Cómo crecer hacia su máximo potencial




descargar 0.7 Mb.
títuloCómo crecer hacia su máximo potencial
página8/23
fecha de publicación12.02.2016
tamaño0.7 Mb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Finanzas > Documentos
1   ...   4   5   6   7   8   9   10   11   ...   23

Tipos de «viajeros»

Mientras conversaba con algunas personas acerca de viajar, al preparar este libro, les pregunté sobre su método de planificar un viaje. Descubrí que en una u otra ocasión, casi todos habían estado en un viaje organizado por otra persona—un agente de viajes, un familiar, un grupo de la iglesia o el patrono—pero casi todos preferían los que habían planificado personalmente. Algunos, como Stephanie Wetzel, habían estado en viajes mal organizados dentro y fuera del país y se prometieron planificar personalmente sus próximos viajes. Lynd y Kathy Fitzgerald, una pareja de trotamundos que habían viajado por todos los Estados Unidos, a través del Oriente, y hasta en el Polo Norte, usan un agente de viajes para hacer las reservaciones de vuelos y hoteles, pero investigan y planifican sus actividades por sí mismos.

Mientras más confianza tengan los viajeros, más probabilidad hay de que hagan sus propios planes. Pero interesantemente, cuando se trata del viaje de la vida, la gente es muy diferente. ¿Sabía usted que la mayoría de la gente dedica más tiempo a la planificación de sus vacaciones que a la planificación de su vida? Si nos basamos en cómo la gente emplea el tiempo de planificación, pensaría que tienen dos semanas de trabajo cada año y cincuenta semanas de vacaciones.

Si observa el modo en que las personas enfocan el proceso de planificación del viaje de la vida, pienso que verá que se ajustan a estas categorías:

•      Vicente, la víctima : Es muy presto a decir que no es culpa suya el hecho de no ir a ninguna parte en la vida. No hace planes porque ocupa su tiempo y energías en cosas que quedan fuera de su control, muchas veces cosas del pasado. Frecuentemente culpa a otros por su falta de progreso y parece estar más preocupado en la búsqueda de excusas que en captar las oportunidades de progreso. En su opinión, todos los demás y todo lo demás—y no él—lo han convertido en lo que es actualmente.

•      Federico, pies lerdos : A Federico no le preocupa demasiado el pasado y no quiere pensar en el futuro. Su interés es el presente. En efecto, ama tanto el presente que está dispuesto a hacer casi todo para mantener el status quo . Aborrece los cambios y los evita a toda costa. Si hace planes, son para mantener las cosas tal como están.

•      Débora, la soñadora : A Débora le encanta hacer planes, y pasa en eso la mayor parte de su tiempo. El problema es que nunca lleva sus planes a la acción. A menudo tiene grandes ideas y dice que quiere tener éxito, pero no quiere enfrentar ningún riesgo. No está dispuesta a pagar el precio requerido para avanzar en el viaje del éxito.

•      Miguel, el motivado : Finalmente tenemos a Miguel. Enfoca la mayor parte de su tiempo en el presente, y hace lo mejor para maximizar su potencial. Pero una razón por la que es tan efectivo hoy es porque ayer pasó parte de su tiempo haciendo planes. Como resultado, se ha concentrado en su propósito, crece hacia su potencial y está sembrando semillas que beneficien a otros con el flujo positivo de su vida.

Las metas crean el
mapa al éxito


¿Qué es lo que separa a Miguel, el motivado, del resto? La respuesta es que tiene metas. Ha identificado lo que quiere hacer para cumplir su propósito y maximizar su potencial. En el viaje del éxito, las metas que usted establece se convierten en su mapa. Para avanzar necesita algún tipo de mapa, no porque usted espere llegar a algún destino final, sino porque le muestra cómo emprender el viaje . En el viaje al éxito, la primera parte del viaje es tan importante como la última parte. Lo principal es avanzar constantemente hacia su destino. El fijarse metas es la mejor manera de asegurar que esto ocurra.

En el viaje al éxito la primera
parte del viaje es tan importante
como la última parte.


Piense en lo que involucra emprender un largo viaje en automóvil. Por ejemplo, digamos que usted decide viajar de Dallas a Chicago. Si nunca antes ha hecho el viaje, usted no entraría al auto y diría: «Sé que Chicago está al norte de Dallas, así que tomaré la primera calle que vaya al norte y seguiré guiando». Esto no tendría sentido. No, primero usted miraría un mapa, consideraría las rutas que puede tomar, elegiría la mejor, basado en el tipo de carreteras por las que le gusta viajar y lo que le gustaría ver en su recorrido. Quizás su mejor plan para viajar desde Dallas sería comenzar viajando al este por la carretera interestatal 30, seguir hacia Texarkana y luego subir hacia Little Rock. Luego pasaría a la ruta interestatal 40 y se dirigiría a Memphis. Desde allí seguiría paralelo al río Mississippi por la interestatal 55, pasando por San Luis, Springfield y Bloomington hasta llegar a Chicago.

El caso es que el viaje no se planifica por sí mismo. Usted tiene que planificarlo. Si usted simplemente comienza a conducir, nadie puede decir a dónde llegará. Pero cuando lo planifica de antemano y sabe hacia donde va, puede hacer el viaje con éxito y disfrutarlo a lo largo del camino.

Si usted ha sido miembro de una organización como la Asociación Automovilística Americana (AAA-compañía nacional norteamericana que presta servicios de emergencia en las carreteras), quizás les haya pedido ayuda para planificar un viaje. Usted les dice el punto de partida y el destino, y ellos planifican una ruta para usted, le dan un tríptico, un mapa paso a paso y le señalan cada ciudad por donde tiene que pasar, y qué paisajes puede ver en el camino.

Comenzar el viaje del éxito requiere la misma atención a los detalles que un viaje a Chicago. Es necesario dividirlo en segmentos pequeños para hacerlo más manejable. Las metas son como puntos en el tríptico de un viajero. Cada uno le conduce al siguiente y le lleva más lejos y en la dirección correcta. Juntos, le ponen en ruta hacia su destino. Si en el camino hace un viraje equivocado, se da cuenta y puede hacer fácilmente lo ajustes que le permiten volver a la ruta correcta.

Cuando tiene un plan y sabe a donde va, puede evitar la situación en la que se encontró el juez de la Corte Suprema Oliver Wendell Holmes, según una historia que una vez escuché. Aparentemente, mientras hacia un viaje en tren, Holmes puso su boleto en un lugar incorrecto. Lo buscó, obviamente irritado, mientras el conductor esperaba. Finalmente el funcionario del tren le dijo a Holmes: «Su Señoría, si no encuentra el boleto simplemente puede enviarlo luego por correo a la estación del tren. Lo conocemos y confiamos en usted».

Holmes replicó: «No estoy tan preocupado por entregarle mi boleto. Solo quiero saber para donde voy».

Las metas se encargan de ese tipo de problemas porque hacen posible que usted siempre sepa hacia dónde va. Con ellas, usted será capaz de cumplir su propósito en la vida y vivir su sueño. A continuación, algunas maneras en que las metas hacen esto:

Las metas delinean su sentido de propósito

Es asombrosa la cantidad de personas que carecen de un firme sentido de propósito. Desdichadamente, la falta de dirección parece ir aumentando en lugar de disminuir. La escritora Catherine Anne Porter, ganadora del premio Pulitzer, comentó: «Estoy aterrada por la carencia de objetivos con que vive la mayoría de las personas. El cincuenta por ciento no presta atención al rumbo que lleva; el cuarenta por ciento está indeciso e irá en cualquier dirección. Solo el diez por ciento sabe lo que quiere y ni siquiera todos ellos lo persiguen».

Las metas le dan algo concreto para enfocarse, y eso tiene un impacto positivo en sus acciones. Como dijo James Allen: «Usted se volverá tan pequeño como el deseo que lo controla, tan grande como su aspiración dominante». Las metas le ayudan a enfocar su atención en su propósito y, ese propósito se convierte en una aspiración dominante. Le ayudan a saber hacia dónde se dirige. Como dijo el filósofo y poeta Ralph Waldo Emerson: «El mundo le abre camino al hombre que sabe hacia donde se dirige».

Las metas le dicen «¡siga!»

El millonario industrial Andrew Carnegie dijo: «No puedes empujar a nadie hacia arriba de la escalera a menos que esté dispuesto a subirla por sí mismo». Lo mismo tiene vigencia para una persona en el viaje del éxito. No querrá avanzar si no está motivada. Las metas pueden ayudar a dar la motivación. Paul Myer comentaba: «Nadie logra algo de importancia sin una meta … El trazar metas es la fuerza humana más poderosa para la automotivación».

Piense en esto. ¿Cuál es uno de los motivadores más importantes del mundo? El éxito. Cuando toma una gran actividad (como su sueño) y la divide en partes más pequeñas manejables (metas), usted se programa para el éxito porque hace lo que quiere para lograrlo. Cada vez que logra una meta pequeña, experimenta el éxito. ¡Y eso es motivador! Alcance suficientes de sus pequeñas metas y estará dando un paso gigantesco hacia la realización de su propósito y el desarrollo de su potencial.

Las metas no solo le ayudan a desarrollar esa motivación inicial al hacer su sueño alcanzable, sino que también le ayudan a continuar motivado, y eso crea su momentum . Una vez que esté avanzando en el viaje del éxito será muy difícil detenerlo. El proceso es similar a lo que ocurre con un tren. Lograr que salga es la parte más difícil del viaje. Mientras está detenido, se puede prevenir que un tren avance con bloques de madera de una pulgada debajo de cada una de las ruedas motrices. Sin embargo, una vez el tren gana velocidad, ni siquiera una muralla de concreto reforzado con acero de un metro y medio de espesor puede detenerlo.

El vínculo entre las metas y la motivación es increíble. Tuve la fortuna de descubrirlo cuando estaba en cuarto grado. Me gustaba jugar baloncesto. Mi padre, que siempre nos incentivaba a mi hermano, a mi hermana y a mí a seguir nuestros intereses y desarrollar nuestro potencial, decidió hacer una pequeña cancha de baloncesto en el patio. Primero, tiró una piso de cemento al lado de la casa. Cuando se secó, puso un tablero en el garaje. Pero cuando se disponía a colocar el aro en el tablero, lo llamaron repentinamente y tuvo que viajar fuera de la ciudad para atender una emergencia.

Al principio no me importó. Estaba tan contento con tener una cancha de cemento, que supuse que era suficiente con rebotar la pelota y lanzarla al tablero. Así que me fui al patio a experimentar la emoción de jugar en mi propia cancha. Comencé a rebotar la pelota. Primero lo hice con mi mano derecha, luego con la izquierda. Hacía rebotar la pelota por entre las piernas, y luego alrededor de mi cuerpo. Todo eso me tomó cinco minutos. Entonces comencé a tirar al tablero. Lancé la pelota y golpeó el tablero como un trueno y luego cayó al suelo y rebotó alejándose. Lancé la pelota repetidas veces. Pero era inútil. Después de dos minutos me había cansado. Sin un aro al cual hacer los lanzamientos, no había una razón para seguir jugando.

Es como ir por la vida sin metas. Sus actividades le dan algún placer, pero mantenerlas por mucho tiempo es difícil. Sin embargo, establecer y alcanzar sus metas crea una energía positiva que lo motiva a seguir adelante aun cuando surjan los obstáculos.

Las metas le muestran qué hacer

Toda la motivación del mundo es inútil si se desperdicia en cosas que no importan. Las metas le ayudan a establecer prioridades, y le dirigen para que se dedique a lo que es importante. ¿Cuántas personas exitosas ha conocido que sean incapaces de priorizar, que pongan el mismo énfasis y energía a lo trivial y a lo fundamental? Me atrevería adivinar que su respuesta es nadie . Nadie cumple su propósito, desarrolla su potencial o ayuda consistemente a otros sin tener metas. Sus metas determinan sus prioridades, y sus prioridades determinan si logrará o no sus metas.

Las metas mantienen su atención en el presente. Como lo expresa el escritor, poeta y político inglés Hilaire Belloc: «Mientras está soñando con el futuro o lamentándose del pasado, el presente, que es todo lo que tiene, se le escapa entre los dedos y desaparece». Para ser exitoso, usted debe vivir y trabajar en el presente porque es ahí donde tiene el poder de realmente lograr algo.

Las metas mantienen su enfoque en mejorar, no en la actividad

Como mencioné anteriormente, la mayoría de las personas sin éxito se aferran a la idea de que el éxito es un destino. En este punto, usted ya está comenzando a ver que el éxito es realmente un viaje. Pero no deje que ese conocimiento le haga creer que solo con actividad se volvera exitoso. No es así. La verdadera clave para el éxito y para alcanzar su potencial descansa en su capacidad de mejorar continuamente. La actividad aislada no hace nada por usted. Puede distraerle de alcanzar su potencial si llega a sustituir el mejoramiento. Pero cuando usted establece las metas adecuadas y trabaja para alcanzarlas en lugar de simplemente mantenerse ocupado, el mejoramiento no solo es alcanzable, es inevitable.

Las metas va marcando el camino al progreso

Mencioné antes que cuando tiene metas, usted puede darse cuenta rápidamente cuando se ha salido del camino. Pero las metas también le ayudan a ver cómo avanza mientras está en el camino. Cada vez que alcanza una meta no solo puede decir que ha progresado; también puede ver cuán lejos ha llegado. Las metas van marcando su progreso en el camino del éxito.

Todos tenemos la necesidad innata de saber cómo vamos progresando. Margaret y yo tuvimos la oportunidad de ver claro ejemplo de esto cuando tomamos juntos un largo vuelo a Asia. En el avión, en las pantallas que generalmente se proyectan películas y la información sobre seguridad las estaban usando para mostrar un gran mapa del mundo y la posición actual del avión. A medida que transcurría el tiempo y veíamos el pequeño avión en la pantalla que cruzaba el Océano Pacífico, teníamos un recordatorio visual del progreso que estábamos teniendo.

Cómo crear su mapa
del camino


Cuando usted se compromete con su sueño y lo expresa en metas alcanzables, se provee a sí mismo un recordatorio visual del rumbo que lleva y cómo espera llegar al otro lado. Es parte del proceso al éxito:

Su sueño determina sus metas.

Sus metas trazan sus acciones.

Sus acciones crean resultados.

Los resultados le traen éxito.

Para hacer el viaje al éxito, tiene que comenzar con un sueño. Pero ese sueño solo se hará realidad si usted crea un puente entre sus intenciones y sus acciones al identificar una serie de metas.

Entonces, ¿cómo inicia el proceso de crear metas para su viaje al éxito? Solo siga este MAPA .

Reconozca su sueño

Todo comienza con su sueño. Es una expresión del propósito de su vida y determina lo que para usted significa alcanzar su potencial. Si puede articular claramente su sueño, puede crear un mapa para su viaje. Si no puede, el viaje será prácticamente imposible. Si respondió las preguntas en la sección «Pasos para dar en el camino», al final del capítulo dos, entonces está listo para comenzar el proceso de crear su mapa del camino. Si no lo ha hecho, vuelva atrás y hágalo ahora. No tendrá éxito mientras no sepa a dónde quiere ir. Como afirmaba el presidente Woodrow Wilson: «Crecemos por los sueños».

Observe su punto de partida

Es verdad que usted no puede iniciar el viaje al éxito hasta que sepa a dónde quiere ir. Pero tampoco puede ser exitoso si no sabe dónde está comenzando. Las dos piezas de información son necesarias para hacer el viaje. Como dijo Eric Forre, conocido como «el filósofo estibador»: «Para ser diferentes de lo que somos, tenemos que estar conscientes de lo que somos» (Énfasis añadido).

Comience por examinarse tan honestamente como pueda. Observe sus puntos fuertes, sus puntos débiles, sus experiencias, educación y recursos. Cuando esté consciente de dónde está, hágase las siguientes preguntas:
1   ...   4   5   6   7   8   9   10   11   ...   23

similar:

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconCómo crecer hacia su máximo potencial
«Nada te conmueve. Solo te dejas arrastrar por la vida». Él guarda silencio largo rato y entonces, más para sí mismo que para ella,...

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconCómo crecer hacia su máximo potencial
«Nada te conmueve. Solo te dejas arrastrar por la vida». Él guarda silencio largo rato y entonces, más para sí mismo que para ella,...

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconDirectorio de Bibliotecas Virtuales y Recursos
«¿Quién soy?» «¿Cuáles son las fuerzas que actúan en mí?» «¿Qué capacidades hay ocultas en mi?» «¿Cómo puedo explotar al máximo todo...

Cómo crecer hacia su máximo potencial icon¿Cómo saben nuestros huesos que deben crecer?

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconCómo sacarle el máximo provecho a “La trampa de la felicidad”

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconOdilon redon
«El ojo como un globo extraño se dirige hacia el infinito» también conocida como «El ojo globo»

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconProducto desarrollado como estimulante natural, para deportistas...

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconOrgánica diodos emisores de luz (oled) son considerados por muchas...

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconResumen: En máximo 200 palabras resuma el contenido del ensayo teniendo...

Cómo crecer hacia su máximo potencial iconEl saludo es un símbolo de respeto hacia el profesor y hacia los compañeros


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com