Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos




descargar 91.79 Kb.
títuloLas Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos
fecha de publicación11.01.2016
tamaño91.79 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Historia > Documentos
"Estudio de Apocalipsis"

Pastor Alex Donnelly

LAS SIETE TROMPETAS

TEXTO Apocalipsis 8:7 – 9:21

En estos versos, estaremos estudiando las primeras seis de las Siete Trompetas. La Séptima Trompeta se escucha en Apo 11:15-19. Antes de entrar en un estudio detallado de las Siete Trompetas, notaremos algunos puntos generales acerca de la interpretación de esta sección.

INTERPRETACIÓN GENERAL
Muchos comentaristas interpretan las Siete Trompetas como cosas que van a suceder después de los Siete Sellos (o como parte del Séptimo Sello). Tal interpretación se basa sobre el pensamiento de que el libro de Apocalipsis está escrito en un orden estrictamente cronológico (es decir, en el orden en que las cosas van a suceder).
Como ya hemos visto, tal forma de leer Apocalipsis es incorrecta. En Apocalipsis, e orden de los capítulos refleja el orden en el cual Juan vio las cosas; pero eso no implica que será el orden en que las cosas van a suceder aquí en la tierra.
Cuando entendemos esto, podremos interpretar las Siete Trompetas en una manera totalmente diferente. Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos. Es decir, las Trompetas sincronizan con los Sellos (Hendricksen, p. 139).

Podemos confirmar esta interpretación notando TRES paralelos muy interesantes entre los Siete Sellos y las Siete Trompetas:

[1] Los primeros cuatro Sellos, y las primeras cuatro Trompetas, son diferentes de los demás (ver

Apo 6:1-8 y Apo 8:6-13).
[2] Después del Sexto Sello y después de la Sexta Trompeta, hay un paréntesis (ver Apo 7:1-17 y

10:1 - 11:14). Es más, ambos paréntesis están divididos en dos partes:
a. Los 144,000 Sellados (Apo 7:1-8) y la Gran Multitud (Apo 7:9-17).

b. El Ángel con el Librito (Apo 10:1-11) y los Dos Testigos (Apo 11:1-14).
[3] El Séptimo Sello y la Séptima Trompeta terminan con frases casi idénticas:
a. "y hubo truenos, y voces, y relámpagos, y un terremoto" (Apo 8:5).

b. "Y hubo relámpagos, voces, truenos, un terremoto y grande granizo" (Apo 11:19).
Es difícil pensar que estos tres detalles son simplemente coincidencias. Es mucho más factible entenderlos como una indicación que los Siete Sellos y las Siete Trompetas están relacionados en alguna manera. La relación entre ellos tiene que ver con el hecho que las cosas que describen van a ocurrir paralelamente.
En la Biblia, encontramos "trompetas" en varios contextos, pero generalmente tienen la función de llamar la atención del pueblo para el anuncio de algún evento importante. En Apo 8 y 9, el propósito de las trompetas parece ser el de anunciar los juicios de Dios sobre los pecadores. Por lo tanto, podemos decir que en términos generales, los Siete Sellos describen procesos generales que se van a dar a lo largo de la historia de la Iglesia, mientras que las Siete Trompetas describen los juicios de Dios sobre la humanidad durante el mismo periodo.

Las primeras cuatro Trompetas afectan el mundo material, mientras que las Trompetas 5 y 6 tienen que ver con el mundo espiritual. La Séptima Trompeta es diferente a las demás, y anuncia el fin del mundo (al igual que el Séptimo Sello). Hendricksen dice, "Las primeras cuatro trompetas hacen daño a los malos en su ser físico; las últimas tres causan angustia espiritual: ¡el infierno mismo es desatado!" (p. 140).

Estamos listos ahora para estudiar en detalle las Siete Trompetas:

TROMPETA 1 (Apo 8:7)
a. El Juicio de Dios
Cuando sonó la Primera Trompeta, Juan vio caer sobre la tierra "granizo y fuego, mezclados con sangre". Estos tres fenómenos nos hacen recordar dos de los juicios de Dios sobre Egipto: la plaga de sangre (Ex 7:14-25), y la plaga de granizo mezclado con fuego (ver Ex 9:13-35, y especialmente el v.23).
Este juicio de Dios afectó el mundo VEGETAL: destruyó una tercera parte de los árboles, y toda la hierba verde. Podemos comparar el impacto de la plaga de granizo sobre Egipto (Ex 9:25).
En las siguientes trompetas, veremos que se repite la expresión, "la tercera parte"; esto indica que no es el juicio final de Dios. Es el juicio que Dios aplica sobre el pecado en la vida presente; posteriormente vendrá el juicio final, y el derramamiento de toda la ira de Dios sobre el mundo rebelde (en las Siete Copas de Ira).

b. El Significado del Juicio
La Primera Trompeta parece indicar la destrucción de la ecología. No debemos pensar que esto va a ocurrir en un momento específico; más bien, es algo que veremos ocurrir con cada vez más fuerza, a lo largo de la historia del mundo, como parte del juicio de Dios en la actualidad.
Vemos el cumplimiento de esto a diario, en el mundo en que vivimos. Lamentablemente, a pesar de todos los esfuerzos humanos, la ecología seguirá siendo destruida por la actividad humana.

TROMPETA 2 (Apo 8:8,9)
a. El Juicio de Dios
Cuando sonó la Segunda Trompeta, Juan vio algo "como una gran montaña ardiendo en fuego que fue precipitada en el mar". La descripción que Juan da, nos hace pensar en la actividad de un volcán. Sin embargo, también debemos notar pasajes tales como Sal 46:2,3 donde la figura de montes siendo lanzados al mar es un cuadro de gran turbulencia social y política (comparar Ezeq.38:19-20).
¿A qué “mar” se refiere Juan? ¿Sería un mar específico, o los mares en general? A la luz del uso de la palabra "tierra" en el v.7, nos parece que Juan está describiendo algo que va a ocurrir en general a todos los mares del este mundo.

Este juicio de Dios afectó el mundo MARÍTIMO: una tercera parte del mar se convirtió en sangre, resultando en la muerte de "la tercera parte de los seres vivientes que estaban en el mar" y la destrucción de "la tercera parte de las naves" (v.9). Podemos comparar la plaga de sangre en Egipto (Ex 7:14-25).

b. El Significado del Juicio
En el imperio romano, el mar (Mediterráneo) era muy importante. Dios advierte, por medio de Juan, que Su juicio va a alcanzar aun a los mares, y al mundo marítimo.

TROMPETA 3 (Apo 8:10,11)
a. El Juicio de Dios
Cuando sonó la Tercera Trompeta, Juan vio que "cayó del cielo una gran estrella, ardiendo como una antorcha, y cayó sobre la tercera parte de los ríos, y sobre las fuentes de las aguas" (v.10). El v.11 indica que la estrella se llamaba "Ajenjo".
Este juicio de Dios afectó el mundo ACUATICO: "la tercera parte de las aguas se convirtió en ajenjo; y muchos hombres murieron a causa de esas aguas, porque se hicieron amargas" (v.11).
El ajenjo es una planta que produce un sabor amargo en el agua. Para los judíos, el ajenjo representaba la amargura del juicio de Dios (Jer 23:14-15), especialmente dirigida contra la idolatría (Deut 29:17-18; Jer 9:14-15).

b. El Significado del Juicio
Agua dulce es fundamental para la vida humana. Por medio de esta Trompeta, Dios advierte que va a permitir la contaminación de las aguas terrestres. En muchas partes del mundo, las aguas de los ríos ya están sumamente afectadas por fertilizantes, minerales, radioactividad, etc.


TROMPETA 4 (Apo 8:12)
a. El Juicio de Dios
Este juicio afectó los ASTROS CELESTIALES. Al sonar la Cuarta Trompeta, "fue herida la tercera parte del sol, y la tercera parte de la luna, y la tercera parte de las estrellas". Como consecuencia, se oscureció la tercera parte de estos astros, y no hubo luz en la tercera parte del día y de la noche. Podemos comparar la décima plaga de Egipto; la de las tinieblas (Ex 10:21-29).

b. El Significado del Juicio
En estos últimos tiempos, científicos están muy preocupados por el impacto del hombre sobre el nivel de dióxido de carbono en la atmósfera. Un incremento masivo en los niveles de dióxido de carbono está afectando los rayos solares, y produciendo grandes cambios climatológicos en la tierra. Es probable que estos cambios vayan incrementando en los siguientes años, afectando cada vez más la luz que viene del espacio.

TROMPETA 5 (Apo 9:1-12)
La Quinta Trompeta es muy diferente a las anteriores. Las Trompetas anteriores afectaron a diferentes partes de la naturaleza, y solo afectaron a los hombres en manera indirecta. Pero en la Quinta Trompeta, el juicio de Dios no es dirigido contra la naturaleza, sino directamente contra los seres humanos, y específicamente contra los inconversos (v.4).
La Quinta Trompeta señala el primero de los tres "AYES" (ver 8:13 y 9:12).

a. El Juicio de Dios
Cuando sonó la Quinta Trompeta, Juan vio caer del cielo una "estrella", a la cual se le dio autoridad para abrir el "pozo del abismo" (v.1). Del "abismo" salió "humo" (v.2), y unas figuras como "langostas", que tenían una picadura como de escorpión (v.3). Estas "langostas" no atacaron a la hierba o a los árboles, sino a los seres humanos (v.4-6). Juan describe en detalle el terrible aspecto de las "langostas" (v.7-10). Estas "langostas" estaban bajo el liderazgo de un rey, llamado "Abadón" (v.11).

b. La Interpretación de Este Juicio
Para entender lo que significa este juicio, tenemos que interpretar correctamente las cosas que Juan vio.
[1] La "estrella" (v.1a) que cayó del cielo evidentemente representa a una persona; sabemos esto

por la frase que dice, "y se le dio la llave del pozo del abismo" (v.1b). Algunos afirman que

esta "estrella" representa un ángel no caído, enviado por Dios para abrir el pozo, tal como

leemos en Apo 20:1. El problema con esta interpretación es que aunque en Apo 20:1 el

verbo usado es "descendía", en Apo 9:1 el verbo es "cayó".
La otra interpretación es que esta "estrella" parece ser la misma persona de la cual leemos

en v.11; es decir, el "ángel del abismo". Tal personaje evidentemente es Satanás.
Uno de los nombres de Satanás en la Biblia es "Lucero" (Is 14:12), que significa "estrella de

la mañana". El pecado de Satanás era querer subir al cielo y colocar su trono "junto a las

estrellas de Dios" (Is 14:13). En este contexto, "las estrellas de Dios" significan los ángeles

(comparar Job 38:7, y Apo 12:4).

NOTA: ¿En qué momento "cayó [Satanás] del cielo a la tierra"? Para contestar esta pregunta

tenemos que comparar varios pasajes bíblicos: Is 14:12; Lucas 10:18; Apo 12:9-11.

En resumen, la primera venida de Cristo a la tierra marcó el comienzo del fin del poder

de Satanás; Cristo ató "al hombre fuerte", y lo comenzó a ‘despojar’. La muerte de

Cristo marcó otro hito en el derrocamiento de Satanás (Juan 12:31; Col 2:14,15). La

resurrección y ascensión de Cristo marcó la expulsión de Satanás del cielo (Apo 12:9-11).

[2] Otra expresión que debemos interpretar correctamente es, "el pozo del abismo" (v.1-2).
En el Nuevo Testamento, la palabra "abismo" significa:
a. La habitación de los muertos (Rom 10:7).

b. La habitación de los demonios (Lucas 8:31).

c. La habitación de la Bestia (Apo11:7; 17:8).

d. La prisión donde Satanás es retenido por 1,000 años (Apo 20:3).


Según muchos comentaristas, el "abismo" es el lugar de detención de los ángeles malignos (comparar 2 Ped 2:4; Judas 6). Hendricksen lo interpreta como "el infierno antes del juicio final" (p. 144).

[3] En el v.2 leemos, "subió humo del pozo...".
Hendricksen explica este "humo" en la siguiente manera: "Es el humo de la decepción y del error, del pecado y de la tristeza, de la oscuridad y la degradación moral que está subiendo siempre del infierno" (p. 144).

[4] También tenemos que explicar la figura de las "langostas" (v.3).
Una de las plagas de Egipto fue la de las langostas (Ex 10:1-20). En Joel 1:4-7, leemos acerca de otra plaga de langostas. En ambos casos, las langostas son literales, y representan el juicio de Dios. Las dos plagas devastaron la hierba.
Las "langostas" de la Quinta Trompeta también representan el juicio de Dios sobre los pecadores, pero, estas no son langostas literales, ya que no comen las plantas; simplemente vienen para atacar a los seres humanos (v.4).
Carballosa comenta lo siguiente:

"las langostas de Apocalipsis 9 no se comportan como tales sino, más bien, como escorpiones

infernales...El entorno del pasaje parece indicar que las langostas, con características de

escorpión, mencionados en estos versículos, en realidad son criaturas sobrenaturales que han

estado preservadas en el pozo del abismo y destinadas para entrar en acción en tiempos

escatológicos."
Algunos afirman que estas "langostas" son en realidad DEMONIOS, que son soltados para

atacar a los pecadores. Otros comentaristas lo interpretan en una forma más general, como significando las filosofías y las modas que surgen del infierno, y "atacan" a los pecadores.

NOTA 1: Estas "langostas" tienen autoridad para dañar a toda aquella persona que no tuviera

"el sello de Dios" (v.4). Esta frase refiere a los 144,000, y es una clara indicación

que los 144,000 no pueden ser sólo creyentes judíos, porque eso implicaría que

Dios estaría dispuesto a permitir que estas "langostas" dañaran a los demás

creyentes (gentiles).

NOTA 2: Las "langostas" solo tiene autoridad por "cinco meses" (v.5). Quizá este período es

el tiempo que dura normalmente una plaga de langostas.

NOTA 3: Hay una aparente contradicción entre Apo 8:7 y 9:4, porque si toda la hierba verde fue

quemada al sonar la Primera Trompeta, entonces ¿qué pasto quedaría para que las

langostas comiesen? Esta contradicción desaparece cuando entendemos que las

Trompetas (como fue el caso con los Sellos) no describen cosas que van a ocurrir una

tras otra, sino cosas que ocurrirán simultáneamente a lo largo de la historia.

[5] Finalmente debemos explicar quien es "el ángel del abismo" (v.11).
Juan lo describe como el "rey sobre ellos", y le da dos nombres:
"ABADÓN" - una palabra en hebreo, que significa "destrucción". Se encuentra en Job 26:6;

28:22; 31:12; Sal 88:11; Prov 15:11. En cada caso, la palabra es sinónima con el

"Seól"; es decir, el lugar de los muertos.
"APOLIÓN" - una palabra en griego, que significa, "destructor". La palabra está relacionada con el

verbo "apolluo", que significa "yo destruyo".

c. El Significado de Este Juicio
La interpretación dada indica que en este juicio Dios permitirá a Satanás soltar poderes infernales para atacar a los pecadores. Estos poderes serán personales ("langostas") y filosóficas ("humo"). Ambos atacarán a los hombres, produciendo en ellos terribles sufrimientos (sociales, morales, etc.). La sociedad occidental es testigo de los estragos producidos por Satanás a comienzos del siglo 21.

TROMPETA 6 (Apo 9:13-21)
a. El Juicio de Dios
Al tocar la Sexta Trompeta, Juan escucha "una voz de entre los cuatro cuernos del altar de oro que estaba delante de Dios" (v.13). Esta voz ordenó al ángel que había tocado la Sexta Trompeta a desatar "a los cuatro ángeles que están atados junto al gran río Eufrates" (v.14). Su liberación estaba relacionado con un ejército de jinetes que sumaban 200,000,000 (v.15-16). De la boca de los caballos salían tres plagas: "fuego, humo y azufre" (v.17b), y estas plagas mataron una tercera parte de la humanidad (v.15, 18).

b. La Interpretación del Juicio
Una vez más es muy importante contestar la pregunta, "¿Cuánto de todo esto es literal, y cuánto es simbólico?" No es fácil contestar esta pregunta, y ha habido una gran variedad de interpretaciones al respecto.

i. La Voz de Mando
El altar de oro (v.13) debe ser el mismo que vimos en Apo 8:3. Dado a que se dice que el altar "estaba delante de Dios", la clara implicancia es que la "voz" que habla no es la de Dios; podría ser la del ángel de Apo 8:3,4.

ii. El Ejército
Esta voz ordena al ángel que tocó la Sexta Trompeta a soltar a los cuatro ángeles que estaban atados juntos al río Eufrates (v.14). Estos ángeles parecen ser malignos; es decir, eran demonios. Quizá el significado es que estos cuatro demonios (si tomamos el número como algo literal) estarán obrando en los generales o dirigentes militares de esta gran fuerza bélica. Notemos que la palabra "ejércitos" en v.16, está en plural, y podría indicar que el gran ejército de 200 millones realmente estará compuesto por cuatro ejércitos, cada uno de ellos bajo el mando de una persona que está bajo el control del maligno.

iii. El Lugar de la Invasión
El río Eufrates era uno de los ríos que marcaba los límites de la Tierra Prometida (Gén 15:18). Es interesante notar que la Sexta Copa de ira también está relacionada con el río Eufrates (Apo 16:12). Esto parece indicar que debemos tomar este río en el sentido literal. En este caso, la batalla de Armagedón (Apo 16:16) será una batalla (o guerra) literal, en la cual morirá una tercera parte de la humanidad, como consecuencia directa o indirecta de la invasión de este ejército (v.15).

iv. El Número de Soldados
El número de 200,000,000 (v.16) no parece tener un significado simbólico, así que debe entenderse como algo literal; el ejército que se reunirá para invadir la Tierra Prometida tendrá 200,000,000 soldados. Será el ejército más grande que el mundo jamás haya visto.

Algunos comentaristas (Carballosa, etc.) interpretan este pasaje espiritualmente, afirmando que no se trata de soldados humanos, sino de demonios. Sin embargo, aunque es cierto que la Quinta Trompeta habla de demonios, en ese caso los demonios solo tenían el poder para atormentar a los hombres, no matarlos (Apo 9:5). En el caso de la Sexta Trompeta, los "jinetes" (juntamente con sus instrumentos de guerra) tienen el poder para matar a millones de personas. Esto nos hace optar por una interpretación literal de este pasaje.
Hoy en día, el surgimiento de la China y de la India (ambos países estando al este del río Eufrates), con una población conjunta que sobrepasa los 2,200 millones de personas, hace muy factible una interpretación literal de esta cifra.

v. Los Instrumentos de Guerra
Aunque el lugar (Eufrates) y el número (200,000,000) parecen ser literales, es obvio que la descripción de los caballos (v.17-19) no lo es. No es factible que de la boca de los caballos literalmente salgan "fuego, humo y azufre" (v.17b-18). La pregunta es, ¿qué significan estos "caballos"? En los días de Juan, un soldado romano montado sobre un caballo era un gran instrumento de guerra. Hoy en día, el equivalente podría ser un tanque de guerra, o un avión militar. Cualquiera de estas dos interpretaciones haría más fácil entender la frase, "de su boca salían fuego, humo y azufre" (v.17b-18; comparar v.19). Estas palabras describen las municiones que usarán estos instrumentos de guerra: balas, misiles, bombas químicas y bombas atómicas (ver v.19).

Los v.15 y 18 afirman que como resultado de esta invasión, y la gran batalla de Armagedón, morirá una tercera parte de la humanidad. ¡Será la guerra más grande que el mundo jamás haya conocido! Lamentablemente, aun ante tal destrucción los hombres rehusarán arrepentirse de sus pecados, y reconocer al Dios vivo y verdadero (v.20-21).

El Significado del Juicio
A diferencia de las Trompetas anteriores, este juicio de Dios parece describir un evento específico: la batalla de Armagedón (aunque Hendricksen y otros piensan que describe todas las guerras que se han dado a lo largo de la historia, y que Dios ha usado para llamar la atención del hombre, y llevarle hacia el arrepentimiento). Según esta interpretación literal, en los últimos tiempos un gran ejército (quizá compuesto por cuatro poderes bélicos, v.15-16) se reunirá cerca del río Eufrates, con la intención de invadir la Tierra Prometida (?).

NOTA: La Sexta Trompeta no indica contra quien avanzará este gran ejército. Seguramente

será contra otro gran ejército, compuesto a lo menos por la nación de Israel. Sin

embargo, dado a que Israel es una nación pequeña, no sería necesario juntar un ejército

tan numeroso para atacar solo a Israel. Así que habría que suponer que en este momento

Israel tendrá sus aliados, y que juntamente con ellos formará un ejército de similar

proporción al que viene del este.

CONCLUSIÓN
Las Trompetas (especialmente las primeras cuatro) nos hacen recordar las plagas sobre Egipto, que fueron una manifestación del juicio de Dios sobre un país que había hecho sufrir al pueblo de Dios, y que estaba sumido en la idolatría. Estos juicios vinieron en anticipación de la liberación del pueblo de Dios del sufrimiento en la tierra de Egipto.
Los paralelos entre las plagas de Egipto y las Trompetas son bastante claros:
a. Tal como las plagas de Egipto no afectaron a los judíos, así tampoco las Trompetas

afectarán a los verdaderos creyentes (Apo 7:1-3; 9:4).
b. Tal como las plagas de Egipto solo sirvieron para endurecer el corazón de Faraón, así

será la reacción de los pecadores ante los juicios de Dios (Apo 9:20-21).
c. Tal como las plagas de Egipto fueron el juicio de Dios sobre la desobediencia de los

hombres, así son las Siete Trompetas.
d. Tal como las plagas de Egipto vinieron inmediatamente antes de la liberación del

pueblo de Dios del sufrimiento de la esclavitud, así será con las Siete Trompetas - son

la preparación de Dios para liberar a Su pueblo (la Iglesia).






similar:

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconBogotá, D. C., siete (7) de febrero de dos mil siete (2007)

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconAsi mismo continua sacando de la chistera, temas ya cerrados, como...

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconLos siete principios herméticos 11

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconLos siete principios herméticos 11

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconCaracterísticas del niño durante los primeros siete añOS

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconLos estudiantes juegan en grupos de cuatro alumnos, los cuales recibirán...

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconEn la ciudad de La Plata, a los veintiocho días del mes de agosto...

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconDarwin se convertio en una especie de monstruo sagrado. Porque es...
«la cosa en sí misma» (Das Ding an sich). Según Kant, el ser humano no puede conocer las cosas-en-sí-mismas, sino solamente las cosas...

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconDe Wikipedia, la enciclopedia libre
«la cosa en sí misma» (Das Ding an sich). Según Kant, el ser humano no puede conocer las cosas-en-sí-mismas, sino solamente las cosas...

Las Siete Trompetas no describen cosas que van a suceder después de los Siete Sellos, sino cosas que ocurrirán aquí en la tierra al mismo tiempo que los eventos descritos en los Siete Sellos iconCartas a las siete iglesias


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com