El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la




descargar 46.67 Kb.
títuloEl sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la
fecha de publicación18.03.2017
tamaño46.67 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Biología > Documentos






SISTEMA RESPIRATORIO
El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la expiración, también los órganos de este sistema durante el proceso de expiración; expulsan agua, por lo cual ellos participa en el equilibrio hídrico del organismo, además en los pulmones metabolizan diferentes sustancias las cuales participan en algunos procesos reguladores, ayudan a la destoxidicación del organismo mediante el catabolismo de algunas sustancias, actúan también como reservorios de sangre y participan en el control del equilibrio ácido-base. En la nariz se ubica el órgano del olfato; el cual está integrado con el órgano del gusto, también este órgano es utilizado en algunos casos como vía de administración de medicamentos, gracias a su vascularización especializada,. En diferentes estructuras y órganos del sistema respiratorio se encuentran poblaciones de células endocrinas, de acción paracrina productoras de hormonas que participan en diversos procesos a nivel local (Sistema Neuroendocrino Difuso - SNED). El sistema respiratorio participa en la eliminación de partículas, agentes patógenos, etc.
El sistema respiratorio está constituido por dos grandes porciones que son la porción conductora o de ventilación y la porción respiratoria. La porción conductora o ventilatoria permite el paso del aire, lo calienta, humedece y lo filtra de partículas extrañas y agentes patógenos. Esta región está constituida por la cavidad nasal, los senos paranasales, la faringe (nasofaringe, orofaringe y laringofaringe), la laringe, la tráquea y los bronquios, además de las primeras generaciones de bronquiolos incluyendo a los bronquiolos terminales. La porción respiratoria es la encargada del intercambio de gases entre la sangre y el aire, ésta es formada por los bronquiolos respiratorios, conductos alveolares sacos alveolares y los alvéolos.
Antes de describir de adentro hacia fuera las diferentes capas que componen cada uno de los órganos del sistema respiratorio, se van a definir algunos conceptos sobre estos componentes estructurales y los cuales son los que van a diferenciar histológicamente un órgano de otro y una estructura de otra:
- Mucosa

Corresponde a la capa más interna, la cual está en contacto con la luz del órgano o de la estructura, Esta capa está constituida por el epitelio con su lámina basa; los cuales descansa sobre la lámina propia. El epitelio varía de acuerdo a la función del órgano o de la estructura, la lámina propia está compuesta por tejido conectivo laxo areolar en donde se ubican vasos sanguíneos y linfáticos, fibras nerviosas, glándulas que son de tipo acinar y tejido linfoide difuso.
- Submucosa

Se ubica inmediatamente después de la mucosa, está compuesta por tejido conectivo laxo areolar y en ella se ubican vasos sanguíneos y linfáticos, fibras nerviosas pero todos ellos mayor calibre que los de la lámina propia, también se pueden encontrar glándulas de tipo acinar, tejido linfoide difuso, pero ellos también varían de acuerdo a la función de cada región del sistema respiratorio.
- Muscular

Esta capa se organiza contigua a la submucosa, en algunas de las estructuras y órganos que así lo requieran. Hay regiones del sistema respiratorio en donde la muscular se ubica externamente al componente cartílaginoso; la ubicación en cada componente depende de la función de la estructura u órgano y varía entre músculo liso o músculo estriado esquelético.
- Cartílago

En las estructuras u órganos en donde se presenta este componente estructural, ésta se ubica por lo general externamente a la muscular. Puede variar entre cartílago elástico o hialino de acuerdo a la estructura u órgano y de acuerdo a la funcionalidad de éstos.
- Adventicia

Corresponde a la capa más externa de la estructura u órgano, está constituida por tejido conectivo laxo areolar y es por ella por donde ingresan o salen los vasos sanguíneos, linfáticos y nervios de mayor calibre de las estructuras u órganos del sistema respiratorio.
A continuación se tendrán en cuenta la descripción realizada de los diferentes componentes estructurales que hacen parte del sistema respiratorio, pero solo se analizarán los elementos estructurales que permiten diferenciar una estructura de otra o un órgano de otro; de acuerdo a como se presentan los diferentes componentes histológicos en cada uno de ellos, lo cual determina la función de éstos.
PORCION CONDUCTORA O DE VENTILACIÓN
Nariz

Esta región anatómica está compuesta desde su exterior hacia su interior por piel; la cual recubre el esqueleto nasal (tabique nasal) compuesto en su región proximal por hueso compacto; éste en el interior de la cavidad nasal forma tres evaginaciones denominadas cornetes (superior, medio e inferior) los cuales forman accidentes óseos dentro de la cavidad que permiten que se cree una turbulencia del aire cuando éste ingresa a la fosa nasal; chocando contra los cornetes, este sistema contribuye a filtrar el aire ya que ciertas partículas quedan adheridas al moco existente en la nariz. El tabique nasal en su región distal está formado por cartílago hialino, el cual le ayuda a dar forma a la nariz.

La nariz internamente está compuesta por la cavidad nasal la cual, gracias al tabique nasal queda dividida en las dos fosas nasales, éstas se comunican con el medio externo a través de las narinas y con la nasofaringe a través de las coanas. Cada fosa nasal histológicamente consta de tres regiones que son el vestíbulo, la porción respiratoria y la porción olfatoria. El vestíbulo está constituido por piel cuyas fibras colágenas se adhieren firmemente al pericondrio del cartílago nasal, esta piel presenta pelos gruesos y rígidos denominados vibrisas, quienes contribuyen a filtrar el aire reteniendo partículas de polvo y agentes patógenos que ingresan con él. La porción respiratoria de la nariz se reconoce por su color rojo, está formada solamente por mucosa; la cual consta de un epitelio pseudoestratificado cilíndrico ciliado cuyas células se entremezclan con células caliciformes productoras de mucina quien ayuda a humedecer el aire, también atrapa partículas de polvo y agentes patógenos por lo que esta población celular también participa con la filtraciónd el aire, pero además el moco forma una película sobre el epitelio que lo protege contra agentes agresores y lo mantiene lubricado. Los cilios de las células epiteliales barren el moco de las fosas nasales hacia el digestivo. La lámina propia de la porción respiratoria es tejido conectivo denso irregular, el cual se adhiere firmemente al periostio o al pericondrio del tabique nasal por lo que se le denomina mucoperiostio o mucopericondrio respectivamente. En la lámina propia se encuentra acinos mucosos que también aportan moco a las fosas nasales, además de los acinos de tipo mucoso, hay también acinos serosos los cuales sintetizan enzimas que actúan contra algunos agentes patógenos; especialmente contra bacterias, la secreción de los diferentes tipos de acinos de la lámina propia vierten su contenido a través de sus conductos los cuales desembocan en la superficie epitelial. En la lámina propia, también hay abundantes plexos venosos que se disponen superficialmente y generalmente son anastomosis arteriovenosas, las cuales se ingurgitan con sangre por intervalos cortos lo que permite calentar el aire que ingresa a las fosas nasales.

La porción Olfatoria de las fosas nasales es de color amarillo, es una región especializada ubicada en el techo del tabique nasal y en la región superior del cornete superior; es en esta zona en donde se encuentra el órgano del olfato constituido por una mucosa especializada formada por un epitelio pseudoestratificado cilíndrico ciliado entremezclado con células sensoriales que corresponden a neuronas bipolares encargadas de percibir las sustancias odoríferas como estímulos químicos. Las neuronas constan de un cuerpo de forma ovalada ubicado entre las células cilíndricas del epitelio, su axón se dirige hacia la lámina propia y su dendrita hacia la superficie epitelial y cerca de la superficie apical de las células epiteliales, se engrosa formando una estructura bulbosa denominada vesícula olfatoria de la cual se desprenden de seis a ocho cilios muy largos que se disponen paralelos a la superficie epitelial, estos cilios son inmóviles y son ellos los que presentan los receptores de membrana para las diferentes sustancias odoríferas que hay en el ambiente y que son captadas al inhalar el aire. La mucosa olfatoria descansa sobre una lámina propia de tejido conectivo laxo areolar en donde se encuentran los axones que se originan del cuerpo neuronal y es en la lámina propia en donde estos axones se van agrupando poco a poco para formar fascículos, los cuales se dirigen por las cribas del etmoides para constituir el bulbo olfatorio. También en la lámina propia de la región olfatoria se encuentran acinos de tipo seroso; denominados glándulas de Bowman, cuya secreción es conducida por los conductos de las glándulas hacia la superficie epitelial para bañarla y por ende también a los cilios de las neuronas que son los que presentan los receptores de membrana; esta sustancia especializada actúa como un solvente de las moléculas odoríferas captadas por los receptores, haciendo que las sustancias odoríferas se disuelvan y entonces se puedan captar nuevos olores.
Senos Paranasales

Son cavidades escavadas en algunos huesos de la cara y de los cuales reciben su nombre. Estas estructuras neumáticas están revestidas por una mucosa cuyo epitelio es pseudoestratificado cilíndrico ciliado pero es más delgado que el de la nariz y contiene menos células caliciformes, el moco producido en los senos es barrido hacia la cavidad nasal por los cilios y de allí pasa hacia el digestivo. La lámina propia es muy vascularizada, es más delgada que la de la nariz y contiene menor número de acinos mucosos y serosos. La mucosa se adhiere firmemente al periostio de los senos paranasales por lo cual se le denomina mucoperiostio.
Faringe

Participa tanto en la conducción del aire como en la del bolo alimenticio, este órgano está dividido en tres regiones: nasofaringe, orofaringe y laringofaringe; por lo tanto la estructura de cada región se especializa para cumplir con las diferentes funciones.

Al analizar la pared de este órgano desde adentro hacia afuera, se observa que está constituida por mucosa, submucosa, muscular y una adventicia. La mucosa está formada por un epitelio y una lámina propia. El epitelio en la nasofaringe y en la laringofaringe es pesudoestractificado cilíndrico ciliado en donde se encuentran entremezcladas células caliciformes. En la orofaringe el epitelio es estratificado plano mucoso debido a que esta región es una zona de roce y por lo tanto necesita protección. En la lámina propia de la faringe se encuentran acinos de secreción mucosa, serosa y mixta, además, presenta tejido linfoide difuso. En la región posterosuperior de la lámina propia de la nasofaringe se ubica la amígdala faríngea (adenoides) y en sus paredes laterales se encuentran las amígdalas tubarias, los dos tipos de amígdalas están recubiertas por el epitelio nasofaríngeo. La submucosa solo está presente en las paredes laterales y está compuesta por tejido conectivo más denso que el de la lámina propia. La muscular se encuentra adosada externamente a la lámina propia en las regiones en que la faringe no presentan submucosa, esta túnica está dispuesta en dos capas de músculo estriado esquelético; una capa longitudinal interna y una capa longitudinal oblicua que se ubica externamente y corresponde a los músculos constrictores de la faringe. La adventicia de la faringe es la capa más externa y es la encargada de unir a la faringe con las estructuras vecinas.
Laringe

Este órgano participa en varias funciones, además de permitir la conducción del aire; es el órgano de la fonación. Su pared está constituida de adentro hacia afuera así: Una mucosa compuesta por un epitelio pseudoestratificado cilíndrico ciliado con células caliciformes y un epitelio estratificado plano mucoso en zonas de desgaste como son la cara anterior superior de la epiglotis, los pliegues vestibulares y las cuerdas vocales. La lámina propia en los pliegues vestibulares (cuerdas vocales falsas) y en la epiglotis presenta glándulas acinares ramificadas de secreción mucosa y mixta, además presenta tejido linfoide difuso y se encuentran adipocitos. En las glotis la lámina propia se engrosa y es muy rica en fibras elásticas que se distribuyen organizadamente para formar tejido conectivo denso regular que constituye el ligamento vocal, este se encuentra cubierto hacia la línea media por su epitelio y apoyado lateralmente sobre el músculo vocal que es de músculo estriado esquelético, estos elementos histológicos constituyen las cuerdas vocales verdaderas; que junto con la glotis forman el aparato fonador. En la laringe no hay una verdadera submucosa, algunos autores consideran que esta capa no existe en este órgano. El cartílago en la laringe forma los diferentes cartílagos laríngeos quienes constituyen el esqueleto del órgano, éstos se unen entre sí por medio de articulaciones que permiten que ellos se desplacen con el movimiento de los músculos de la laringe, además que éstos permanecen unidos a membranas aplanadas formadas por abundantes fibras elásticas como son la membrana tirohiodea, la cuadrilátera y la cricovocal. La muscular está representada por dos grupos musculares; los músculos intrínsecos y extrínsecos de la laringe. Los músculos intrínsecos corresponden a músculo estriado esquelético y se encuentran ubicados por detrás de los cartílagos crinoideo y aritenoides, éstos músculos forman la pared posterior de la laringe y corresponden a los músculos constrictores de la laringe encargados de variar el tamaño y la forma de la hendidura glótica; con lo cual se producen diferentes sonidos con el paso del aire. Los músculos extrínsecos  también están formados por músculo estriado esquelético y son los encargados de unir a la laringe al hueso hioides y su función es la de levantar, elevar o fijar la laringe de acuerdo a una necesidad local, como por ejemplo al realizar los movimientos respiratorios.
Tráquea

Este órgano de forma tubular participa en la conducción del aire, lo humedece y lo filtra. De adentro hacia afuera la pared de la tráquea está constituida por: mucosa la cual consta de un epitelio pseudoestratificado cilíndrico ciliado entremezclado con células caliciformes. Entre las células que componen el epitelio no todas tienen la misma estructura, ni la misma función; hay células madre que originan a las diferentes poblaciones celulares del epitelio; las células ciliadas que tienen como función el desplazamiento del moco, hay otra población celular que produce agentes vasoactivos, hormonas peptídicas y estas células pertenecen al sistema neuroendocrino difuso (SNED) y actúan como quimiorreceptores regulando el crecimiento pulmonar, otras actúan como receptores sensitivos, algunas participan en la formación de surfactante y otras contribuyen secretando sustancias que intervienen en los reflejos que regulan el diámetro de la tráquea. La lámina propia de la tráquea contiene glándulas acinares ramificadas de secreción mucosa que ayudan a atrapar el polvo y otras moléculas, glándulas acinares serosas cuyas enzimas lisan la pared bacteriana, los conductos de estas glándulas desembocan en la superficie epitelial. La submucosa se diferencia de la lámina propia porque su tejido conectivo es más suelto que el de la lámina propia, además presenta vasos y fibras nerviosas de mayor calibre. Esta capa en la tráquea contiene glándulas acinares ramificadas de secreción mixta y serosa; cuyos conductos atraviesan la lámina propia y desembocan en la superficie epitelial. El cartílago forma 20 unidades cartilaginosas de cartílago hialino en forma de C denominados cartílagos traqueales, unidos entre sí por tejido conectivo fibroelástico, el cual les permite cierto grado de movilidad. Como los cartílagos tiene forma de C queda incompleta la circunferencia de la tráquea por lo cual los dos extremos de la C, se unen en la parte posterior mediante el músculo traqueal constituido por músculo liso quien completa el anillo. Los cartílagos en la tráquea tienen como función evitar que el órgano colapse y por lo tanto mantiene el flujo constante del aire. La adventicia une a la tráquea con estructuras y órganos vecinos, además por ella ingresan vasos y nervios y abandonan al órgano las venas y los linfáticos.
Bronquios

Los bronquios se dividen en varias generaciones; poco a poco van ingresando a los pulmones. Los bronquios principales corresponden a la ramificación de la tráquea, por tal razón, los bronquios principales no tienen diferencias en su estructura con la tráquea, pero a partir de los bronquios lobares se observan algunas diferencias como por ejemplo; en este tipo de bronquios ya no hay cartílago en forma de C, si no que es reemplazado por placas de cartílago hialino que tienen forma y tamaño irregular, estas placas están unidas unas con otras por tejido conectivo, la muscular se ubica en el límite entre la lámina propia y la submucosa y externamente a ésta se encuentran las placas de cartílago, en los bronquios subsegmentarios van desapareciendo las placas de cartílago; por lo cual aumenta la capa de músculo liso quien se distribuye en forma circular o en espiral.
Bronquiolos

A medida que se van ramificando los bronquios se subdividen en ramas más pequeñas llamadas bronquiolos, en cuya estructura desaparecen ciertos elementos histológicos. El epitelio de los bronquiolos varía entre cilíndrico simple a cúbico simple sin cilios a medida que desciende el árbol bronquiolar, además de que en el epitelio de los bronquiolos, desaparecen las células caliciformes. La lámina propia y la submucosa ya no presenta en su estructura glándulas tubuloacinares mucosas. Otra de las diferencias bien marcadas; es que los bronquiolos ya no presentan cartílago hialino entre sus componentes y ésta ha sido reemplazado totalmente por músculo liso que forma una muscular relativamente gruesa con respecto a su diámetro y es la capa que compone la mayor parte de la pared del bronquiolo. En los bronquiolos terminales termina la porción conductora o de ventilación del sistema respiratorio.
PORCION RESPIRATORIA
Después de que la porción conductora ha llevado el aire, lo ha humedecido, filtrado y calentado; es en la región respiratoria en donde se realizar el intercambio de gases. Esta porción especializada se inicia en el bronquiolo respiratorio en cuyas paredes están interpuestos los conductos alveolares que a su vez contienen a los sacos alveolares y éstos están formados por los alvéolos. En estas estructuras pulmonares en donde se realiza el intercambio de gases y por lo tanto es en ellos en donde se encuentra la barrera sangre- aire, barrera alvéolo capilar ó barrera hematoaérea.
Bronquiolo Respiratorio

En estas estructuras inicia la porción respiratoria, es decir que en ellos se realiza intercambio de gases. Cada bronquiolo respiratorio está constituido por un epitelio cúbico simple bajo con su lámina basal, inmediatamente por debajo de ésta hay una lámina propia muy delgada de tejido conectivo laxo areolar entremezclado con miocitos de músculo liso.


Conductos Alveolares

El bronquiolo respiratorio se asemeja a un corredor en donde se van originando a lado y lado de su pared ramificaciones a manera de conductos de forma tubular, denominados conductos alveolares, cuya estructura está representada por un epitelio de células cúbicas muy bajas o planas y su lámina basal, este epitelio está sostenido por una lámina propia bastante delgada de tejido conectivo laxo areolar; cuyas fibras se entremezclan con miocitos de músculo liso, los cuales desaparecen en los últimos conductos alveolares. Cada conducto alveolar se ramifica y terminan convergiendo en espacios denominados atrios y es de cada uno de ellos que se originan los sacos alveolares.
Saco Alveolar

Estas estructuras son racimos de alvéolos. Los alvéolos son espacios poliédricos y están tan juntos que no tienen una pared individual, sino que comparten el tejido conectivo laxo areolar dispuesto entre ellos denominado tabique interalveolar. Este tejido conectivo especializado contiene diversos tipos celulares; entre ellos hay fibroblastos denominados células septales encargadas de la reparación del tejido y células del polvo o macrófagos alveolares, población presente también en la superficie epitelial del alvéolo; constituyen la primera línea de defensa del pulmón y pertenecen al sistema fagocítico monocítico porque este tipo celular son fagocitos altamente activos. En los tabiques interalveolares se ubican los poros de Kohn, orificios que comunican entre sí dos bronquiolos respiratorios vecinos y de esta forma; si hay alguna obstrucción en un bronquiolo respiratorio, éste recibe aire por el poro de Kohn de otro tabique, evitando que los alvéolos del bronquiolo respiratorio afectado, colapsen. Cada alvéolo está constituido por un epitelio plano simple y su lámina basal, en el epitelio alveolar se encuentran dos tipos celulares: neumocitos tipo I y II. Los neumocitos tipo I no son otro tipo celular que las células planas del epitelio alveolar, estas células se diferencian por su núcleo aplanado. Los neumocitos tipo II son células de forma más o menos cúbica con un núcleo redondo y de posición central, su citoplasma es abundante y se tiñe de rosa o fucsia con eosina. Estos neumocitos se encuentran solos o en grupos pequeños, entremezclados con los neumocitos tipo I. Los neumocitos II son las encargados de sintetizar y secretar un fosfolípido tensioactivo denominado surfactante quien forma una película que se extiende sobre la superficie epitelial de los alvéolos evitando que éstos se colapsen (atelectasia) durante el proceso de expulsión del aire (expiración).
Barrera Sangre-aire o Complejo Alveolo-Capilar

En el tejido conectivo laxo areolar del tabique interalveolar se encuentran los capilares; vasos constituidos sólo por un epitelio plano simple (endotelio vascular) y su lámina basal. Estos capilares albergan eritrocitos encargados de intercambiar el CO2 por el O2 Como la pared del alvéolo también sólo está constituida por un epitelio plano simple y su lámina basal; son estos cuatro elementos histológicos (endotelio del capilar y su lámina basal, epitelio plano simple del alvéolo y su lámina basal); los que constituyen el complejo o barrera alvéolo capilar, por lo que los gases para realizar su intercambio deben atravesar estos cuatro elementos estructurales que componen la barrera. Las láminas basales tanto del epitelio alveolar como del capilar se fusionan en algunos sitios, entre ellos no hay tejido conectivo interpuesto pero si capilares y es este es el lugar óptimo para el intercambio gaseoso; aunque no se deja de realizar intercambio de gases en todas las estructuras que constituyen la porción respiratoria del sistema respiratorio.
Todo el tejido conectivo que rodea las diferentes estructuras epiteliales dentro del pulmón y que recibe diferentes nombres de acuerdo a donde estén ubicados, constituye el intersticio pulmonar el cual alberga los vasos sanguíneos, linfáticos y las fibras nerviosas. Cuando en él se acumula el líquido tisular se produce edema pulmonar.
Pleura

La pleura es una membrana serosa; constituye una cubierta de protección para los pulmones y a la vez los aísla y contiene dentro de la cavidad torácica. Está constituida por dos capas; la pleura parietal y la pleura visceral. La pleura parietal cubre la parte interna de la pared torácica, el diafragma y el mediastino, está compuesta por tejido conectivo laxo areolar con recubrimiento de mesotelio (epitelio plano simple), dentro de su tejido conectivo hay vasos sanguíneos y linfáticos que permiten el movimiento del líquido desde el espacio pleural hacia el interior de los linfáticos, además, permite la salida de líquido desde la pleura parietal hacia el espacio pleural. La pleura visceral proporciona un soporte mecánico a los pulmones con lo cual contribuye a mantener la forma de estos órganos, limitando su expansión y favoreciendo su retracción; es relativamente gruesa, cubre la parte exterior de los pulmones y las cisuras interlobares, al igual que la parietal está compuesta por tejido conectivo laxo areolar cubierto por mesotelio; pero entre éstos y separando los dos elementos histológicos hay una capa de tejido conectivo denso irregular. Las principales células de la capa visceral son fibroblastos y macrófagos. La irrigación de la pleura visceral está dada por las arterias bronquiales, los vasos linfáticos de esta hoja no comunican con el espacio pleural. Desde los pulmones se filtra líquido que atraviesa la pleura visceral quien se deposita en la cavidad pleural. La principal función de las capas pleurales es facilitar el movimiento del pulmón en el interior de la caja torácica durante la respiración. El pulmón aunque permanece acoplado a la cavidad torácica puede expandirse a lo largo de varios espacios intercostales en cada respiración.
Normalmente entre las dos pleuras; en la cavidad pleural se encuentra el líquido pleural (0.13 ml/k) el cual contiene leucocitos; principalmente macrófagos, además de proteínas y células mesoteliales que se han descamado de las dos pleuras. El líquido pleural permite la adhesión entre las dos pleuras para que no se separen durante los movimientos respiratorios; es decir que el líquido pleural crea un espacio real y no virtual ya que ocupa un espacio entre las dos pleuras denominado cavidad pleural. Alrededor del 25 % del líquido del intersticio pulmonar es drenado hacia la cavidad pleural.


Autor: MSc. SONIA GONZÁLEZ PINEDA.

similar:

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconDe sustancias tóxicas. La contaminación del aire puede causar trastornos...

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconGlucosa + oxígeno producen dióxido de carbono + agua + atp

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconUso del dióxido de carbono

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconX es el símbolo del elemento, el 2 corresponde a la valencia del...

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconAnatomía y fisiología del sistema nervioso funciones del sn

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconItinerario respecto al proyecto del “Sistema de Captación de Agua...

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconTesis diseño de un sistema de seguridad del estadio monumental de...

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconLa voz es el sonido producido por la vibración de las dos cuerdas...

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la iconEl 99% de la masa del cuerpo humano consiste de tan sólo 6 elementos:...

El sistema respiratorio tiene diversas funciones tales como la captación del oxígeno del aire inspirado y la eliminación del dióxido de carbono mediante la icon6. 2 Funciones del sistema de protección


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com