Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad




descargar 341.4 Kb.
títuloTema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad
página1/6
fecha de publicación05.02.2016
tamaño341.4 Kb.
tipoCursos
med.se-todo.com > Ley > Cursos
  1   2   3   4   5   6


PSICOMOTRICIDAD EN ALUMNOS CON N.E.E.

Introducción
Si no se enseña a las personas podemos ser como un animal cualquiera. Un profesor orienta al niño. El primer nivel es la tutoría, el segundo nivel el del centro (departamentos de orientación- solo en secundaria). En Castilla La Mancha existe orientación en todos los niveles, hay un orientador educativo que atiende a las diversidades de los alumnos. En Madrid, la orientación corre por parte del departamento. Hay un tercer nivel llamado nivel de sector, donde se encuentran los equipos de orientación: equipos generales EOEP, y van por sectores. Equipos de atención temprana (EAT), que atienden a todos los centros de Educación Infantil de 0-6 años y equipos específicos para alumnos con nee: trastornos del desarrollo, niños ciegos, equipos para niños con discapacidad motora. Estos equipos tienen una visión más global, por ello tardan tanto en aparecer.

La Escolarización en España:


  • Ordinaria: en la que se establecerá cualquier persona de 0-18 años sin graves problemas físicos, psíquicos y sensoriales. Es obligatoria desde los seis años, hasta los 16, pudiéndose ampliar la escolarización en secundaria hasta los 18 años.

  • Especial: destinada a alumnos que tienen deficiencias graves y moderadas psíquicas, sensoriales, motóricas, y de comportamiento.


La LOGSE habla de tres grupos de apoyo específico:


  • Necesidades Educativas Especiales va dirigida a todo niño con necesidades educativas especiales moderadas y leves, con deficiencias psíquicas, sensoriales o motóricas, y de trastornos del comportamiento.

  • Incorporación tardía va dirigida, generalmente, a grupos de inmigrantes. Los alumnos tendrán un grupo de referencia cronológica en años (en la CAM)

  • Altas capacidades va pueden necesitar apoyo de enriquecimiento sólo pueden adelantar un total de tres cursos.


Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad
Ausbel dijo este enunciado que tenemos que tener muy en cuenta: “El factor más importante que influye en el aprendizaje es lo que el alumno ya sabe, averígüese esto y enséñese en consecuencia”
La forma de trabajar se basa en la experimentación y descubrimiento del mundo que nos rodea porque pensamos, con Lapierre y Aucouturier, que ningún concepto puede ser verdaderamente aprendido si previamente no se ha vivenciado.
La participación activa es imprescindible, puesto que queremos que los niños/ as se expresen corporalmente, se orienten en el espacio, y descubran a sus compañeros y los objetos. Para ello ponemos a su disposición todo tipo de materiales, a partir de los cuales puedan crear juegos y modificar la utilidad del objeto.
Podríamos distinguir dos tiempos que se desarrollan en espacios diferentes:


  • En la sala de Psicomotricidad: habrá unos materiales fijos como espalderas, bancos, pizarra, espejo…; y otros móviles como cuerdas, sacos, cartón, aros, pelotas, papel, telas, bastones, bloques para construcciones, túnel, cojines de goma espuma de distintos tamaños, ladrillos, muñecas, calderitos, etc. Todo aquello que pueda favorecer el juego simbólico.




  • En el aula


En líneas generales, la estructura de la sesión de psicomotricidad la podemos distinguir en los siguientes pasos:


  • Al llegar a la sala, nos quitamos los zapatos y la ropa que deseemos para estar más cómodos. Es el inicio de lo que llamamos ritual de entrada.




  • Nos sentamos en círculo, hablamos de lo que no se puede hacer y recordamos las normas: no hacer daños al compañero y no romper los materiales. A medida que vaya avanzando el curso, se irán matizando o añadiendo nuevas normas: no empujar, mirar antes de saltar, no dar patadas… El adulto tiene que respetar estas normas.




  • Una vez que se han recordado las normas, planteamos lo que sí se puede hacer y decimos la palabra clave ¡¡a jugar¡¡




  • A partir de este momento, dejamos una hora para que los niños jueguen libremente con los materiales y con la distribución inicial propuesta por nosotros, distribución que depende de los objetos que previamente nos hemos planteado. Nuestro objetivo será acompañar, compartir e interactuar con el niño, pero sin evadirlo.




  • Después de las sesiones se hará una vuelta a la calma.

No debemos obligar a los niños a realizar determinadas tareas. Esto puede producir estrés y los niños con estrés producen cortisona y esta a su vez en su cerebro produce hiperactividad.


  • La confianza es un aspecto muy importante en la educación. La confianza la trabajaremos con el juego.




  • Tenemos que tener en cuenta que procesamos mejor la información no verbal que la verbal. La simbología y los ideogramas serán importantísimos en todas las clases de educación infantil.




  • El espacio pretende facilitar la maduración infantil. En psicomotricidad se estimula el placer sensorio-motor, juego simbólico, placer de la expresión afectiva. Y todo ello a través de la actividad motriz espontánea. Y con sus vivencias va creando su identidad. El placer sensorio-motor se puede clasificar en: sensaciones internas (equilibrio, rotación, giros, etc.) y sensaciones visuales (miradas, cosas que aparecen, que desaparecen).




  • El espacio también pretende funcionar como mediador de la comunicación. Mímica, miradas, gestos, son necesarios para comunicarnos con el niño. Así el niño se relaciona con la escucha, la aceptación y la disponibilidad.




  • Los niños tímidos son los que más objetos cogen.


En todas las salas de psicomotricidad es necesaria una sala de observación desde la que se puede ver a los niños pero los niños no nos pueden ver a nosotros. El profesor se retira a esta sala donde evita así ser un elemento perturbador para el niño.
Montessori es una figura importante a destacar en relación a la organización del espacio en el aula.

Tema 2: Motricidad y desarrollo
La psicomotricidad favorece el desarrollo corporal, mental y emocional del niño en su primera infancia.
El ejercicio físico favorece todas las capacidades del individuo. En el ámbito corporal, gracias a él se estimulan las funciones respiratorias y circulatorias, porque las células de todo el cuerpo se oxigenan más, y además se fortalecen los huesos y se tonifican los músculos. El ejercicio físico nos hace tener conciencia de nuestro cuerpo.
En el ámbito mental un buen control motor permite al niño explorar el mundo exterior, aportándole experiencias concretas sobre las que irá construyendo su conocimiento, tanto de sí mismo como el mundo que le rodea.
Desde el punto de vista emocional, el movimiento permite al niño ir ganando grados de autonomía, lo que favorece su adaptación social y progresiva sensación de seguridad que le hace sentirse feliz.

El desarrollo está asociado a la maduración funcional, corporal y psíquica. Está regido por dos leyes psicofisiológicas válidas antes y después del nacimiento:
Cefalo-caudal: se desarrolla primero el cerebro y sucesivamente llega a los pies.
Proximo-distal: de dentro hacia fuera.

Estas leyes permiten estudiar las etapas de elaboración del esquema corporal en el proceso de desarrollo global del niño:
PRIMERA ETAPA: Desde el nacimiento a los 6 años:


  • El niño empieza a enderezar y mover la cabeza

  • Endereza el tronco

  • Progresivamente consigue permanecer sentado

  • El uso de los miembros le lleva a la reptación y al gateo

  • Gracias a la fuerza muscular desarrollada con las acciones anteriores y el control del equilibrio aparece el endurecimiento hacia la postura erecta.

  • Equilibrio en bipedestación

  • La marcha

  • Las primeras coordinaciones globales asociadas a la prensión.


SEGUNDA ETAPA: de 2 a 5 años


  • Es el periodo global de aprendizaje.




  • La motilidad y la cinestesia, que van asociadas y permiten al niño la utilización más precisa y diferenciada de su propio cuerpo entero.


Para favorecer el desarrollo global y la construcción del yo corporal, Vayer propone el diálogo tónico, donde el adulto ayudará al niño a experimentar todas las posibilidades motrices de su propio cuerpo en 3 etapas: EXPLORACIÓN, CONSCIENCIA Y COORDINACIÓN a través de las cuales el adulto irá procurando dar mayor autonomía al niño hasta conseguir su independencia.

Elemento que conforman la actividad tónica postural equilibradora (ATPE)


  1. El tono son las posturas inconscientes y se regulan a través del cerebelo.

La postura esta relacionada con el tono dado que canaliza la energía tónica. La postura se puede educar, (con los niños se practicará con el juego del “HILITO”)

  1. Tenemos que educar la postura de descanso tumbado, de sueño (acostado), bípeda, de sentado. La postura está relacionada con el tono, constituye una unidad tónico-postural, facilita la posibilidad de canalizar la energía atónica necesaria para realizar los gestos, prolongar la acción y llevar el cuerpo a una posición determinada. Tenemos que enseñar hábitos posturales correctos:

Postura de descanso: tumbado

Postura de sueño: acostado

Postura bípeda

Postura de sentado


Ley de actividades en masa a las específicas:
Es la tendencia a pasar de la utilización de los músculos grandes a los más pequeños. Los movimientos bastos van dando paso a movimientos más precisos. La integración de grupos musculares permite que los movimientos sean más finos.
Ley de desarrollo flexores extensores:
Se desarrolla antes el movimiento de flexión que el de extensión. Los niños recogen los objetos mejor que los lanzan. El aprendizaje no influye en este desarrollo lo que importa verdaderamente es la maduración mental del niño.
Desarrollo psicomotor:
Aspectos prácticos

Control postural

Motricidad fina

Lateralidad
Aspectos simbólicos

Esquema corporal

Estructuración espacial

Estructuración temporal
Equilibrio:
Es la capacidad de asumir y sostener cualquier posición del cuerpo venciendo la ley de la gravedad. Es el elemento esencial para la forma de conciencia corporal.

Factores que influyen:
Fisiológicos: órganos del oído, la visión, etc.

Físicos: fuerza de gravedad, grado de estabilidad, peso, etc.

Psicológicos: pueden hacer que las personas sientan vértigo, miedo, ansiedad, autocontrol, etc.
Representación del cuerpo o esquema corporal:
El esquema corporal es la idea que un niño tiene sobre su cuerpo, las diferentes partes, sus movimientos, etc. Es la imagen mental de nuestro cuerpo en relación con el medio. Es una compleja reconstrucción y siempre con las experiencias vividas y realizadas con el cuerpo.
¿Cómo podemos afinar nuestro esquema corporal y las relaciones cuerpo-medio?

A través de un proceso de ensayo-error, de ajuste progresivo de la acción del cuerpo a los estímulos del medio o los propósitos de la acción

Los elementos que constituyen el esquema corporal son:


  • Perceptivos

  • Experimentación personal

  • Experiencia social

  • Representación simbólica

  • Motores: independencia y coordinación motriz: tono, control respiratorio, equilibrio y estructuración espacio-temporal.

  • Desarrollo del lenguaje


Estructura del espacio:
Se relaciona con la conciencia de las coordenadas en las que se mueve nuestro cuerpo y en las que transcurre nuestra acción (arriba-abajo, delante-detrás, derecha-izquierda, fuera-dentro, grande-pequeño, estrecho-ancho…). Desde los planos más elementales el niño tiene que ir representando su cuerpo.

El espacio se domina antes a nivel de acción que de representación.

Estructura del tiempo:
Es similar a la estructuración del espacio. El niño sitúa sus acciones y rutinas en unos ciclos de sueño-vigilia, de antes-después, mañana-tarde-noche, ayer-hoy-mañana, días de las semana-días de fin de semana, y es capaz de hacerlo en su actividad mucho antes que representar sus acciones simbólicamente.
Estos dos componentes (estructuración espacio-temporal), junto con otros aspectos como control tónico y respiratorio, control postural y del equilibrio, se van diferenciando, y a la vez integrando en una totalidad compleja y bien articulada.

Desde el cuerpo como unidad, integradora del resto de actividades psicomotrices, al cuerpo como objeto del propio conocimiento, el niño de Educación Infantil debe recorrer un cambio que no completará hasta años más tarde, pero las bases se establecen en este periodo y el entorno educativo.

El cuerpo es el primer medio de relación que tenemos con el mundo que nos rodea. Por ello, cuando mejor conozcamos, mejor podremos desenvolvernos en él.

El conocimiento y dominio del cuerpo, es el pilar a partir del cual el niño construirá el resto de los aprendizajes. Este conocimiento supone para la persona un proceso que se irá desarrollando a lo largo del crecimiento. El concepto de esquema va determinado por el conocimiento que tenemos de nuestro cuerpo, como “la toma de conciencia de la existencia de las diferentes partes del cuerpo” Jasset.

Los niños deben conocer donde está la cabeza y luego todo lo que hay en la cabeza (orejas, ojos, …)

Después el cuello, los hombros, brazos (codos, muñecas, manos, dedos, uñas...), tronco (pecho, espalda, vientre, cintura, cadera), piernas (muslos, rodillas, tobillos, pies, dedos, uñas), glúteos, pene o vagina.
Coordinación ojo-mano:
Para esta habilidad Corbin (1973) señaló las siguientes etapas o proceso madurativo:


  1. Exploración visual activa y repetida.

Entre las 17 y las 28 semanas el bebé suele seguir la siguiente secuencia:
Mirar el objeto, se mira las manos, vuelve a mirar el objeto e intenta cogerlo, lo lleva a la boca y con ella lo sigue explorando.


  1. Iniciación a la prensión y/ o manipulación.

Entre las 28 y las 40 semanas. El niño está aprendiendo a usar los ojos para guiar sus acciones, la secuencia seguida suele ser:

Localiza el juguete con los ojos, se estira para alcanzarlo, se despista a mirar el juguete...

  1. Refinamiento y precisión:

Canal neuronal abierto. Explora y manipula objetos con mayor precisión. A las 40 semanas.
La lateralidad:
Establecimiento de la preferencia lateral:


  • Fase de Indefinición (0-2 años)

  • Fase de Alternancia (2-4 años)

  • Fase de Automatización (4-7 años)


El proceso de lateralidad tiene una base neurológica, es decir, es una etapa más de la maduración del SN, por lo que hay una dominancia de un lado del cuerpo sobre el otro, y esto va a depender del predominio de un hemisferio sobre el otro.
La lateralidad es un dominio funcional que se manifiesta en la preferencia de servirnos selectivamente de un miembro determinado (mano, pie, ojo, oído) para realizar determinadas actividades.
Una persona diestra utilizará el hemisferio izquierdo, mientras que el zurdo se servirá del hemisferio derecho.
El hemisferio derecho de los varones se desarrolla a mayor velocidad que el izquierdo El hemisferio derecho desarrolla gran número de conexiones en esta zona pero pocas con el otro hemisferio.
En las niñas, ambos hemisferios se desarrollan al mismo ritmo, por lo que son capaces de realizar un mayor número de actividades. Tienen un mayor número de interconexiones hemisféricas, lo que hace que la proporción de ambidiestras en su género en mayor que las confusiones entre izquierda y derecha sea también mayor.
A nivel de hormonas, la testosterona frena el crecimiento del hemisferio izquierdo en los varones, pero permite que se desarrollen más el hemisferio derecho donde se encuentra localizada la habilidad espacial.
Objetivos de la lateralidad:


  • Desarrollar el afianzamiento del reconocimiento de los miembros derecho e

izquierdo en sí mismo y en el otro.


  • Lograr una correcta percepción del espacio para una buena orientación y estructuración en él.




  • Favorecer un mejor conocimiento del propio cuerpo.




  • Afianzar el dominio de los distintos miembros corporales con objeto de evitar futuros trastornos de aprendizaje.


Cuando está afianzada la lateralidad, será más sencilla la lectura y la escritura.


Tema 3: La respiración
Si tomamos conciencia del actor respiratorio con plenitud llegaríamos a la conclusión que respiración es mucho más que inspirar y expirar el aire. Es una forma esencial de alimentar nuestro cuerpo y sosegarlo.
Sabemos que la falta de oxígeno produce agotamiento, fatiga, desgana, falta de concentración y ansiedad.

Una buena respiración se traduciría en un equilibrio físico y mental.
Los psicomotricistas han observado que todas las actividades están basadas en la mala respiración de los niños.
El proceso respiratorio, lo podríamos definir como ``una función mecánica y automática regulada por los centros respiratorios bulbares, cuya misión es la de asimilar el oxígeno del aire para la nutrición de nuestros tejidos y desprender el anhídrido carbónico, producto de la eliminación de los mismos´´ .
Distinción entre respiración externa o pulmonar y respiración interna o pulmonar.

  1   2   3   4   5   6

similar:

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconCompetencias, contenidos, metodología y recursos didácticos

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconTema 1 introducción a la metodología científica 3º F/Q

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconCuestionario tema recursos naturales

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconTema 7 Recursos naturales, actividades agrarias y pesqueras

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconTema: diseño de un sistema de información para la asignación de los...

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconTema la legislación laboral, tema 2 el contrato de trabajo, tema 3 el salario

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconTema 23: las magnitudes y su medida. Unidades e instrumentos de medida....

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconMetodologia de la investigacion

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconCompetencia metodologíA

Tema 1: Metodología y Recursos en Psicomotricidad iconDirección de metodologíA


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com