E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e




descargar 11.76 Kb.
títuloE s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e
fecha de publicación24.08.2016
tamaño11.76 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Química > Documentos







Es verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e independientes hasta llegar a tener una vida científica propia y a veces divergente; sin embargo, las líneas que separan a las ciencias centrales de la vida como son la Química, la Biología y la Física, se van haciendo cada vez más tenues, en tanto se hacen más nanoscópicas. Así, para el entendimiento del átomo, la Física y la Química, lejos de ser divergentes son complementarias, apuntan hacia una misma dirección y se confunden, pues, tanto físicos como químicos, dan mucha atención a los electrones, protones y neutrones, entre otras partículas sub-atómicas. Tal vez ésta sea la causa de las paradojas en los quehaceres científicos de algunas personalidades de la ciencia, como fue el caso del químico Luis Pasteur, quien tuvo sus glorias en la Microbiología; o de Isaac Newton que tuvo sus lauros en las Matemáticas, el Cálculo y en lo que hoy llamamos Física Newtoniana, aún cuando su verdadera pasión fue la Química y, en nuestro país, el caso de Santiago Antúnez de Mayolo, a quien se le recuerda y reconoce por las centrales hidroeléctricas del Mantaro o del Cañón del Pato; pero no porque él concibiera, antes que ningún otro científico, la existencia del “elemento neutro de los átomos”, esa partícula sub-atómica que ahora recibe el nombre de neutrón.
Santiago Ángel de la Paz Antúnez de Mayolo Gomero nació en Huacllán, distrito de la provincia de Aija, en el departamento de Ancash, un 10 de enero de 1887. Desde pequeño se distinguió por su inteligencia y perseverancia. Sus estudios primarios los realizó en Aija. La secundaria la inició en Huaraz, para luego terminarla en el colegio Nuestra Señora de Guadalupe en Lima, graduándose en 1904, junto con otros grandes intelectuales de su tiempo, como Abraham Valdelomar. En 1905 ingresó a estudiar Matemáticas a la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y conoció a Federico Villarreal, quien le inculcó el interés por la Física. Dos años después de su ingreso, se graduó como Bachiller en Ciencias con una tesis sobre el mejor lugar para partir un átomo. Poco después de su graduación se convertiría en el primer latinoamericano en matricularse en la Universidad de Grenoble, Francia. En el Instituto Electrónico de dicha universidad se tituló de ingeniero electroquímico en 1910, luego de lo cual viajó a Suiza, Austria, Dinamarca, Suecia, Noruega y Gran Bretaña; siempre observando sus tecnologías, pues, amante de su patria, tenía la idea de aplicarlas en el Perú.
Durante su estancia en la Universidad de Columbia, Nueva York, conoció a una dama noruega llamada Lucie Rynning, con quien se casó. Ya en el Perú, en 1913 se unió a la Compañía Hidroeléctrica Cañón del Pato, donde iniciaría una línea de trabajo por la que después sería reconocido en el Perú y el extranjero: el desarrollo de centrales hidroeléctricas, entre las que destacan la del Cañón del Pato, la de Machu Picchu y, sobre todo, la del Mantaro, que lleva su nombre. Sin embargo, como hombre de ciencias, nunca dejó de estudiar. A lo largo de su vida presentó diversos estudios científicos incluyendo hidráulica, arqueología y petróleo. En 1923 se doctoró en Ciencia Matemática en la UNMSM con una tesis acerca de la "Teoría cinética del potencial newtoniano y algunas aplicaciones físicas" trabajo en el que demostró sus cualidades de hombre con una inteligencia y capacidad poco comunes. Lo mismo puede decirse acerca de su "Teoría electromecánica de la luz y sus relaciones con la teoría electromecánica de Maxwel y la teoría de los quanta”.
En 1924, presentó su "Hipótesis sobre la constitución de la materia" en el Tercer Congreso Científico Panamericano en Lima, en la que propuso la existencia de un "elemento neutro" en la composición del átomo. Ocho años más tarde, el inglés James Chadwick, mediante pruebas en el laboratorio, confirmó la existencia de ese elemento neutro, hecho por el cual actualmente se le atribuye el descubrimiento del neutrón. La gloria se la llevó Inglaterra y por esto Chadwick obtuvo la Medalla Hughes de la Royal Society en 1932 y el Premio Nobel de Física en 1935. El Perú y Antúnez de Mayolo quedaron postergados. Actualmente en ninguna obra especializada sobre el neutrón se menciona la predicción de Santiago Antúnez de Mayolo; ni siquiera en la obra Historia del Neutrón de Donald J. Hughes. Tal vez por esto, el 27 de setiembre de 1934, durante una conferencia en la Academia de Medicina en Lima, el mismo Antúnez de Mayolo, haciendo referencia al descubrimiento del neutrón, dijo lo siguiente: “Hace justamente diez años, cuando se creía que el protón era solo un corpúsculo de electricidad positiva de igual carga pero de signo contrario a la del electrón, sostuvimos, ante el Tercer Congreso Científico Panamericano, reunido en Lima, que tal concepto era erróneo; y que para la formación de cualquier clase de corpúsculos eléctricos había la necesidad de considerar un tercer elemento, distinto de las electricidades, elemento fundamental al que denominamos neutro.” Luego añadió: “Sostuvimos, pues, que sirviendo de núcleo al protón, había el elemento neutro y que la parte más importante de la masa del protón era debida a la masa de su núcleo de neutro”.
Antúnez de Mayolo fue un científico visionario, predijo, asimismo, la presencia del electrón positivo en los rayos cósmicos poco antes de que el norteamericano Carl Anderson (que lo llamó positrón) lo demostrara en el laboratorio. Para presentar este trabajo en la Academia de Ciencias de París (vitrina de las investigaciones científicas en ese tiempo) pidió ayuda al dictador Sánchez Cerro y, por supuesto, éste le negó un pasaje. Sin embargo, logró enviarlo gracias a Francisco García Calderón que ocupaba un cargo de gobierno en aquel entonces. Por su magnífico esfuerzo, recibió condecoraciones de Francia, Italia y, por supuesto, del Perú. Este hombre sencillo murió en Lima, el 20 de abril de 1967 y fue sepultado con honores de ministro de Estado. Hoy a 44 años de su muerte, es propicio tener en cuenta lo que Don Quijote de la Mancha le dijo a Sancho: “ten presente Sancho que el segundo lugar es el de verdadero mérito, porque el primer lugar casi siempre es de favor…”.
BIBLIOGRAFÍA

http://sisbib.unmsm.edu.pe/bibvirtual/publicaciones/editor/v02_n4/santiago2.htm

http://marcinchains.wordpress.com/2010/08/31/santiago-antunez-de-mayolo-considerado-el-peruano-mas-inteligente-de-todos-los-tiempos/

similar:

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconResumen En la actualidad, la ciencia avanza a pasos agigantados,...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconEs sencillo, y fácil saber el motivo: Animal Pak consigue hacer el...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconPara poder entender las características y propiedades de la materia...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconLa carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconCada elemento en la naturaleza contiene masa, y a su vez muchos de...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconLa ciencia química surge en el siglo XVII a partir de los estudios...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconPrimero miriadas de luces, como rayos de espectaculo, luego nieblas,...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e icon2. Una vez hecho el pozo se requerirá de un martillo podológico,...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconResumen la aparición de problemas de índole medioambiental que afectan...

E s verdad que en la inmensidad de los horizontes científicos hay ramas de la ciencia que luego de haber nacido se van haciendo cada vez más fuertes e iconEl liderazgo 11. Las misiones. Lo único que añaden es confusión
«Todo lo que hemos aprendido en la era industrial se ha orientado a crear más y más complicaciones. Pienso que ahora, cada vez más...


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com