quiero referirme en especial es al hecho de que alguien que ejerce ese tipo de magia anda a tientas, por así decirlo, a lo largo de los hilos de sombra que están conectados con el objeto: él los sigue hasta el final y encuentra allí las cosas o personas que anteriormente habían estado en contacto con el objeto. Si el objeto era, por ejemplo, una piedra, que había caído como meteorito, la cuerda conduce solamente al origen meteórico de la piedra.

Caso 12
Psicometría, cristalomancia y

fenómenos similares

Comentarios preliminares: Ninguno


  1. Un pedazo de lava que la Sra. Cridge sometió a psicometría, le trajo una impresión tan vívida y espantosa de la actividad de un volcán, que después de una hora todavía estaba muy asustada.




  1. La Sra. Denton sometió a psicometría un pedazo de diente de mastodonte y describió las sensaciones que eso le produjo, de la siguiente manera: “Me siento como un animal gigantesco con patas pesadas, con una cabeza voluminosa y pesada y con un cuerpo muy grande y torpe. Camino hacia un arroyo poco profundo para beber. Apenas puedo hablar, mis mandíbulas son muy pesadas. ¿Qué es ese ruido que viene a través del bosque? Me siento impulsada a contestar. Mis orejas son muy grandes y fibrosas. Me puedo imaginar que me golpean la cara si muevo la cabeza. Ahí hay también algunos de mis semejantes más viejos… Son de color café oscuro, como si estuvieran curtidos. Ahí hay un tipo muy viejo, con largos colmillos; se ve muy fuerte. También veo diferentes animales más jóvenes… realmente hay una manada completa a mi alrededor”.


Ossowiecki, uno de los más importantes conocedores modernos de la psicometría, da una descripción excelente de las sensaciones que tuvo al aplicar ese tipo de magia:

“Comienzo desconectando el pensamiento consciente y preparando toda mi fuerza interior para la percepción de sensaciones espirituales. Afirmo en mí la convicción de que a causa de mi fe inquebrantable en la unidad espiritual de todos los seres humanos, se presentarán las capacidades deseadas. Entro entonces en un peculiar estado nuevo, en el que – independiente del tiempo y del espacio – puedo ver y oír… Ya sea que lea una carta cerrada, encuentre un objeto perdido o practique psicometría, las sensaciones son casi las mismas. Parece como si mi energía se redujera; mi temperatura aumenta y los latidos de mi corazón se tornan irregulares. Creo estar seguro de eso, ya que en cuanto dejo de pensar activamente, algo como una corriente eléctrica recorre mis extremidades durante algunos segundos. Después de algunos instantes me sumerjo en una gran claridad… Se me presentan imágenes, habitualmente del pasado. Veo entonces al hombre que escribió la carta, y sé lo que escribe. Veo el objeto perdido en el momento en que se pierde, con todos los detalles del suceso. O percibo la historia del objeto que tengo en la mano. La visión es un poco nublada, de modo que tengo que esforzarme mucho para reconocerla. Me cuesta un esfuerzo considerable captar con claridad detalles de la escena vista. A veces alcanzo el estado de claridad en pocos minutos; otras veces tengo que esperar durante horas para alcanzarlo. Eso depende en gran medida de factores medioambientales. El escepticismo, la falta de fe o un egocentrismo demasiado fuerte en mis pensamientos, retrasan a menudo la aparición de sensaciones espirituales y el éxito de la percepción”.

En la psicometría hay diferentes fases. Muchas personas trabajan mejor cuando se las hipnotiza antes de darles los objetos que hay que someter a psicometría. Algunos ven muy atrás en el pasado y perciben las antiguas circunstancias ambientales del objeto. Otros siguen psíquicamente a los fallecidos en el Más Allá, y los ven como espíritus sin cuerpo en su estado momentáneo. Algunos de ellos prevén incluso – pero esto ocurre rara vez – sucesos futuros que están relacionados con el objeto que tienen en la mano.

En más de cien años de trabajo de investigación psíquica se han desarrollado diferentes teorías para explicar la psicometría. El Dr. Pagenstecher formuló las siguientes teorías:

“El objeto que sirve de contacto, que en cierto modo fue testigo de los sucesos pasados, actúa como una especie de diapasón y genera automáticamente en nuestro cerebro la vibración específica que corresponde a los sucesos de aquel entonces. Pero si esa vibración está ajustada a aquella parte de la “consciencia cósmica” que igualmente estaba ocupada con los sucesos en referencia, entonces entre la consciencia humana y la cósmica se originan vibraciones afines. Con eso se evocan imágenes mentales que reproducen los sucesos respectivos”.

Sir Arthur Conan Doyle da como explicación, que todos los sucesos y circunstancias se plasman en forma perdurable en un tipo de éter invisible, eterno e invariable. Él suponía que el éter marcado de esa manera puede ser “leído” por practicantes de psicometría en una visión psíquica, siempre que resulte concentrar la atención en la parte del éter que está relacionado con el objeto-contacto.

Partiendo de ideas que tienen su origen en la India, los teósofos (ver los trabajos de Blavatsky) sostienen la teoría de que existe un alma-mundial o Akasha, cuya memoria retiene todo lo ocurrido. Según esa teoría, el objeto que se sostiene en la mano sirve para la producción de una conexión psíquica con la parte de la memoria del alma-mundial que tiene que ver con el pasado del objeto. Por medio de telepatía psíquica o – mejor aún - por medio de leer pensamientos, “la persona que practica psicometría lee los registros del Akasha”.

Un caso especial de la psicometría lo constituyen las visiones de tipo psicométrico, como se presentan de vez en cuando en las cercanías de ex campos de batalla, como también en lugares con sucesos menos conmovedores. Tales visiones se les presentan a una mayoría de personas que están reunidas en el lugar respectivo. Casi todos manifiestan entonces que han visto lo mismo (habitualmente también hay entre ellos algunas personas que no han podido percibir ni lo más mínimo). El Dr. Nandor Fodor cita algunos casos documentados que han sido ampliamente reconocidos como verdaderos. Uno de esos casos es el siguiente:
C) “La batalla de Edge Hill… ocurrió el 22 de octubre de 1624. Dos meses después varios pastores y lugareños manifestaron haber tenido visiones de la batalla, con todo el ruido de los cañones, el relincho de los caballos y el quejido de los heridos. Las visiones, que duraron varias horas, fueron percibidas por personalidades altamente respetables de aquel tiempo en varios días consecutivos. Cuando el rumor llegó a oídos de Carlos I, éste envío una comisión investigadora al lugar indicado. Esa comisión no solamente informó que había percibido dos veces la misma visión, sino que incluso había reconocido a algunos amigos entre los combatientes, entre ellos Sir Edmund Varney”.

El Dr. Fodor cita también un caso bien testificado de previsión psicométrica, que hace mucho tiempo experimentó el Conde Buerger Moerner y acerca del cual una revista alemana especializada en temas psicológicos informó en 1931 lo siguiente:
D)… Cuando caminaba a través del pequeño jardín hacia la casa y echó una breve mirada por la ventana, el Conde se asustó, porque vio el cuerpo de una anciana colgando de la viga del techo… Pero cuando entró a la casa estaba sorprendido cuando vio a la misma anciana levantarse asustada de su sillón y escuchó que ella le preguntaba por el motivo de la repentina aparición… Algunos días después… él decidió visitar otra vez la casita, para cerciorarse si la terrible imagen no había sido producida tal vez por una ilusión óptica o a causa de una anomalía del vidrio de la ventana. Nuevamente él se acercó a la casa… y otra vez vio, como aquella vez, la misma imagen. Pero esta vez constató al entrar que no se trataba de una visión. Efectivamente el cuerpo de la anciana colgaba de la viga del techo. Ella se había ahorcado”.

La visión a través de un cristal es un poco parecida a la psicometría. Pero existe una diferencia en el sentido que no se toca un objeto con la mano, sino que se retiene en la mente el pensamiento en una persona determinada, mientras se mira fijamente la bola de cristal y se espera que emerjan visiones desde sus profundidades. Ese tipo de psicometría – que en general no es considerado como tal – no debe ser dejado de lado al estudiar nuestros asuntos.

Comentario:
El debate de esas prácticas mágicas especiales se completa si finalmente se incluyen aquellos sueños que hacen conocer hechos futuros. En este caso no es necesario (como en la visión a través del cristal) retener un pensamiento en la cabeza, para producir el efecto psicométrico.

Sueños reales que advierten acerca de sucesos futuros, se basan en los mismos elementos que los ejemplos mencionados:


  1. 1) La existencia de una impresión en un medio no perceptible con órganos sensoriales corporales, el cual está en condiciones de recibir y conservar impresiones de sucesos.


2) La existencia de una consciencia o de una inteligencia que dirige y supervisa el proceso de grabación.
2 a) El hecho de que la espiritualidad de esa inteligencia es muy superior a la nuestra, porque ésta no sólo ve sucesos pasados y lo que momentáneamente ocurre en lugares lejanos, sino que puede también – siempre y cuando el médium reaccione ante sucesos que todavía no han ocurrido – prever sucesos futuros.
3) La existencia de un mecanismo, por medio del cual el que practica psicometría, el que mira a través de un cristal o el que sueña un sueño real, o entra en contacto con el médium que ha recibido las impresiones o puede “leer” en el contenido de la consciencia de la inteligencia.
4) El hecho de que ese contacto es de naturaleza telepática o tiene relación con clarividencia y lectura de pensamientos.
5) El conocimiento de que no es la consciencia, sino el subconsciente el que realiza ese misterioso trabajo de la creación del contacto telepático. Porque la persona que practica la psicometría no puede producir la visión a su voluntad, sino que tiene que esperar hasta que ésta se alce y se extienda ante su consciencia.

Para resumir los diversos y diferenciados fenómenos tratados, aparentemente sin relación entre ellos, tuve que tratar muchas cosas en una secuencia tan rápida, que al lector por el momento le parecerán confusas algunas de ellas.

Pero después de todo el lector tiene ahora por lo menos una visión general de la antiquísima magia de los Kahunas. Si además, mantiene presente que existen tres grupos de tres cosas, como también un cuerpo físico (a continuación se hace una clasificación clara de esos elementos), la idea, con el debate de los otros casos, será cada vez más clara.

Los diez elementos de la magia y de la psicología Kahuna
I. Los tres espíritus que constituyen la esencia del ser humano (en la vida y después de la muerte).
A. El subconsciente tiene capacidad de recuerdo, pero le falta razón. Él genera todas las emociones.

B. La consciencia. No tiene capacidad de recuerdo, pero está dotada de razón.

C. El supraconsciente. Su elevada espiritualidad le posibilita, por medio de una especie de “visión”, saber de todos los sucesos terrenales y de sus relaciones cósmicas. Conoce el pasado, el presente y aquella parte del futuro que en su plano de consciencia ya está cristalizada, planeada definitivamente, creada o proyectada.

II. Las tres tensiones de la fuerza vital (Mana), de las que se sirven los tres espíritus del ser humano.
A. La fuerza electrovital de tensión inferior reconocible en las ondas corporales. Esa es la fuerza de la que se vale el subconsciente. Ésta fluye a lo largo de hilos de substancia de cuerpo de sombra (Aka; parecido al “cordón astral”). Al fluir entre persona y persona, esa fuerza puede traspasar substancias químicas. Se puede presentar como magnetismo. Puede ser almacenada en madera y en otras substancias porosas. Bajo la orden de la “voluntad”, una fuerte descarga de fuerza vital con poca tensión puede producir un efecto paralizante o mesmérico, que produce pérdida de la consciencia, sueño profundo o un estado de rigidez corporal o catalepsia.
B. La electricidad de las ondas cerebrales, la fuerza vital de la siguiente tensión superior, es utilizada por nuestro espíritu consciente en todos los procesos de pensamiento y expresiones de “voluntad”. Como voluntad ésta puede intentar efectos mesméricos e hipnóticos, siempre y cuando haya sido implantada una forma de pensamiento en la estructura de la persona de experimento o de un paciente. Esa fuerza no fluye a lo largo de hilos de substancia de cuerpo de sombra (o por lo menos parece no hacerlo), como la fuerza vital de tensión baja.
C. La fuerza vital de tensión especialmente alta (todavía no descubierta por la ciencia) es utilizada, según la opinión de los Kahunas, por el supraconsciente para sus diferentes propósitos. Con toda probabilidad, en este caso se trata de energías eléctricas de gran magnitud, como se aplica en procesos de desintegración atómica.

III. Los cuerpos compuestos de substancia invisible o sombría (etérea o astral), en los cuales habitan los tres espíritus del ser humano. Durante la vida, los cuerpos de sombra de los dos espíritus inferiores penetran uno dentro del otro, y los dos penetran en el cuerpo físico. También después de la muerte ellos permanecen muy estrechamente ligados, mientras no sean separados por medio de una circunstancia desafortunada.
A. El cuerpo de sombra del subconsciente. Éste es el más denso de los tres cuerpos de sombra y tiene la especial particularidad de permanecer adherido a todo lo que nosotros tocamos (y tal vez incluso a lo que solamente vemos o escuchamos). Cuando nos desprendemos de lo que hemos tocado, sale un hilo invisible de esa substancia, el cual nos mantiene en una especie de conexión semipermanente con el objeto que hemos tocado (acerca de la duración de vida de uno de esos hilos o de un cuerpo de sombra no se sabe nada, pero ésta parece ser mucho mayor que la de substancias físicas densas). Los Kahunas suponían que todas las cosas y seres – cristales, plantas, animales, productos industriales, seres humanos o dioses – tienen aquellos cuerpos de sombra. Se dice que incluso los pensamientos tienen tales cuerpos de sombra. Eso es muy importante para el sistema mágico y sus aplicaciones. Esa substancia de cuerpo de sombra es un conductor ideal y un buen medio de almacenamiento para la fuerza electrovital. Con una carga intensa con energía de baja tensión, la substancia de cuerpo de sombra se pone suficientemente compacta y densa, para actuar como “mano” o instrumento de agarre y tocar o mover objetos, como por ejemplo, en el caso de mover mesas.
B. El cuerpo de sombra del espíritu consciente del ser humano es de menor densidad que el del subconsciente. Parece no adherirse ni tirar hilos. No es seguro si puede conducir fuerza vital de baja tensión. Pero sin duda conduce la fuerza vital de tensión media, como es apropiado para la espiritualidad y la “voluntad” del Yo medio. Su substancia también le sirve como residencia al Yo–espíritu medio después de la muerte.
C. El cuerpo de sombra del espíritu supraconsciente del ser humano. Se supone que el supraconsciente permanece siempre en ese cuerpo invisible tan ligero y que sólo rara vez penetra en el cuerpo físico. Pero de acuerdo con los veredictos precedentes, es de suponer que ese cuerpo de sombra presenta cierta similitud con los cuerpos de sombra de los dos espíritus inferiores.
El uso de expresiones como las que conocemos de la psicología moderna es aquí muy difícil. Por eso es mejor usar términos formados de acuerdo con la terminología de los Kahunas.

Designaciones simplificadas de los diez elementos

del antiguo sistema psicológico


  1. Espíritu inferior o Yo inferior: El subconsciente. Un espíritu independiente.

  2. Mana inferior o fuerza vital de tensión baja utilizado por el espíritu inferior.

  3. Aka inferior o cuerpo inferior de sombra (cuerpo astral inferior o copia etérea) del Yo inferior.

  4. Espíritu medio o Yo medio. La consciencia, el espíritu consciente, la entidad consciente. Es un espíritu autónomo, es decir, no es una parte permanente del Yo inferior.

  5. Mana medio o fuerza vital de tensión mediana. Utilizado por el Yo medio.

  6. Aka medio o cuerpo medio de sombra; es habitado por el espíritu medio.

  7. Yo superior o espíritu superior: El supraconsciente. Un espíritu o Yo separado. Está conectado por cierto con el Yo inferior y medio, pero a una cierta distancia de ellos. Actúa como “Supra-Yo” o espíritu protector paternal.

  8. El Aka superior o cuerpo de sombra superior, en el cual vive el Yo superior.

  9. El Mana superior o fuerza vital de alta tensión, que es utilizado por el Yo superior.

  10. El cuerpo físico. Envueltos en sus cuerpos de sombra, el Yo inferior y medio penetran en el cuerpo físico y se sirven de él mientras éste vive. El Yo superior no vive en el cuerpo físico, sino que está conectado con éste a una cierta distancia. En esencia, la conexión consta probablemente de hilos Aka, que el Yo inferior envía desde su cuerpo de sombra.



Con el propósito de una orientación más fácil se presentan también los términos hawaianos correspondientes:


  1. Yo inferior: Unihipili

  2. Fuerza vital inferior: Mana

  3. Cuerpo de sombra inferior: Kino Aka

  4. Yo medio o espíritu medio: Uhane

  5. Fuerza vital de tensión media: Mana-Mana (“extender la parra” simbólicamente. La duplicación de la palabra radical expresa un refuerzo del significado de la palabra).

  6. Cuerpo medio de sombra: Kino Aka (la misma expresión que en III).

  7. Yo superior o espíritu superior: Aumakua (significa: espíritu paternal más antiguo, absolutamente confiable). Existe todavía una cantidad de otros nombres, que igualmente designan al Yo superior en sus diferentes formas de actividad. Es completamente natural que los Kahunas le prestaran especial atención.

  8. Fuerza vital de tensión alta: Mana-Loa (significado: la fuerza mayor y más intensa). El símbolo del Yo superior era el sol; su fuerza era simbolizada por la luz.

  9. Cuerpo superior de sombra: Kino Aka. Aunque en este caso también se utiliza el mismo término que para el cuerpo de sombra del Yo inferior y medio (III y IV), el uso ocasional de expresiones simbólicas parece indicar diferencias entre los cuerpos de sombra. En la enseñanza Kahuna de los bereberes su símbolo era la luna.

  10. El cuerpo físico: Kino.


1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   ...   28

similar:

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconAtrás a huna ho'oponopono discusiones

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconMaximilian "Max" Hart y Chloe Rollins

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconCatecismo de la iglesia católica año b comisión episcopal de enseñanza...

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconWhy is the video recorder one of the most frustrating domestic items...

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconMisterio de las grandes óperas por Max Heindel Fausto, Parsifal,...

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconEn d e s a r r o L l o e d u c a t I v o
«enseñanza teórica» y la «enseñanza practica». Se daba más valor a la primera que a la segunda; como consecuencia, los alumnos tenían...

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconÍndice Índice 1 Introducción 2 Desarrollo 3 Conclusiones 4

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconDescubrimiento de la radiactividad

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconLa historia fantástica de un descubrimiento

El descubrimiento de la enseñanza huna max freedom long indice iconDescubrimiento del petroleo


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com