Competencias, Currículo y Aprendizaje




descargar 1.23 Mb.
títuloCompetencias, Currículo y Aprendizaje
página17/32
fecha de publicación26.12.2015
tamaño1.23 Mb.
tipoCompetencia
med.se-todo.com > Documentos > Competencia
1   ...   13   14   15   16   17   18   19   20   ...   32

Aprendizaje autónomo del estudiante y tutoría profesoral
El sistema de créditos en la educación superior colombiana otorga gran importancia al aprendizaje autónomo del estudiante, reconociéndole el doble del tiempo dedicado al trabajo académico con acompañamiento del profesor. En tal sentido, las organizaciones de educación superior certificarán el aprendizaje del estudiante en dos escenarios: en compañía del profesor y en forma independiente. Este último es clave para su desarrollo autónomo establecido en la Ley de Educación Superior250:

  • “Artículo 1°. La Educación Superior es un proceso permanente que posibilita el desarrollo de las potencialidades del ser humano de una manera integral”… y el pleno desarrollo de los estudiantes y su formación académica o profesional”.

  • “Artículo 4°. La Educación Superior, sin perjuicio de los fines específicos de cada campo del saber, despertará en los educandos un espíritu reflexivo, orientado al logro de la autonomía personal, en un marco de libertad de pensamiento y de pluralismo ideológico que tenga en cuenta la universalidad de los saberes y la particularidad de las formas culturales existentes en el país. Por ello, la Educación Superior se desarrollará en un marco de libertades de enseñanza, de aprendizaje, de investigación y de cátedra”.


Para cumplir los anteriores propósitos es recomendable aplicar didácticas que estimulen y favorezcan en estudiantes y profesores el desarrollo de las competencias para aprender, investigar, construir e innovar, trabajar en equipo, adquirir importantes niveles de autoestima, espontaneidad, libre discusión, como también las competencias comunicativas, emocionales, intuitivas, intelectuales, investigativas y laborales, la articulación teoría-práctica y la búsqueda y uso de información relevante y pertinente.
Mureau251, se refiere a la tutoría en la educación superior como una “pedagogía del acompañamiento”, ya que el momento evolutivo del estudiantes universitario requiere que la tutoría sea lo menos directiva e intervencionista posible, tendiente a facilitar su nivel de autonomía y a prestar la ayuda necesaria para que establezca, evalúe y experimente un proyecto de vida personal, realista. Un proyecto de vida significa intencionalidad (hacer explícitos los deseos e intenciones), desarrollo (manifestar el deseo de crecer en determinado sentido), actividad (establecer acciones para alcanzar las metas) y toma de conciencia e interiorización (reflexionar sobre si mismo). Entre las ventajas atribuidas a un proyecto de vida así concebido tenemos252:

  • El protagonismo que el estudiante asume.

  • El enfoque globalizado y la coherencia que presenta.

  • La capacidad de anticipación que supone.

  • Los mecanismos de reflexión, interiorización, toma de decisiones, etc. que pone en juego.

  • La postergación de recompensas que muchas veces implica.


Rodríguez y Gallego253 consideran la función tutorial como el conjunto de actividades, estrategias y metodologías orientadoras que desarrolla el profesor tutor con los estudiantes, ya sea en grupo o individualmente, para que el primero ayude a los segundos a planificar su desarrollo profesional y personal. Por tanto, el trabajo tutorial en la educación superior debe tener en cuenta los siguientes criterios:

  • La relación entre el tutor y los estudiantes debe ser de ayuda para que éstos puedan optimizar determinadas tareas académicas y/o personales.

  • Cada estudiante es un ser único e irrepetible, lo que requiere del tutor aceptar su singularidad y el compromiso de su potenciación. Se establece así una relación de ayuda personalizada.

  • La persona debe ser considerada en su globalidad para poder alcanzar el desarrollo armónico de todas sus potencialidades. La sociedad en general y el mercado profesional en particular exigen cada vez más ciertas habilidades que no obedecen estrictamente a conocimientos técnicos o aplicados. Incluso, se aprecia en el mundo laboral una clara tendencia a la valoración creciente de los aspectos personales frente a los meramente instructivos.

  • La interdisciplinariedad (no sólo esta, aclaremos) es uno de los elementos de la formación académica más aconsejable actualmente. La parcelación en que habitualmente se han transmitido los conocimientos impide que el estudiante se habitúe a reflexionar y analizar los problemas o situaciones desde la perspectiva total de las diferentes materias, situación ésta que le merma objetividad y visión de conjunto.


Los siguientes son algunos componentes básicos de un plan de tutoría profesoral en la educación superior:



Transferir el aprendizaje
¿Cómo y hasta dónde lo aprendido en las organizaciones educativas se transfiere al contexto, a la vida personal y al desempeño laboral y profesional? O’Connor y Seymour254 identifican tres estrategias para transferir el aprendizaje:

  • Situarse en el futuro: realizar un ensayo mental, imaginándose con mucha claridad que se están utilizando las nuevas habilidades adquiridas en el lugar requerido, viéndose como en un video, oírse y sentirse, en un contexto de formación lo más parecido al contexto real de trabajo. Dicha experiencia debe evaluarse. Esta estrategia es esencial en cualquier programa de formación, pues sirve a tres propósitos: a) Recuerda a los estudiantes que deberán transferir sus habilidades a otras realidades; b) Refuerza el aprendizaje mediante el ejercicio mental; c) Actúa como red de seguridad para asumir los problemas.

  • Establecer objetivos: todos los participantes en la formación se trazan sus objetivos, los cuales deben separarse de las impresiones acerca del curso. Es una buena idea llevar un diario de objetivos. Estar atentos a las incertidumbres y a las consecuencias colaterales de los cambios. Evaluar los cambios obtenidos después de la formación para obtener evidencias de una transferencia con éxito.

  • Seguimiento de apoyo: proporcionar el máximo apoyo a los estudiantes una vez egresen y estén en su vida profesional, publicar boletines e información y establecer redes.


Cuarto eje temático

El aula y la clase



¡Reflexionemos!
Antes de iniciar el estudio de este capítulo reflexionemos, preferiblemente en forma escrita:
Cómo concebimos: a) la clase; b) el estudio de caso; c) los proyectos de aula; d) la evaluación de competencias; e) la evaluación cualitativa; f) la evaluación participativa.



  1. El aula y la clase como escenarios de aprendizaje

El escenario histórico de aprendizaje académico ha sido “el aula”, “la clase” presencial, delimitada en el tiempo y el espacio. Según Porlán255, el aula física es un sistema complejo de comunicación, investigación y construcción de conocimientos, en el cual se destacan las siguientes características:

  • Está integrada por elementos humanos y materiales que mantienen entre sí y con los sistemas adyacentes un continuo intercambio de materia, energía y, muy particularmente, de información.

  • La comunicación la conforman una red de emisores, receptores y canales por los que fluye todo tipo de información a través de mensajes que utilizan diferentes códigos y expresiones.

  • Las relaciones están condicionadas por una estructura de poder, en la cual el profesor representa varias formas: el poder de la organización educativa con sus normas y códigos de conducta, el de la sociedad, el de los padres de familia y el del propio profesor como portador de conocimientos, saberes y experiencias, amén del poder para evaluar. El profesor, desde esta situación de poder, institucionaliza, regula y gobierna el flujo de la comunicación.


Según Rué256 la clase fue concebida durante mucho tiempo como caja negra: “Se sabía que todo se cocía allí, pero se actuaba desde el supuesto de que lo más importante era controlar los ingredientes y probar luego la sopa. Lo importante eran los programas, los métodos, las técnicas, los materiales y -no nos olvidemos- los tests. El individuo-alumno era la variable que permitía comprender el éxito o fracaso de una intervención educativa cualquiera”. Hoy aún permanecen con mucha vitalidad algunos elementos de esa “caja negra”, sobre todo cuando se continúa considerando al estudiante como una “variable”, no como persona.
El concepto “la clase” ha tenido variados significados, entre los cuales destacamos257:

  • Espacio físico: características de los principales parámetros físicos del aula (dimensiones, distribución física de los recursos, luz, etc.), los cuales identifican su grado de funcionalidad, estética, seguridad y calidez.

  • Grupo humano: este enfoque está más próximo al lenguaje de los profesores en términos de “mi clase”, “mis estudiantes”. Tiene en cuenta el grupo y las relaciones psicoafectivas y de trabajo que se dan en él. La noción de “grupo-clase” incorpora al profesor como un elemento del grupo.

  • Ambiente de aprendizaje: este significado, de carácter integral, utiliza metáforas del campo de la ecología, por ejemplo la noción de “clima”, usada para describir el estado de las relaciones sociales en el aula. Se destaca que no son los profesores los que directamente inciden en el aprendizaje de los estudiantes, sino que lo facilitan si logran estimular positivamente aquellos factores posibilitadores. Los profesores actúan como mediadores.

  • Espacio de interacción psicosocial”258: a) El grupo es una entidad psicológica, articulada por las relaciones entre sus integrantes, incluido el profesor; b) Los grupos logran, a través de su dinámica e historia, su propia identidad e influyen sobre cada uno de sus miembros, en cuanto a desarrollo afectivo, habilidades, estilos de aprendizajes y estrategias de pensamiento; c) El profesor, por su status y desempeño, siempre interviene en la historia y la caracterización de esta dinámica; d) Un conocimiento más preciso de los procesos grupales por parte del profesor permite intervenir educativamente ante los estudiantes de modo mucho más relevante.

  • Aula virtual: Hoy, en la sociedad de las TICs, es aquella que existe en efecto pero no en la realidad259 como un sistema alternativo de comunicación y que puede funcionar con igual o mayor efectividad que la clase convencional.


En su gran mayoría, por no decir que en su totalidad, la investigación sobre el aula se ha realizado en la educación primaria y secundaria, mientras que en la educación superior ha sido mínima, iniciándose algunas investigaciones sólo hasta la década pasada. En un estudio preliminar, de tipo etnográfico, sobre la educación superior en la región Caribe colombiana260, encontramos que buena parte de los profesores utilizan didácticas parecidas a las que usan los profesores de los niveles educativos precedentes. Predomina la actividad académica centrada en el profesor, la clase expositiva, mal llamada “clase magistral” (magistral significa “con maestría”), con insuficiente uso de didácticas interactivas y medios tecnológicos provenientes de las TICs. Escasamente se utiliza el auténtico trabajo en equipo entre los estudiantes.
El aprendizaje es esencialmente individual, pues cada quien aprende como puede y quiere, según su propio ser y estilo, pero también es cierto que el aprendizaje colectivo, en equipo, enriquece considerablemente el aprendizaje individual al proceder de diversas fuentes y experiencias, como una síntesis altamente sinérgica en donde el resultado es mayor que la suma de las contribuciones particulares. El aprendizaje en equipo es una opción que no remplaza al aprendizaje individual pero lo fortalece y vuelve más productivo.
El aprendizaje en equipo necesita un uso diferente del espacio físico, en donde prime un clima de trabajo colaborativo, se supere la organización lineal del aula por una circular, en el cual prevalezca la relación cara-cara y la comunicación en múltiples direcciones.



El trabajo colaborativo en clase requiere:

  • Comprender la filosofía del trabajo en equipo y aplicar sus métodos, incluida la organización del espacio físico.

  • Establecer, en forma escrita, las reglas de trabajo y los roles que deben conocer todos los estudiantes.

  • Organizar equipos pequeños (entre 5 y 7 integrantes), pues un número mayor puede dificultar el aprendizaje individual al convertirse en “asamblea”.

  • Designar coordinadores (líderes) de cada equipo, además de un monitor (líder de líderes) de todo el curso, cuyos roles deben establecerse claramente.

  • Organizar el tiempo de trabajo en clase por bloques de horas (preferiblemente toda la intensidad horaria semanal junta), de tal forma que el profesor pueda disponer de suficiente tiempo para las diferentes actividades.

  • Organizar planes de trabajo para todo el curso y para cada equipo, con su respectivo cronograma, incluida la frecuencia de reuniones del profesor con cada equipo.

  • El trabajo en equipo puede realizarse usando diversas metodologías y técnicas: el seminario en sus diferentes modalidades, particularmente el seminario investigativo alemán, foros, talleres, paneles, chats, TICs, etc.





En el cuadro anterior los equipos A, B, C y D, conformados autónomamente por los estudiantes, son dirigidos por sus respectivos coordinadores, mientras que el equipo E lo integran los coordinadores de cada equipo liderado por el monitor. El profesor, con la asistencia del monitor, trabaja con el equipo E, pero también lo hace con el A, B, C y D, de acuerdo con sus respectivos planes de trabajo.
La clase organizada en equipos estimula y facilita en los estudiantes el desarrollo y consolidación de las competencias comunicativas (argumentativas, interpretativas y propositivas), intuitivas, emocionales y sociales, mediante la participación, el compartir, el disentir respetando las ideas ajenas, el asumir roles, ser flexible, paciente y sensible, ser solidario y responsable, entre otros). Es un espacio muy propicio para el desarrollo humano.



  1. Investigación en el aula y su relación con la docencia

La investigación en el aula es una manera vivencial de conocer y aprender por parte del profesores y estudiantes, asumiendo una actitud de duda, búsqueda y reflexión permanente y sistemática a través de la pregunta sobre los múltiples procesos, fenómenos y situaciones que acontecen en el aula y su relación con la organización educativa, el entorno próximo y el contexto social en general261.
Desde esta perspectiva, la investigación en el aula puede desarrollarse en mayor profundidad desde un enfoque cualitativo. Taylor y Bogdan262 atribuyen las siguientes características de la investigación cualitativa:

  • Usa la metodología cualitativa: más que un conjunto de técnicas para recoger datos, es un modo de encarar el mundo empírico, enfocar los problemas y buscar sus respuestas. Usa procedimientos, estrategias, técnicas e instrumentos de investigación que producen datos descriptivos, aquellos expresados por las propias palabras de las personas y los comportamientos observables.

  • Es inductiva: parte de los datos particulares para llegar a construir conceptos, interpretaciones y comprensiones, pero dichos datos no son para demostrar o evaluar modelos, hipótesis o teorías preestablecidas. Por eso se comienza con situaciones o interrogantes planteados vagamente y con un diseño muy flexible.

  • Es holística: mira las cosas como un todo, integralmente, en el contexto de su pasado y presente.

  • Es naturalista: estudia las situaciones y las personas desde sus propias perspectivas en su contexto natural sin alterarlo.

  • Mira los hechos como si estuvieran sucediendo por primera vez: nada se da por sobreentendido, todo puede ser un problema de investigación, estudio, duda, descubrimiento.

  • Todas las perspectivas son valiosas: más que indagar sobre la “verdad” o la “moralidad”, busca una comprensión detallada de como las otras personas ven los acontecimientos.

  • Los métodos para estudiar a la gente son humanistas: se llega a conocer a las personas en lo particular y a experimentar los sentimientos que ellas viven cotidianamente.

  • Todas las personas y los escenarios son dignos de estudio: las personas y los escenarios en donde ellas viven son similares y únicos a la vez. Son similares porque en cualquiera de ellos pueden hallarse procesos, actividades y actitudes sociales generales. Son únicos porque en cada uno pueden encontrarse características exclusivas y específicas.

  • Es un arte: la flexibilidad metodológica y la manera de conducir los estudios llevan al investigador a ser un artífice de sus propios métodos. Se siguen lineamientos orientadores pero no reglas. Los métodos sirven al investigador, pero éste no puede ser esclavo de procedimientos, técnicas e instrumentos de investigación.


Una de las variantes de la investigación cualitativa es la investigación etnográfica, usada frecuentemente en educación, la cual se fundamenta en dos principios esenciales263:

  • El estudio de la conducta humana ha de realizarse en los escenarios naturales en donde ella ocurre.

  • Un conocimiento adecuado de la conducta social puede lograrse en la medida que el investigador entienda el “mundo simbólico” en el que viven las personas, es decir el conjunto de significados que las personas atribuyen a sus propias experiencias mediante patrones de comportamientos definidos.


Las características básicas de la metodología etnográfica son264:

  • Explorar abiertamente todas las contingencias del problema que se estudia.

  • Implicar al investigador con el entorno social, como observador-participante.

  • Comprender los significados de los acontecimientos.

  • Asumir un marco interpretativo desde el contexto y sus interrelaciones estructurales y ecológicas.

  • Obtener un producto escrito que interprete los acontecimientos con sentido vital por estar “allí”.


La investigación en el aula se realiza a través de dos grandes estrategias relacionadas estrechamente:

  • Identificar y precisar la pregunta inicial

  • Ampliar y profundizar la pregunta inicial


Mediante estas estrategias podemos adquirir y/o desarrollar las competencias para describir, explicar, analizar, observar, interpretar y argumentar acerca de lo que acontece en el aula, la organización educativa y los contextos sociales más amplios.


1   ...   13   14   15   16   17   18   19   20   ...   32

similar:

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconCompetencias básicas correspondientes a cada una de las Áreas del currículo, se regula

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconCapacitación a los Docentes de la espoch en el uso de las tic por...

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconFactores del proceso enseñanza- aprendizaje para un aprendizaje matemático significativo

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconServicio nacional de aprendizaje sena guía de aprendizaje

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconAwla es un sistema de aprendizaje online de idiomas, diseñado específicamente...

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconCurrículo datos personales

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconEl currículo como selección cultural

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconDepartamento de currículo y admin. Educativa

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconCurrículo Dr. Erik Rodrigo López Huerta

Competencias, Currículo y Aprendizaje iconDirección Nacional de Currículo y Tecnología Educativa


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com