El mms master Mineral Solution






descargar 72.99 Kb.
títuloEl mms master Mineral Solution
página1/3
fecha de publicación31.10.2015
tamaño72.99 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Derecho > Documentos
  1   2   3
Importante Artículo: El MMS,

por Antonio Costa

 

El MMS - Master Mineral Solution

La historia de un remedio universal que ha sido prohibido antes de ser conocido

Antonio Costa




Hace unos dos años comenzó a circular ampliamente por internet la última panacea de la medicina alternativa: El MMS o Suplemento Mineral Milagroso.  Solo se podía comprar en la red. No hay licencias ni permisos comerciales para venderlo en las tiendas o farmacias. Incluso su descubridor, Jim Humble escribió un par de libros en los que explicaba como se podía fabricar en casa. El nombre asusta a cualquier persona seria y saber que funciona a base de un derivado del cloro asusta todavía más. Pero sus defensores afirman que puede curar la malaria en pocas horas, y que también se puede utilizar para cualquier otra enfermedad, desde la Gripe A y el SIDA o el cáncer, pasando por el resto de las miles de dolencias que podemos padecer. Y además sin efectos secundarios. Algunos investigadores  calculan que el MMS podría sustituir a más de 4.000 medicamentos farmacéuticos. Desde mediados de mayo del 2010 ha sido prohibida la venta y difusión del MMS en varios países del mundo incluida España.
El MMS consta de dos componentes muy abundantes y baratos -Clorito Sódico (NaClO2) y un ácido débil (ácido cítrico, vinagre, limón…) – que cuando se juntan producen un gas llamado Dióxido de Cloro (CLO2); para finalmente, después del proceso purificador, convertirse en agua (H2O) y sal común (Cloruro Sódico). Este gas (CLO2) es el que genera el potente efecto desinfectante interior, que mata a todos los agentes patógenos anaeróbicos que se encuentran en el cuerpo; pero discriminando las células y bacterias sanas que tenemos. Y esto lo hace por el diferencial del PH corporal.
Nuestro organismo en estado sano tiene un PH general neutro de 7 a 7,5. Cuando estamos enfermos graves, nuestro PH puede bajar de 7. Es en ese medio ácido que proliferan todos los patógenos y sustancias tóxicas que nos enferman. Según sus defensores, el Dióxido de Cloro es selectivo en su inmenso poder destructor: solo acaba con los microorganismos por debajo de un PH de 7. De esta manera se preservan nuestras células sanas, el sistema inmunológico se potencia y finalmente la mayoría de las enfermedades de origen bacterial, parasitario o vírico desaparecen, según dicen sus defensores.
Pero cuando hablamos del cloro a todos nos viene a la cabeza la lejía (hipoclorito sódico -NaOCl * 5 H2O) o la sosa cáustica (hidróxido de sodio - NaOH), que son muy familiares en todos los hogares pero altamente tóxicos si se ingieren. Conviene aclarar que el MMS se parece tanto a la lejía como esta a la sal marina. El Clorito Sódico no es tóxico en su ingestión siempre que se lleve  a cabo guiada por un terapeuta o al menos siguiendo los protocolos que Jim Humble y sus colaboradores han desarrollado. Según nos consta por la investigación realizada, no hay NINGUN CASO DE INTOXICACION GRAVE con MMS (hasta el 14 de mayo del 2010 en que apareció la denuncia) en todo el mundo, de los cientos de miles y posiblemente millones de personas que en los últimos diez años lo han probado. Sin embargo son decenas de miles los testimonios de curaciones o mejoras en la calidad de vida de enfermedades que hasta entonces se consideraban crónicas o incurables.
Los protocolos de acción terapéutica del MMS
El MMS, repetimos,  parte de dos componentes (Clorito Sódico diluido en agua a un 28%  y Acido Cítrico), que cuando se juntan en un recipiente producen el Dióxido de Cloro. Una vez mezclados en unas proporciones muy pequeñas (empezando con una gota de cada componente) y tras esperar de 1 a 3 minutos, se le añade agua o zumo de manzana sin vitamina C (que debilita el efecto del MMS) y se ingiere. El gas (ClO2) resultante, que es altamente inestable e inflamable por oxidación en dosis grandes (en concentración a más del 10% en el aire), es la fuerza terapéutica que realiza los efectos del llamado MMS, una vez ha sido ingerido.
Cuando tomamos el MMS, el  CLO2 liberado en el estómago navega por todo el cuerpo a través de la sangre, buscando selectivamente el terreno ácido donde reaccionar o explotar. Es por tanto una sustancia con un potencial oxidativo latente, que solo explota cuando encuentra el foco infeccioso o desequilibrado de un medio ácido. Con las bacterias actúa absorbiendo los electrones de la pared celular,  operación que termina disolviendo las bacterias.  A los  virus los elimina por denaturación de los cápsides, impidiendo su reproducción. En cuanto a los parásitos y hongos patógenos, la poderosa oxidación que produce el MMS los elimina de una manera muy efectiva. De esta manera el MMS parece ser que ataca selectivamente solo a los agentes patógenos que son causa de la mayoría de las enfermedades (bacterias, virus, hongos y  parásitos), quedando todas neutralizadas y  eliminadas por las vías tradicionales de la piel, los riñones o el colon. Si el cuerpo está sano la persona apenas notará ningún síntoma secundario, pero cuanto más enferma esté la persona, mayor será el efecto de estrés oxidativo de limpieza. Si se aumenta muy rápidamente la dosis del MMS en una persona enferma puede ocurrir el llamado “Efecto Herxheimer”;  que implica diarrea, vómitos, nauseas… provocados por una cantidad excesiva de toxinas que el cuerpo quiere eliminar. Son malestares de sanación, que se pasan al cabo de pocas horas y  es conveniente bajar la dosis del MMS para las próximas tomas.
Se dice que el Dióxido de Cloro permanece en el cuerpo un máximo de 12 horas, pero que su máximo efecto surge en las primeras 4 horas. Por eso en los protocolos del MMS se utiliza una o dos tomas diarias, empezando por una o dos gotas que cada día aumentan hasta un máximo de 15, para personas que no estén muy enfermas. Para dolencias muy graves se toman 2 o 4 gotas cada 1 o 2 horas; para mantener la potencia de oxidación muy alta todo el tiempo. En la malaria, por ejemplo, son necesarias 15 gotas en dos tomas separadas por 4 horas para que remita casi en un 100% de los casos en menos de 24 horas.
El asunto de la dosificación del MMS es complejo y variable, en función de las personas y sus dolencias. Las investigaciones realizadas en los últimos años con el MMS en todo el mundo, han generado una serie de protocolos, en función de las enfermedades a tratar, para que la cantidad y periodicidad del tratamiento se encargue de erradicar la dolencia concreta que el enfermo padece. En los protocolos generales se hace una o dos tomas diarias (mañana y noche), espaciadas al menos una hora antes y después de cada comida. Se empieza por una gota y cada día se va aumentando hasta llegar al máximo que es  1 gota por cada 6 kg. de masa corporal. Después se descansa varios días y se vuelve a hacer. Hay protocolos específicos para algunas enfermedades que es necesario tomar varias gotas cada 2 o 3 horas. La duración también depende de cada dolencia y de las recomendaciones del terapeuta.
Estas son las palabras del ingeniero Jim Humble, su descubridor, para explicar el mecanismo de acción terapéutica del MMS: “ Un ión de dióxido de cloro(ClO2) explota en un instante, cuando por ejemplo choca con un germen en el cuerpo. El dióxido de cloro es un hambriento ladrón de electrones, que le quita inmediatamente cinco electrones a cada virus o sustancia venenosa. Un robo tan grave como este (proceso de oxidación) no lo sobreviven las víctimas indeseadas y quedan destruidas. También la molécula de dióxido de cloro (queda destruida por la reacción química: El oxígeno (O2) liberado se une o bien con hidrógeno (2H2) para formar agua (2H2O) o bien con carbono (C) para formar dióxido de carbono (CO2). El ión neutral de cloro se une a sodio para dar lugar a sal común (NaCl).”

Jim Humble tuvo que emigrar de EEUU y marchar a Méjico, debido a las presiones que recibió por dedicarse a propagar su MMS. Publicó un par de libros por Internet de difusión gratuita, donde cuenta su experiencia e incluso enseña como fabricar el MMS en la cocina. Gracias a internet se ha encontrado con muchos amigos y colaboradores en todo el mundo, que le han ayudado a difundir su descubrimiento. Actualmente, a sus 80 años, viaja por todas partes difundiendo sus hallazgos y pasa buena parte del año en África y Sudamérica  intentando potenciar el MMS en donde más falta hace, para ayudar a erradicar la malaria, el sida y otras enfermedades infecciosas.

Jim nos cuenta en sus libros su experiencia terapéutica en África: “Después de tomar el MMS  los enfermos de SIDA se alivian en aproximadamente tres días y otras enfermedades y trastornos simplemente desaparecen. Si los pacientes hospitalizados se trataran con el MMS, más del 50% de ellos estarían de regreso en sus casas en tan solo una semana…Es impresionante como el MMS, cuando se usa apropiadamente, es utilizado por el cuerpo para atacar sólo aquellos patógenos que le causan daños y no afecta a ninguna bacteria útil o célula sana… Debido a que el MMS  funciona fortaleciendo el sistema inmunológico, no es un tratamiento para una enfermedad específica, sino que mejora el sistema inmunológico a tal punto que derrota las enfermedades y algunas de estas son superadas en menos de 24 horas, como el caso de la malaria.”
Jim Humble y sus colaboradores aseguran que han curado a más de 200.000 personas de malaria en África y otros países de Sudamérica con el MMS en los diez años que llevan activos. También lo recomiendan para casi cualquier tipo de enfermedad, desde la gripe común a las enfermedades auto inmunes e incluso los trastornos psíquicos.

Actualmente hay algunos hospitales y universidades en México, Nicaragua, Andorra, Suiza, Japón y sobretodo África que están comenzando a aplicar el MMS en múltiples dolencias. La experiencia personal de muchos médicos, terapeutas alternativos y gente que simplemente lo ha tomado es que tiene un efecto sorprendente y muy rápido en problemas epidérmicos: quemaduras, eccemas, herpes, heridas infectadas que no cicatrizan, picaduras de insectos, hongos en los pies o genitales… Parece que en muchas partes del mundo ya han confirmado el éxito del MMS en el tratamiento de muchas enfermedades que hoy se consideran incurables: desde la malaria al cáncer, la tuberculosis, la gripe o el sida.
A pesar de la presión que las industrias farmacéuticas ejercen, hay algunas investigaciones científicas que ya han demostrado la veracidad de muchos de estos datos. Desgraciadamente estas investigaciones y todo el movimiento espontáneo mundial de ciudadanos que se automedican con MMS, puede quedar truncada. Esto es  debido a los intereses multinacionales de las farmacéuticas que, viendo el potencial terapéutico de esta simple sustancia,  han presionado a los respectivos gobiernos de medio mundo para prohibirlo, tanto su comercialización como su difusión por internet.
Las investigaciones médicas con el MMS
La principal aplicación del Clorito Sódico es  industrial, como precursor del Dióxido de Cloro que sobretodo se utiliza en la industria para el blanqueo del papel o de telas. También se aplica  como desinfectante de agua, de aparatos quirúrgicos y en la fabricación de dentífricos, geles, caramelos y chicles.
El primer dato que se tiene del uso del Dióxido de Cloro con usos terapéuticos es de manera indirecta con el nombre de oxígeno estabilizado, un producto que tiene concentraciones de 3.5% de clorito de sodio. Fue en 1926, cuando el Dr. William Koch lo utilizó en niños retardados mentales, pues creía un oxígeno estabilizado liberaría oxígeno no tóxico en el cerebro de estos niños y los mejoraría. Obviamente fracasó. El oxígeno liberado por la molécula se combinaba con los hidrógenos del organismo y se transformaba en agua, lo que no mejoró la lucidez mental de los niños.
El primer estudio científico que conocemos sobre el Dióxido de Cloro data de 1989, a cargo de los Dr. YU-SHIAW CHEN  y  JAMES M. VAUGHN, sobre el papel del ClO2 en la eliminación de rotavirus en monos y hombres. Otro precursor fue el Dr. Friederich W. Kühne, que realizó una  patente en el año 2000 sobre la aplicación del ClO2 (en la patente disimula todo lo que puede la fórmula) para el tratamiento del VIH o SIDA. Vendía los tratamientos muy caros y finalmente vendió la empresa por 4,5millones $.
Jim Humble descubrió el Dióxido de Cloro de casualidad en 1996, al aplicarlo en forma de  oxígeno estabilizado (Clorito Sódico diluido al 3,5% en agua), para purificar el agua. Lo utilizó como emergencia cuando él y sus colaboradores, que estaban buscando oro en la selva de la Guayana, contrajeron la malaria. Sorprendentemente se curaron y Jim comenzó a investigar los procesos bioquímicos que habían tenido lugar. Un par de años después  desarrolló la fórmula definitiva del MMS, que combinaba el Clorito Sódico diluido a un 28% en agua con un activador en forma de ácido débil (vinagre, limón o ácido cítrico) que potenciaba enormemente la generación del gas Dióxido de Cloro. A continuación comenzó su odisea de intentar expandirlo por el mundo, empezando por donde más podrían necesitarlo y apreciarlo: Sudamérica y África.
Debido a las presiones de la farmaindustria y a la propia autocensura de los médicos, que en general no investigan en campos que no sean rentables o políticamente correctos, existen comparativamente pocas investigaciones médicas llevadas a cabo hasta la fecha con el MMS. Jim Humble ha contado en sus libros y entrevistas, cómo las presiones de las industrias farmacéuticas desanimaban a los médicos a utilizar el MMS en casi todos los países de África y Sudamérica donde lo llevó. En algunos casos amenazaban a las autoridades sanitarias con retirar una campaña de vacunación o medicamentos básicos, si el MMS era utilizado. A pesar de esta notable presión, ha habido científicos honestos y valerosos que han investigado con el CLO2 en sus áreas de trabajo. Entre los más destacados están los siguientes:
Los  japoneses  Dr. Norio Ogata y Dr. Takashi Shibata han realizado estudios de laboratorio con ratones, en Osaka con la Gripe A y el ClO2, demostrando que el 100% de los ratones tratados sobrevivió mientras que el grupo de control murió el 70%. Estas y otras  investigaciones le han llevado a la conclusión que el ClO2 es un preventivo ideal para evitar o paliar los efectos de la gripe en los humanos también.

El Dr. Klaus Schustereder de Suiza ha estado trabajando en África con el MMS y otros medicamentos homeopáticos. En uno de sus trabajos ha tratado a diez  personas que tenían SIDA y Malaria a la vez. El resultado de su trabajo ha sido que el  80% de los casos ha remitido la carga viral a cero y ha desaparecido la malaria. Las pruebas fueron realizadas en el Instituto Pasteur utilizando protocolos de doble ciego. 
Los doctores C. M. Bongiovanni, M. D. Hughes y R. W. Bomengenen en el Hospital de Clínicas de la Región de los Lagos (Lakeview, Oregón-USA). El estudio de 231 pacientes con úlcera de pierna y diabetes, con unos resultados excelentes, la mayoría de ellos cicatrizados en pocas semanas donde no se esperaba curación. Resultados similares se reportaron en el blog del MMS censurado, realizados en un hospital de Andorra.
La Dra. Eva Serra ha sido la única médica en España que hemos podido contactar, con experiencia clínica en el MMS. Odontóloga por la Universidad de Barcelona, y especializada con diferentes titulaciones en implantología y ortodoncia, especialidades que lleva practicando desde hace veinte años satisfactoriamente. Nos contaba su experiencia, lamentando profundamente la noticia de la censura de las webs del MMS: “ Mi experiencia en MMS ha sido y es muy satisfactoria desde el inicio, aplicándola paulatinamente para tratar desde aftas, estomatitis aftosas, enfermedades periodontales, post cirugías....El tratamiento con MMS en todos los campos ha sido muy beneficiosa pero especialmente en el tratamiento de estomatitis aftosas, así como colutorio tras cualquier tipo de cirugía oral. En este campo acelera la cicatrización, previene infecciones y alivia molestias. El tratamiento con MMS en clínica acelera el proceso de cicatrización de todo tipo de cirugía oral y es sorprendente la curación de estomatitis aftosas prácticamente en veinticuatro horas.
  1   2   3

similar:

El mms master Mineral Solution iconRaya: Se utiliza para averiguar si el color que presenta un mineral...

El mms master Mineral Solution icon2. ¿Qué es la dureza de un mineral? ¿Puede un mineral ser duro y frágil a la vez?

El mms master Mineral Solution iconRole of the anomeric effect in methanediamines in gas phase and aqueous solution

El mms master Mineral Solution iconTwo-Vial, lc-ms identification of Ephedrine Receptors from a Solution-Phase...

El mms master Mineral Solution iconMÉtodo mms + dmso

El mms master Mineral Solution iconLa dosis oral normal de mms

El mms master Mineral Solution iconNuevo Protocolo general de mms

El mms master Mineral Solution iconEl mms esta científicamente demostrado

El mms master Mineral Solution iconNuevo Protocolo general de mms

El mms master Mineral Solution iconSugerencias para el baño en la tina mms


Medicina





Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com