Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural




descargar 69.63 Kb.
títuloDurante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural
página2/3
fecha de publicación23.01.2016
tamaño69.63 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Historia > Documentos
1   2   3

2.- MODERNIZACION CON DISEÑO MARGINAL Y SIN RAICES.
"Ojos que se abrieron un día para después, ciegos

tornar a la tierra, hartos de mirar sin ver".
Es un hecho incontrovertible que la cuestión de la cultura material, esto es, la cuestión de la transformación física del orden espacio-temporal natural, en orden espacial construido, es el objeto central del diseño. Sabemos, además, que la cultura, aquel magno, noble y hermoso proyecto y realización para la protección, conservación, florecimiento y disfrute de la vida, ha tenido a la región como su lugar de nacimiento. Por lo tanto, en cada sociedad y en cada individuo, la región ha sido tanto el espacio de identificación, afirmación y consolidación de sus sueños, realizaciones y memorias, como el referente existencial en el ir y venir por el mundo.
Esto quiere decir que el diseño es herramienta esencial para la protección, conservación, disfrute y florecimiento de la vida en cualquier sociedad. Por supuesto, el acierto de esa transformación esencial, sólo es posible cuando el diseño es realizado con ojos que consultan, en primera instancia, con la realidad regional del orden espacio-temporal natural, con la cultura y con el momento histórico respectivo, a nivel regional, nacional y universal. Esta no fue precisamente la situación de la relación entre modernización y diseño en Cali.
En la larga historia premoderna de la región, como lugar de nacimiento y desarrollo de la cultura, la cosmovisión de un orden epacio-temporal natural, coexistiendo en relación biunívoca con la organización social, posibilitó siempre una relación empírica entre formas y significados. El diseñador se sabía perteneciente al orden espacio-temporal, dentro del cual diseñaba. Ello se tradujo en una gran coherencia y orden entre lo constructivo, lo ambiental, lo funcional y lo estético-simbólico de las edificaciones y del espacio natural.
Estas relaciones empíricas del diseño premoderno implican, en otras palabras, que sus formas arquitectónicas son propiedades de un todo mayor, y que están estrechamente articuladas con el entorno. Desde siempre, el orden construido ha sido para el ser humano algo más que un techo. Lo que finalmente decide la forma y el espacio de una edificación, es el modelo de percepción y representación de la relación vida-espacio. Ello implica el por qué las soluciones formales y espaciales, son mucho más variadas que las necesidades de uso y las condiciones climáticas.
En la búsqueda de un orden ambiental, un edificio puede concebirse como un filtro que transforma las condiciones geográficas existentes en una región. Establecemos una relación entre espacio interior y espacio exterior; y entre espacio público y espacio privado, de acuerdo con nuestras necesidades, tanto de uso del espacio, como de confort. Sin embargo, la forma resultante final va siempre más allá de la simple búsqueda de un orden funcional y ambiental. Ello responde primordialmente a los significados de una sociedad, elaborados y unificados por una cosmovisión de su existencia dentro del orden espacio-temporal natural existente en la región. Como dice René Dubois, "el ser humano tiene una gran propensión a simbolizar todo lo que ocurre a su alrededor, y a reaccionar ante los símbolos como si fuesen los verdaderos estímulos"
La arquitectura moderna pretendió, en cambio, crear un orden espacial construido, cuyas formas y significados fueran lo suficientemente abstractos como para trascender a todas las culturas y geografías de la tierra. Sus autores, creyendo ciegamente en la técnica, como medio exclusivo para que la humanidad alcanzase sus más nobles aspiraciones, confiaba que este nuevo orden espacial construido, debía estructurarse a partir de la razón y por encima del sentimiento y de los significados, y por tanto, debía surgir de la función y de la tecnología industrializada.
La pretensión, naturalmente, propendía a dejar todas las relaciones empíricas del diseño sin sentido. En los epicentros de la Modernidad ilustrada, y en su periferia inmediata, el resultado fue la pérdida de la capacidad, antes natural en el ser humano, de integrar significativamente orden construido y orden espacio-temporal natural. Desde entonces, el aspecto moral y ético del diseño, ante el orden espacio-temporal natural se derrumbó, y en cambio se fortaleció el aspecto tecnológico. La Modernidad Ilustrada, redujo la noción vital de espacio a un valor rentable.
En casi todos los manifiestos y teorizaciones del Movimiento Moderno estaba presente esta idealización social y técnica que debía sepultar el valor icónico de las formas regionales. Estas formas representaban el statu-quo, el impedimento físico a todos los contenidos que la vida y la tecnología moderna habían desarrollado. Pero, en lugar de combatir lo regional, lo que estos pronunciamientos atacaban sin darse cuenta, era la capacidad misma de significar que tiene la arquitectura. El objetivo era evidentemente contradictorio: ser orden espacial construido, y carecer de significado. O, quizás desenfocado: ser lenguaje unificador de una era industrializada e idealizada, cuyos objetivos no eran todavía objetivamente claros, y que solamente empezaban a vivir unos pocos países de la tierra.
Según Bonilla, a partir de 1960, se volvió cada vez más evidente que la supuesta neutralidad expresiva del Movimiento Moderno era sólo un mito. En realidad, esta arquitectura estaba tan cargada de significados regionales como cualquier otra. Las formas eran significantes de la era industrial, y habían surgido de la práxis histórica de unos pocos países. El ataque contra la significación en el fondo era un fenómeno histórico-cultural, y por lo tanto significativo. Sus elaboraciones teóricas eran en un sentido profundo, el resultado de actitudes y conceptos originados en unos pocos países industrializados, y en un contexto histórico, social y geográfico, bien diferente, por ejemplo, al de Colombia.
En realidad, la práctica sobre el diseño dentro del Movimiento de la Arquitectura Moderna, tomó fragmentos de vida diaria y de la historia local de los epicentros de la Modernidad Ilustrada. Ella, en ningún momento fue similar a la del eclecticismo del siglo XIX, sino, por el contrario, fue esencialmente constitutiva. Desestructuró los sistemas de códigos provenientes de espacios e historias regionales en unidades más pequeñas, susceptibles de contener un significado, y los reestructuró sin tener en cuenta los sistemas completos de los que procedían. Este proceso de desestructuración-reestructuración, fue protegido y consolidado por un poderoso campo cultural supranacional, en el que participaron industriales, políticos, artistas, intelectuales, y por supuesto, arquitectos en forma aislada o institucional. El carácter eurocentrista de este campo cultural suspranacional, unido a la expansión capitalista en el mundo, indujeron a creer que estas estructuraciones eran válidas universalmente. Así fue aceptado y aplicado en las capitales y principales ciudades de las distintas naciones del planeta.
Una de estas ciudades, Cali, se asienta en el Valle del Río Cauca, una de las regiones más ricas del planeta, desde el punto de vista agrológico. Según los expertos en la materia, esta región podría abastecer, como despensa, a toda América; tal es la fertilidad de su territorio. Sin embargo, semejante riqueza nunca ha sido aprovechada por quienes han tenido la oportunidad de dirigir su destino, pues su modelo de percepción y representación basado más en ficciones mitificadoras que en realidades, ha perturbado tanto su capacidad transformadora del espacio, como su valoración de la importancia del diseño en esa transformación.
Este sector dirigente, históricamente muy atrás del sector dirigente europeo, al aceptar a la Modernidad Ilustrada como el modelo a seguir, con su racionalidad productivista y su concepción utilitarista de la relación entre vida y espacio, jamás se consagrará a la tarea de incrementar y recrear unas condiciones de vida dignas de sus pobladores, sino, por el contrario, a la de desgastarlos en la producción de elementos que deben satisfacer, no sus propias necesidades, sino las de otros, al mismo tiempo que enriquecer a los sectores dirigentes locales, eso sì, todo ello dentro de la escenografía y la ficción mitificadora de la Modernización y el Progreso.
Al actuar sobre este mundo despótico, latifundista y monocultor, las fuerzas transformadoras de la Europa de la Revolución Industrial, encontraron grandes resistencias para la creación de una economía moderna, y para la ordenación que permitiera al pueblo oportunidades de participar en los beneficios de su modelo de Progreso. Ello se debió a que el movimiento del capital tuvo desde un comienzo, la distorsión prematura de la concentración y del monopolio, antes de haber llegado a una acumulación autosostenida y dinámica. La historia de la industrialización en Colombia, y por lo tanto, en la región del valle del Río Cauca, es todo un proceso de monopolios prematuros, los cuales no se formaron como resultado de una lucha competitiva, a partir de la eficacia y de la modernización y progreso continuos de los medios de producción, sino que estos monopolios se fueron montando sobre privilegios estatales, sin pasar por el filtro de la lucha con el mercado, como sí ocurrió en las naciones industriales del espacio económico del Atlántico Norte.
De esta manera, cada núcleo industrial fue surgiendo en estas áreas, como un enclave en medio de una economía arcaica, que sólo le permitía expandirse cuando no se oponía a los intereses oligárquicos enraizados con el latifundio y la economía de exportación. Concentrando así todo el poder político monopolizado en manos de los sectores importadores y exportadores, que anhelaban únicamente lograr una integración más lucrativa en el sistema mundial, fue imposible el surgimiento de un empresario moderno y, por el contrario, se consolidó no solamente una relación muy estrecha entre la baja productividad del capital y su estructura monopólica, sino entre ésta y la especulación.
Un empresario surgido dentro de estas condiciones históricas, jamás podría comprender la importancia del diseño en la modernización económica y en el progreso social del país. Y mucho menos intentar crear y consolidar todo un campo cultural en torno a él. En cambio, su modernización será realizada con diseño a ultranza, o con un diseño socialmente marginado, cuyo papel se reducirá a ajustar a las condiciones locales, todo un repertorio de soluciones foráneas.
La ausencia de un verdadero espíritu empresarial industrial posibilitó, entre otras razones, el sometimiento de esta élite a las intenciones e intereses de modernización económica promovidos desde el hemisferio norte. De esta manera, la transición de la economía agrario-mercantil a la industrial, hecho que va a coincidir con la aparición de la Arquitectura Moderna, fue llevada a un estado traumático; el del subdesarrollo, el de la distrofia social, caracterizado por las contradicciones entre las posibilidades que ofrecían la conjunción entre riqueza del suelo y tecnología industrial, y la miseria provocada por la adecuación de la sociedad a un ordenamiento oligárquico.
Todo ello fue dando lugar a aumentos explosivos de la población y a las consecuente reducción drástica de las posibilidades de acceso a los medios de trabajo y sobrevivencia, con el consecuente incremento de las injusticias y tensiones sociales. Ante esta deteriorante situación, este monopolio surgido del privilegio estatal y señorial, y que se estancó en una economía cerrada, no ha podido superar el miedo ante nuevas fuerzas económicas, y menos políticas, que llegase a hacer tambalear sus privilegios, acudiendo a cualquier medio violento que le permita debilitarlos, inmovilizarlos o destruirlos. Es así como en 1946 y 1958, cuando la Arquitectura Moderna desarrollaba la primera etapa de su existencia en el país, la violencia dejaba un saldo de 300,000 muertos; saldo que parece duplicarse en las últimas dos décadas.
Así se ha ido implantando una modernización con un diseño marginalizado en las mentes de sus grandes protagonistas. Así han ido surgiendo también las grandes mayorías urbanas, condenadas a una marginalidad y penuria extremas; a la represión sangrienta e implacable, y al alejamiento drástico de todos los grandes descubrimientos que favorecen o intentan servir a la vida en los países gestores de la Modernidad.
II. MODERNIZACION Y DISEÑO EN CALI.
1.- UN DISEÑO SIN ACTIVIDAD INTELECTUAL CREATIVA.
"El diseño sin compromiso con la sociedad y su ambiente, tiene una existencia anémica, hectoplasmática."
Gui Bonsiepe.
Hacia 1937, Cali cuenta con 168 almacenes de gran capacidad importadora, 235 tiendas al detal y unos 500 graneros. Las importaciones exceden las 68,000 toneladas y las exportaciones a más de 5l,000,evidenciando cómo la industria manufacturera está adquiriendo un buen desarrollo. Hay industrias de mimbre, fábricas de fideos, de cajas de cartón, de confites, de hilados y tejidos y trilladoras de café La creciente industria de la construcción, puede producir localmente: vidrios, clavos y materiales de hierro fundido menor. Existen agencias de madera de primera clase y sus dos ladrilleras pueden producir l00,000 ladrillos diarios. Sin embargo, el cemento y el hierro son importados, éste último en forma de perfiles, y el sistema estructural es el de "flat-slab". Dentro de este panorama tecnológico, es construida en 1937, la Fábrica Nacional de Chocolates, el primer edificio moderno de Cali, en una versión aproximada al movimiento holandés de Stijl.
En la sola década de los años 40, la población de Cali se duplica, superando los 200,000 habitantes. Entre 1940 y 1955, el volumen de edificaciones se incrementa 30 veces. Todo este panorama de cifras que nos está indicando un crecimiento notable en la actividad constructora, merece ser analizado con especial cuidado en lo referente a la relación entre tecnología y diseño.
Al comenzar la década del 50, Cali cuenta con 4,461 establecimientos industriales. La gran mayoría de ellos han sido instalados al finalizar la década del 40, ó en los primeros años de la siguiente, siendo todo ello resultante de la notoria disminución en la capacidad nacional importadora, experimentada a partir de la crisis mundial capitalista de los años 30 y muy especialmente por la Segunda Guerra Mundial. Se trata del desarrollo de una industria liviana destinada a lograr que los bienes de consumo, antes importados para la pequeña y gran burguesía, fueran sustituidos por la producción nacional.
En la periferia norte de la ciudad van apareciendo plantas industriales de capital mixto, la gran mayoría de ellas de origen norteamericano. El diseño de estas fábricas ha sido realizado o esbozado en los EEUU., y por supuesto, el diseño y fabricación de la maquinaria también. Igualmente lo ha sido el producto de estas fábricas, configurando todo ello un curioso proceso de transformación industrial del espacio, con un diseño realizado a varios miles de kilómetros de distancia. En el fondo, se trata de una producción industrial de ensamble, dentro de la cual la sociedad caleña tiene un papel creativo mínimo, calificando solamente a unos pocos técnicos en el papel de operadores de una maquinaria diseñada en el extranjero, y cuyos productos con formas y contenidos foráneos, van haciendo desaparecer poco a poco la artesanía local, y van llenando el espacio de significados ajenos a su historia.
Después de la Fábrica Nacional de Chocolates, al comienzo de la década del 40, son construidas algunas residencias en el barrio residencial de Granada, cuya geometría y volúmenes informan claramente cómo el repertorio de la Arquitectura Moderna se va abriendo paso dentro de parámetros de formas eclécticas, neoclásicas y neorenacentistas, versión italiana, francesa, etc.
Es justo reconocer que esta arquitectura ecléctica de los años 20, había demostrado sensibilidad hacia el orden espacio-temporal local, diseñando las primeras avenidas y paseos con arborización tropical de la región, a diferencia de lo que ocurrió en otras ciudades colombianas, donde hasta se importaron árboles propios de las latitudes que vieron nacer la Modernidad Ilustrada. A su vez, los primeros ejemplos de Arquitectura Moderna, evidenciaron de nuevo sensibilidad hacia lo local, especialmente por el uso de balcones y aporticados, y por la siembra de abundante vegetación tropical. Tan persistente sensibilidad es explicable, si tenemos en cuenta que el nuevo sector dirigente industrial pertenece a una élite fuertemente vinculada con el mundo agrario, a través de sólidos y tradicionales parentescos.
1   2   3

similar:

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconEl ser humano como nudo de relaciones totales. 2013-07-21
«La esencia humana es el conjunto de las relaciones sociales». Efectivamente no se puede pensar la esencia humana fuera de las relaciones...

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconEl Crack del 29, también conocido como la Crisis del 29 o el Gran...

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconSe sabe ya mucho del átomo, la mayor parte de ello con gran presición....

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconSe sabe ya mucho del átomo, la mayor parte de ello con gran presición....

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconInspiradas en doctrinas religiosas, según las cuales la tierra y...
«creacionista» se ha aplicado a cualquier opinión o doctrina filosófica o religiosa que defienda una explicación del origen del mundo...

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconNoventa. Conferencista e hijo del narcotraficante más conocido de la historia

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconLa relación del ser humano con la química es tan antigua como él...

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconResumen
«Primero cámbiate a ti mismo y luego exige del mundo lo que quieras». Entonces intentaba luchar contra mí mismo. Resultó más difícil...

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconA principios del siglo XXI se da por sentado que el cerebro es la...

Durante mas del noventa y nueve por ciento del transcurso transcurso de la historia humana, el mundo fue rico en significados pues el ser humano se considero a si mismo como parte integral del orden espacio-temporal natural iconNacionalizado posteriormente
«padre de la bomba atómica», abogó en sus escritos por el pacifismo, el socialismoy el sionismo. Fue proclamado como el «personaje...


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com