Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN




descargar 0.55 Mb.
títuloEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN
página10/30
fecha de publicación23.08.2016
tamaño0.55 Mb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Biología > Documentos
1   ...   6   7   8   9   10   11   12   13   ...   30

Beneficios Advenidos del Sufrimiento



Como explica León Denis, en el libro El Problema del Ser, del Destino y del Dolor: “Fundamentalmente considerado, el dolor es una ley de equilibrio y educación. Sin duda, las faltas del

pasado recaen sobre nosotros con todo su peso y determinan las condiciones de nuestro destino. El sufrimiento no es, muchas veces, nada más que la repercusión de las violaciones de orden eterna cometidas, pero, siendo parte de todos, debe ser considerado como necesidad de orden general, como agente de desarrollo, condición de progreso”.

León Denis, en el mismo libro, enfatiza la importancia del sufrimiento para el resarcimiento de las faltas cometidas, cuando afirma: “Todo se rescata y repara a través del dolor”. “El dolor será necesario mientras el hombre no haya puesto su pensamiento y sus actos de acuerdo con las leyes eternas”. “Por el sufrimiento aprendemos la humildad, al mismo tiempo que la indulgencia y la compasión para con todos los que sucumben alrededor de nosotros, bajo el impulso de los instintos inferiores, como tantas veces nos sucedió a nosotros mismos antaño”.

En ese sentido, el sufrimiento puede constituir una oportunidad para que se realice el perfeccionamiento espiritual del ser humano, visto que es una consecuencia de faltas habían sido cometidas en el presente o en el pasado.

El dolor físico puede constituir, igualmente, un subsidio positivo, indicando la existencia de alteraciones anatómicas o fisiológicas de los órganos y tejidos internos. Sería como un aviso para que sean tomadas las providencias, avisando para sanar los males que pueden agravarse en caso que no sean atendidos a tiempo.

Constituye un lenguaje oculto del cuerpo humano, indicando que algo no está bien, y cuyas causas deben ser investigadas, para el debido tratamiento y, si es posible, para su cura y prevención.

El ser humano esta constituido de millones de células, cuya harmonía funcional obedece al comando del alma, a través del pensamiento. Para tener el control de la integridad de esos millones de elementos celulares, la Naturaleza dotó al organismo de la facultad de tener sensaciones, de sentir el dolor o de anomalías de los órganos y tejidos, y cuya presencia constituye una advertencia de posible necesidad o de anormalidad orgánica o funcional de los mismos.

De ese modo, la sensación de anomalía, de malestar, de nausea, de hambre, de sed, de sueño, de necesidad de realizar las funciones fisiológicas, así como la disminución de la capacidad física y funcional de organismo, constituyen avisos de la existencia de procesos que deben ser sanados, para que la persona pueda disfrutar de un perfecto estado de salud.

En principio, la aparición de un dolor o anomalía interna, puede considerarse como un hecho positivo, que indica la necesidad de esclarecimiento para que sean tomadas las providencias para su tratamiento.

El Sufrimiento Según el Cristianismo



En el pasado, había un concepto, entre los cristianos, según el cual el sufrimiento promueve la redención espiritual. Motivados por el sufrimiento de Jesús en el calvario, lo imitaban. Tanto es así que el Diccionario de Caldas Aulete, 2ª edición brasileña, Editora Delta-Brasil, registra una frase atribuida a San Gregorio, que “la aflicción es puerta del reino de los cielos”..Allan Kardec, en el capítulo V del Evangelio Según el Espiritismo, hace un análisis del mensaje de Jesús bajo el título Bienaventurados los Afligidos, y parece ser que “Solamente en la vida futura pueden ser efectivas las compensaciones que Jesús promete a los afligidos de la Tierra. Sin la certeza del futuro, estas máximas serían un contrasentido; más todavía: serían un cebo. Inclusive con esa certeza, difícilmente se comprende la conveniencia de sufrir para ser feliz.

Y continuando sus explicaciones dice en el ítem 26 que, “El mérito consiste en sufrir, sin murmurar, las consecuencias que no le sea posible evitar, en perseverar en la lucha, en no desesperarse, si no sucede correctamente; no obstante, en una negligencia que sería más pereza que virtud”.

El insigne autor hace, todavía, comentarios sobe la búsqueda espontánea de sacrificios que podrían ser perjudiciales a la salud, afirmando en la misma página: “No debilitéis vuestro cuerpo con privaciones inútiles y maceraciones sin objetivo, ya que necesitáis de todas vuestras fuerzas para cumplir vuestra misión de trabajar en la Tierra. Torturar y martirizar voluntariamente vuestro cuerpo es contravenir a la Ley de Dios, que os da medios para sustentaros y fortaleceros. Debilitarlo sin necesidad es un verdadero suicidio”.

Allan Kardec en el mismo libro citado, dice: “Muy diverso es lo que ocurre cuando el hombre se impone a sí mismos sufrimientos para el alivio de su prójimo. Si soportaras el frío y el hambre para calentar y alimentar a alguien que necesite ser calentado y alimentado, y su vuestro cuerpo de ello se resiente, hacéis un sacrificio que Dios bendice”.

La aflicción humana es un cometido que puede ocurrir con todas las personas, pero no constituye, por sí misma, el camino para la evolución espiritual. Todo depende del comportamiento de cada uno, de aceptarla con confianza y resignación, sin blasfemias, sin contrariedades, como afirma el apóstol Santiago, en su epístola a los primeros cristianos: “Tened también vosotros paciencia; confirmad vuestros corazones: porque la venida del Señor se acerca” (S 5, 8). Y dice en (S 5, 9):

“Hermanos, no os quejéis unos contra otros, porque no seáis condenados; he aquí, el juez está delante de la puerta”. Son verdades que atraviesan los siglos y llegan cristalinas hasta los tiempos actuales.

El mensaje de Santiago apóstol es bien esclarecedor, mostrando la necesidad de tener paciencia y buen ánimo frente a las dificultades, no habiendo lugar para las quejas en el corazón de los que son achacados por el sufrimiento, al igual irreparable.

Las personas deben buscar los recursos disponibles para encontrar la cura de sus males, visto que el propio Jesús curó a todos los enfermos que lo buscaron, reconociendo así, que el ser humano debe vivir con salud, alegre y feliz.

El gran desafío, para las instituciones religiosas y esotéricas, consiste en concienciar a las personas hacia la realidad del alma, mostrando a cada uno que debe vivir como “alma viviente”, (Gen 2, 7), viendo la importancia de la presente existencia, como escalón para su propia evolución espiritual.

Durante la vida, encontramos, muchas veces, personas afligidas, con problemas graves, algunas en vías de separación del alma del cuerpo físico, y cuyos recursos materiales disponibles no pueden ofrecer esperanza de supervivencia por mucho tiempo, para las cuales una presencia, una palabra de confianza y amor pueden constituir una ventana por donde penetre la luz para las horas difíciles que está pasando.

Cuando Jesús promete compensaciones a los afligidos de la Tierra (Lc 6, 20-22), no hace promesas vanas, ya que sus enseñanzas nunca se contradicen. Así es que, muchas veces, enalteció la necesidad de la oración, de la fe y del buen ánimo, como cuando se dirigió a la mujer que lo buscó porque estaba enferma de flujo de sangre desde hacía 12 años y, sin decir nada, tocó por detrás, la franja de Su túnica: “ Y Jesús, dándose la vuelta, y viéndola dice: Confía, hija, tu fe te ha salvado. Y la mujer fue salva desde aquella hora”. Acreditó tener confianza y estar llena de fe, confió en la curación, y la obtuvo bajo la forma de perdón de sus faltas.

Debemos tener en mente que, en el estado actual de la evolución humana, la aflicción es una constante en nuestras vidas..Siendo así, cada uno debe velar por su propio estado de salud y por su situación en la vida, utilizando los recursos disponibles para prevenir las aflicciones que pueden ocurrir y, si no pudieron ser evitadas, deben ser aceptadas con confianza, positivamente, procurando accionar los recursos disponibles para que sean eliminadas o minimizadas. Si Dios permite la existencia de recursos, es para que sean utilizados.

La aflicción humana no constituye, por sí misma, el camino hacia la evolución espiritual, sino un recurso para que la persona se aproxime al Padre.

Como dice Emmanuel, en el libro Viña de Luz: “No basta sufrir simplemente para ascender a la gloria espiritual. Es indispensable saber sufrir, extrayendo las bendiciones de luz que el dolor ofrece al corazón sediento de paz”.

Y concluye diciendo: “Todas las criaturas sufren en el crisol de las experiencias necesarias, pero bien pocos espíritus saben padecer como cristianos, glorificando a Dios”.

Este mensaje muestra que el sufrimiento no constituye, por sí mismo, una escalera hacia la evolución espiritual. Pero no deja duda que el mismo puede proporcionar, al ser humano, la oportunidad para aproximarse al Padre. En ese sentido, podemos afirmar que bendito es el dolor cuando él nos aproxima a Dios.

Jesús nos da la llave para enfrentar las aflicciones humanas, afirmando: “Estas cosas os he hablado, para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción: pero confiad, yo he vencido al mundo” (Ju, 16,33).

Jesús no se eximió de la responsabilidad de enfrentar las aflicciones del mundo, y nos dio el ejemplo de su resignación, coraje y determinación, venciéndolas y glorificando al Padre en todos los momentos de su vida.

1   ...   6   7   8   9   10   11   12   13   ...   30

similar:

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconLa rueda de la vida elizabeth kübler-ross este libro fue pasado a...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato digital para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato digital para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato digital para facilitar la difusión,...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión,...
...

Este libro fue pasado a formato Word para facilitar la difusión, y con el propósito de que así como usted lo recibió lo pueda hacer llegar a alguien más. HernáN iconEste libro fue pasado a formato digital para facilitar la difusión,...


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com