Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella.




descargar 0.6 Mb.
títuloBibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella.
página1/31
fecha de publicación31.01.2016
tamaño0.6 Mb.
tipoBibliografía
med.se-todo.com > Derecho > Bibliografía
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   31
PHILIP YANCEY

  DESILUSIÓN
CON DIOS

 

  Contents


  Cover

Title Page

Prólogo
LIBRO I: DIOS EN MEDIO DE LAS TINIEBLAS

Primera parte- El silencio

Capítulo 1 Un Error Fatal

Capítulo 2 Todo Convertido En Humo

Capítulo 3 Las Preguntas Que Nadie Hace En Voz Alta

Capítulo 4 ¿y si …?

Capítulo 5 La Fuente

Segunda parte- Los primeros contactos el Padre

Capítulo 6 Un Negocio Arriesgado

Capítulo 7 El Padre

Capítulo 8 Luz Solar Sin Filtros

Capítulo 9 Un Momento De Resplandor

Capítulo 10 El Fuego Y La Palabra

Capítulo 11 El Enamorado Herido

Capítulo 12 Demasiado Bueno Para Ser Cierto

Tercera parte- Se nos acerca el Hijo

Capítulo 13 El Descenso

Capítulo 14 Grandes Esperanzas

Capítulo 15 La Timidez De Dios

Capítulo 16 El Milagro Pospuesto

Capítulo 17 Progreso

Cuarta parte- La entrega el Espíritu

Capítulo 18 El Traspaso

Capítulo 19 Un Ambiente De Cambios

Capítulo 20 La Culminación
LIBRO II: VIVIENDO EN LA OSCURIDAD

Capítulo 21 Interrumpido

Capítulo 22 El Único Problema

Capítulo 23 Un Papel En El Cosmos

Capítulo 24 ¿es Dios Injusto?

Capítulo 25 ¿por Qué Dios No Da Explicaciones?

Capítulo 26 ¿Permanece Dios Callado?

Capítulo 27 Por qué Dios No Interviene

Capítulo 28 ¿está Dios Escondido?

Capítulo 29 Por qué Job Murió Feliz

Capítulo 30 Dos Apuestas; Dos Parábolas

Bibliografía

Copyright

About the Publisher

Share Your Thoughts

Prólogo


  Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. «¿Es cierto que usted está escribiendo un libro acerca de la desilusión con Dios?», me preguntaban. «De ser así, me gustaría decirle algo. No se lo he dicho a nadie anteriormente, pero en mi vida cristiana he tenido momentos de gran desilusión». Entrevisté a algunos de los que me llamaron, y sus relatos me ayudaron a marcar la dirección que tomaría este libro.

Descubrí que para muchas personas hay un gran abismo entre lo que esperan de su fe cristiana y lo que experimentan en realidad. A partir de una dieta continua de libros, sermones y testimonios personales en los cuales se prometen triunfos y éxitos, aprenden a esperar solo evidencias espectaculares de que Dios está obrando en su vida. Si no ven estas evidencias en la forma y con la frecuencia deseadas, se sienten desilusionados, traicionados, y a menudo culpables. Una señora decía: «Todo el tiempo he oído hablar de la «relación personal con Jesucristo”, pero he descubierto para mi consternación que no se parece a ninguna otra relación personal. Nunca he llegado a verlo, escucharlo, sentirlo o experimentar su presencia del modo en que esto sucede en las relaciones humanas. O hay algo que no está bien en lo que me han estado diciendo, o yo soy la que anda mal».

La desilusión aparece cuando nuestra experiencia real acerca de algo queda muy por debajo de lo que esperábamos. Por esta razón, la primera mitad de esta obra explora la Biblia con el fin de ver lo que podemos esperar en verdad de Dios. Tuve dudas con respecto a comenzar por este punto, porque sé que algunas personas, sobre todo las que se sienten desilusionadas, son poco tolerantes con la Biblia. Sin embargo, ¿qué mejor manera habría de empezar que dejando hablar a Dios mismo? Traté de librarme de ideas preconcebidas y leer la Biblia como un relato con una «trama», sin embargo, lo que hallé en ella me dejó asombrado. Era algo muy diferente al relato que me habían estado haciendo la mayor parte de mi vida.

En realidad, me di a la tarea de escribir dos libros distintos, y así lo hice; pero terminé reuniéndolos bajo la misma cubierta. El segundo libro pasa a cuestiones más prácticas de la existencia y aplica las ideas desarrolladas a situaciones reales; el tipo de situaciones que originan la desilusión con respecto a Dios. Terminé por llegar a la conclusión de que ambos enfoques debían encontrarse juntos en el mismo libro; cualquiera de los dos estaría incompleto sin el otro.

En una ocasión, mientras le explicaba mi obra a un amigo, este frunció el seño y sacudió la cabeza. «No creo que hayan tratado de psicoanalizar a Dios anteriormente», dijo. ¡Espero que no sea eso lo que estoy intentando hacer! Sin embargo, sí quiero comprenderlo mejor para saber por qué hay ocasiones en que actúa de maneras tan misteriosas … o no parece actuar en lo absoluto.

Con todo, he aquí unas palabras de advertencia. Este no es un libro de apologética, de manera que no voy a viajar por la senda de ir señalando evidencias a favor de Dios. Otros lo han hecho con eficacia; además, trato sobre dudas que son más emocionales que intelectuales La desilusión implica que se esperaba un tipo de relación que no ha llegado a formarse por algún motivo.

Tampoco voy a debatir la cuestión de si Dios hace milagros. Doy por sentado que él tiene poder sobrenatural y lo usa. Sí, Dios puede intervenir. ¿Por qué no lo hace entonces con mayor frecuencia? ¿Por qué se limita ante escépticos sinceros a quienes les gustaría creer y solo querrían tener una señal? ¿Por qué permite que la injusticia y el sufrimiento abunden tanto en la tierra? ¿Por qué las intervenciones divinas no se vuelven cosas «ordinarias” en lugar de ser «milagrosas»?

Una última advertencia: No pretendo en manera alguna presentar una visión equilibrada de la fe cristiana. Al fin y al cabo, estoy escribiendo para personas que en algún momento han escuchado el silencio de Dios. Estudiar a alguien como Job para presentarlo como ejemplo de fe es algo así como estudiar la historia de la civilización examinado solamente las guerras. Por otra parte, hay muchos libros cristianos que no hacen mención alguna de las guerras y solo prometen victorias. Este libro habla de la fe, pero la analiza a través de los ojos de los que dudan.

Finalmente, debo explicar la forma en que he decidido presentar las citas bíblicas. Me resistí a la idea de ponerlas como notas al pie de la página, o entre paréntesis dentro del texto. Ambas cosas crean una extraña manera de leer que se parece al tartamudeo. En lugar de esto, he indicado las fuentes de las citas directamente al final de cada capítulo. Los buenos detectives deberían ser capaces de rastrear el pasaje correcto.
Despierta; ¿por qué duermes, Señor?
Despierta, no te alejes para siempre.
¿Por qué escondes tu rostro?

  —Salmo 44:23, 24

  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   31

similar:

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconBibliografía 105 Prólogo Cuando el autor me propuso leer el manuscrito...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconColección dirigida por Guadalupe Arbona Abascal
Bajo las sanciones establecidas en las leyes, la reproducción total o parcial de esta obra por cualquier medio o procedimiento, incluidos...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconAntes de completar el proceso de registro de la sede, por favor responda...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconAntes de completar el proceso de registro de la sede, por favor responda...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconNota de la autora
Bajo las sanciones establecidas en las leyes, la reproducción parcial o total de esta obra por cualquier medio o procedimiento, comprendidos...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconResumen al hablar de ferrofluidos, se habla de un fluido que se polariza...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. icon“Si podemos medir una cosa y si podemos expresarla en términos numéricos,...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconEl Papa a Scalfari: asì cambiaré la Iglesia "Jovenes sin trabajo, uno de los males del mundo"
«Cierto, usted tiene razon, pero se refiere tambien a la Iglesia, más bien sobre todo a la Iglesia porque esta situacion no hiere...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconEs posible que nunca haya oído hablar de Germanio antes, excepto...

Bibliografía About the Publisher Share Your Thoughts Prólogo Después de haber comenzado a trabajar en esta obra, me llamaron por teléfono unas cuantas personas de mi iglesia que habían oído hablar de ella. iconEl hombre llora cuando muere, no es porque no sepa nada del lugar...


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com