Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936)




descargar 154.64 Kb.
títuloÍndice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936)
página6/7
fecha de publicación28.12.2015
tamaño154.64 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Literatura > Documentos
1   2   3   4   5   6   7

LA OBRA POÉTICA DE GARCÍA LORCA



Lorca va más allá de la literatura. Su asesinato vil cuando tenía tan solo 38 años lo ha convertido en símbolo de “todas las víctimas de las barbaridades del siglo”, como dice Antonio Muñoz Molina. Es también emblema de la República. Y de la liberación sexual. Y del cainismo hispánico, como diría Antonio Machado.
Pero desde el punto de vista estrictamente poético, dejando al margen su enorme trascendencia social, que es innegable, su obra lírica se caracteriza por ser una mezcla de vanguardismo y tradición. Como Alberti, milita en lo que podríamos llamar neopopularismo, es decir, una reelaboración original, culta y personalísima de lo popular.
De manera sumaria, recogemos aquí las principales características y temas de la poesía lorquiana:


  • Neopopularismo, reinterpretación culta de lo popular. Mistificación, mestizaje.




  • Andalucismo muy marcado, gitanismo: copla, flamenco, cante jondo… Borges dijo de Lorca que era un “andaluz profesional”. En su obra aparecen Andalucía, Granada, sus paisajes y paisanajes.




  • Influencia de la poesía anterior clásica (grecolatina y árabe-oriental) e hispánica: modernismo (Darío), noventayochismo (Machado), poesía pura (Juan Ramón), vanguardismo (Gómez de la Serna), romanticismo (Bécquer y Rosalía de Castro), culteranismo (Góngora), clasicismo (Lope de Vega), mística (san Juan de la Cruz), lírica tradicional (Romancero, Cancionero, canciones populares, nanas y canciones infantiles), lírica galaico-portuguesa (en los Seis poemas gallegos)...




  • Influencia de las vanguardias europeas e hispánicas: simbolismo, parnasianismo, dadaísmo, Rainer María Rilke…, sobre todo surrealismo (André Breton, Dalí, Buñuel). Gusto por el juego lingüístico: anaglifos, jitanjáforas, escritura automática… Influencia americana (Walt Whitman, T. S. Eliot).




  • Sentido de la musicalidad, influencias de su amigo Manuel de Falla y de la lírica popular: paralelismos, repeticiones, ritmo, rima, verso corto, estribillo, rimas asonantes…




  • Paso por la Residencia de Estudiantes de Madrid, convivencia con Dalí, Buñuel, Pepín Bello… Desprecio hacia los “putrefactos”.




  • Lo irracional, lo inconsciente, lo instintivo, el primitivismo, los sueños (onirismo), lo prohibido (tabú)... Vitalismo (creatividad) frente a castración (lo académico, lo “putrefacto”, las escuelas).




  • El erotismo, presencia del amor, especialmente del “amor oscuro”, las prohibidas pulsiones homosexuales del poeta, y, relacionado con esto, las sensaciones de fracaso, desengaño, frustración, fatalismo, infelicidad, angustia existencial…




  • Algunos personajes lorquianos se convierten en símbolo de lo telúrico y de lo trágico (Antonio el Camborio, Soledad Montoya).




  • Identificación con los marginados (los gitanos, los negros, los trabajadores, las criadas). Crítica a la deshumanización de la sociedad moderna. Denuncia del capitalismo y del racismo. Ataque contra el materialismo, la explotación, la injusticia, la insolidaridad. Inconformismo y protesta.




  • Imágenes inusitadas, metáforas puras, presencia del símbolo: la luna, los gitanos, el caballo garañón, la fuente, el agua, la guitarra, la madrugada, el mar, la sangre, el pozo…




  • Presagios funestos, presencia de la muerte y del “fatum” trágico, dramatismo.



Libro de poemas



Su primera colección de poemas fue publicada, con el título de Libro de poemas, en 1921. Los poemas que forman parte de esta obra de juventud fueron compuestos, al parecer, entre 1918 y 1920. El yo poético explícito, generador de las diversas composiciones, sugiere la idea de que Lorca concibe la poesía como vehículo para la manifestación de su personalidad y sus sentimientos. En esta obrita ya aparecen algunos de los temas habituales de su obra posterior: rebeldía, amor, muerte y frustración (que no son sino los grandes temas de lo que se ha dado en llamar lorquismo). Además, son poemas ligeramente influidos por el Modernismo y la lírica tradicional (resulta ya obvio el gusto por lo folklórico y popular, rasgo también característico del lorquismo). Obsérvese, por ejemplo, la clara relación que establece el siguiente verso con uno de los elementos habituales de la lírica tradicional: la fuente.
“Mi corazón reposa junto a la fuente fría” (Federico García Lorca)
Obsérvese también el ambiente pastoril, la referencia constante al entorno natural, en los siguientes versos, así como el uso de metáforas puras, de corte simbolista:
Iba yo montado sobre

un macho cabrío.

El abuelo me habló

y me dijo:

Ese es tu camino”

(…)

Mirando al cielo pensaba:

Yo no tengo camino.”

(…)

Mi caballo fantástico me lleva

por un campo rojizo. (Federico García Lorca)
Téngase en cuenta además que estos dos extractos pertenecen a dos poemas de idéntico título: Sueño. La importancia de los sueños resulta fundamental en uno de los más importantes movimientos de vanguardia: el surrealismo. Luis Buñuel, en Mi último suspiro, indica que no se puede contar la vida propia sin hablar de la parte subterránea, imaginativa, irreal. Así, lo misterioso, aquello que pertenece al ámbito de lo inconsciente, inaprensible, espiritual, va a tener una significativa importancia, ya desde sus primeros versos publicados, en la poética lorquista (y en obras poéticas coetáneas).

Poema del cante jondo



El Poema del cante jondo fue publicado en 1931, si bien ya estaba concluida su escritura en 1926. Lorca continúa manifestando un claro gusto por expresiones poéticas de corte popular. La crítica ha señalado que este grupo de composiciones beben del Cancionero y de la temática y simbología del folklore andalusí. Así, al igual que en Libro de poemas, los versos son cortos, de evocadora musicalidad y conmovedor dramatismo.
¡Ay, amor,

que se fue y no vino! (Federico García Lorca)
Amor y muerte son los dos grandes temas que articulan la obra, rica en recursos propios de la tradición como el estribillo (verso corto que se repite, insistentemente, en las composiciones folklóricas populares). Su Andalucía natal tiene también una clara presencia en sus versos, dado que el Poema del cante jondo está dedicado a los grandes cantes andaluces; por eso, no resulta extraño que elementos tan propios del folklore andaluz adquieran, gracias al uso de metáforas originales, un aura legendaria:
Empieza el llanto

de la guitarra.

Se rompen las copas

de la madrugada.

Empieza el llanto

de la guitarra.

Es inútil callarla. (Federico García Lorca)
También pertenecen al Poema del cante jondo versos que describen su Andalucía como un lugar yermo, mítico, de trágicas connotaciones:

Tierra seca,

tierra quieta

de noches inmensas. (Federico García Lorca)

Canciones



Canciones es el tercer libro publicado de García Lorca. Data de 1927 y está compuesto por diecisiete poemas breves, anecdóticos y plagados de alusiones al color. De nuevo, resulta evidente la influencia de la lírica popular, con su rica y variada simbología de corte natural así como las canciones infantiles. Una vez más, aparece el paisaje andaluz, concretado en la ciudad de Granada. De nuevo, no hemos de pensar que Lorca se limita a imitar la expresión tradicional, sus composiciones destilan un claro gusto por la poesía pura y el vanguardismo; sus creaciones poéticas aúnan magistralmente tradición e innovación.
Una de las composiciones más populares de la poesía hispánica pertenece a Canciones. La tan conocida Canción del jinete (puede verse el poema y la musicalización del mismo de Paco Ibáñez en http://lenguavempace.blogspot.com.es/2014/08/cancion-del-jinete-de-lorca.html).
En la luna negra

de los bandoleros,

cantan las espuelas.

Caballito negro.

¿Dónde llevas tu jinete muerto?

...Las duras espuelas

del bandido inmóvil

que perdió las riendas.

Caballito frío

¡Qué perfume de flor de cuchillo!

En la luna negra,

sangraba el costado

de Sierra Morena.

Caballito negro.

¿Dónde llevas tu jinete muerto?

La noche espolea

sus negros ijares

clavándose estrellas.

Caballito frío.

¡Qué perfume de flor de cuchillo

En la luna negra,

¡un grito! y el cuerno

largo de la hoguera.

Caballito negro

¿Dónde llevas tu jinete muerto?

Suites



Se trata de un conjunto de poemas escritos en torno a 1920 y 1923, que André Belamich publicó póstumamente en una edición crítica. Son composiciones de versos breves en los que el tema de la frustración amorosa (tan habitual en la obra de Lorca) tiene una gran importancia. Aparecen poemas (alegorías) inspirados en la Biblia y en la mitología clásica. Fundamentalmente, Suites destila angustia existencial, fruto del desengaño del poeta, que utiliza elementos habituales en la tradición poética (por ejemplo, el mar).

Primer romancero gitano



Fue publicado en 1928. La crítica lorquiana ha señalado la adscripción de esta joya poética a la vertiente literaria popular, si bien son obvios, de nuevo, los influjos de los movimientos de vanguardia.
El Romancero gitano está compuesto por dieciocho romances que dan vida a anécdotas ficticias del mundo gitano. Toda la narración se desarrolla en clave trágica. En Romancero gitano se recrea además la muerte de Antonio el Camborio a manos de sus primos, por lo que el destino funesto del amante gitano adquiere resonancias clásicas al situarlo en un mundo mitificado, regido además por el fatalismo.
El Romancero gitano es una de las obras más populares de Lorca, de hecho, su poética “de gitanos” alcanzó tal fama que el propio Lorca se sintió obligado a defender que su gitanismo tan solo era una temática como cualquier otra. Seguramente así sea, pero su inclinación hacia las clases sociales marginales y hacia la cultura mistificadora de los gitanos son inmensamente seductoras.
Resulta obvio que el gitano tiene un claro significado antisocial en su obra. Es hombre que vive en una sociedad paralela primitiva, que admira la fuerza de la naturaleza por encima de la ley social. En la obra de García Lorca, el gitano adquiere tal poder que se convierte en un personaje mítico. El mundo de los gitanos simboliza el destino trágico y fatal. Por eso Soledad Montoya o Antonio el Camborio, personajes del Romancero gitano, viven en una sociedad hostil, envueltos en lúgubres presagios de muerte.
El Romancero gitano es además composición riquísima en símbolos propios del “lorquismo”, si bien todos ellos tienen evidente importancia en la tradición poética previa (la lírica tradicional o el Romanticismo): luna, sangre, agua, caballo, flores, cuchillos, mar… En estos símbolos, que el poeta hace propios, queda proyectado su sentimiento trágico de la vida. La simbología aporta un trasfondo ontológico, que traspasa el localismo. Lo culto se une, indisolublemente, a lo popular.

Poeta en Nueva York



Los poemas que conforman Poeta en Nueva York (La aurora; Nueva York, oficina y denuncia; Grito hacia Roma; Oda al Rey de Harlem) son surrealistas, concebidos con la intención de denunciar las injusticias del deshumanizado sistema capitalista norteamericano. ¿El surrealismo puede tener un marcado componente de compromiso social? Como vimos, el surrealismo puede ser interpretado como elaborado resultado de los afanes dadaístas (no en vano, fue cultivado por artistas que habían también practicado el dadaísmo).
Tal y como indicamos, los movimientos de vanguardia surgen estrechamente relacionados con los cambios producidos en la sociedad, así, pueden ser entendidos como fruto del inconformismo del artista para con el mundo en el que vive:
“Al igual que todos los miembros del grupo, yo me sentía atraído por una cierta idea de la revolución. Los surrealistas, que no se consideraban terroristas, activistas armados, luchaban contra una sociedad a la que detestaban utilizando como arma principal el escándalo. Contra las desigualdades sociales, la explotación del hombre por el hombre, la influencia embrutecedora de la religión, el militarismo burdo y materialista, vieron durante mucho tiempo en el escándalo el revelador potente, capaz de hacer aparecer los resortes secretos y odiosos del sistema que había que derribar. Algunos no tardaron en apartarse de esta línea de acción para pasar a la política propiamente dicha y, principalmente, al único movimiento que entonces nos parecía digno de ser llamado revolucionario: el movimiento comunista. Ello daba lugar a discusiones, escisiones y querellas incesantes. Sin embargo, el verdadero objetivo del surrealismo no era el de crear un movimiento literario, plástico, ni siquiera filosófico nuevo, sino el de hacer estallar la sociedad, cambiar la vida.” (Mi último suspiro, p. 122)
Parece pues obvio que, si bien el surrealismo, por su dependencia del dadaísmo, puede obedecer a mero juego intrascendente, también se acoge a los trascendentes intentos de protesta y de inconformismo social, tal y como hará Lorca en su Poeta en Nueva York, practicando el juego de vanguardia sin obviar la moralidad:
“… cuando alguien me pregunta qué era el surrealismo, respondo invariablemente: un movimiento poético, revolucionario y moral.” (Mi último suspiro, p. 124)
Federico García Lorca reconoció que en Poeta en Nueva York procuró plasmar una visión abstracta donde todo recuerdo de su tendencia a lo pintoresco quedara ausente. El poeta se muestra agobiado por la gran metrópoli. La percibe como una civilización deshumanizada, donde prima la insolidaridad, la explotación y el racismo. Lorca ataca el materialismo y la injusticia, enfrentándose a todos los poderes que coartan e impiden la libre realización del individuo, en diversas facetas (insisto en la ya señalada relación del tema con su trayectoria poética anterior, caso de, por ejemplo, el Romancero gitano, así como con buena parte de su obra dramática).
En Poeta en Nueva York hay una defensa de lo elemental y puro (nótese el gusto de Lorca por lo natural, tan presente en su poética previa), pues a través de lo propiamente humano, de aquello que no deshumaniza al hombre, puede el mundo moderno salvarse de su grave crisis. La modernidad es la antítesis de lo natural, terrible presagio de muerte; la modernidad conlleva a la frustración, la angustia, la infelicidad.
Formalmente, en Poeta en Nueva York, Lorca cultiva el verso libre, las estructuras estróficas abiertas, la ruptura de la sintaxis. Su escritura es una alucinada sucesión de metáforas puras y complejas imágenes simbolistas. La crítica ha señalado que Poeta en Nueva York constituye un quehacer poético sofisticado, alejado de esa pulsión intuitiva que parecía animar la obra previa de Lorca, es decir, un arte de carácter intelectivo.

Llanto por Ignacio Sánchez Mejías



Se trata de una elegía que combina la tradición popular y el juego de vanguardia (mezcla recursos poéticos innovadores con la tradición del planto elegíaco medieval). Plasma la tristeza y desolación por la muerte de Sánchez Mejías, torero amigo de Lorca e importante mecenas del Madrid de la época.
El poema se acoge a la narratividad, tan propia de, por ejemplo, el Romancero gitano. Así, se divide en cuatro partes -La cogida y la muerte, La sangre derramada, Cuerpo presente y Alma ausente- que desarrollan diversos aspectos de la trágica muerte del torero, relacionados tanto con el hecho en sí como con el sentimiento interior del poeta.
El Llanto por Ignacio Sánchez Mejías fue una de las más populares composiciones de Lorca. Sus versos son tanto de arte menor como de arte mayor. Encontramos usos de octosílabos (tan propios de la tradición popular), pero también de endecasílabos (habituales en la tradición culta) e incluso de alejandrinos (un tipo de verso que reivindicaron algunos movimientos de vanguardia).
El Llanto por Ignacio Sánchez Mejías se circunscribe a la tan habitual vena popularista y tradicional de Lorca, esa tan criticada, como hemos visto, por Luis Buñuel o Salvador Dalí.

Diván del tamarit



Publicado en 1940, aunque escrito entre 1931 y 1934, dieciocho poemas conforman el Diván del tamarit. Según ha señalado la crítica, el poemario es el resultado de la atracción que siempre sintió Lorca por el mundo oriental. Por ello, Lorca titula sus composiciones siguiendo la terminología de la poesía clásica árabe: la casida (poema escrito en versos monorrimos) y la gacela (poema corto con marcado componente erótico). El título del libro hace referencia al término árabe utilizado para designar una colección de poemas.
Es una obra variada y compleja, en donde vuelven a aparecer dos de los grandes temas del lorquismo: el amor y la muerte. Sus composiciones evocan lo natural (tan propio del Lorca de Canciones), aunque también hay una evidente presencia de elementos surrealistas. El erotismo tiene cierta importancia.

Los poemas gallegos



Publicados en 1935, son un encuentro con la tradición y lengua gallega. Se ha polemizado sobre si Lorca poetizó directamente en gallego o fue una traducción propia posterior. Los poemas hablan de la lluvia, de la naturaleza y de la arquitectura tradicional gallega. Con ritmos tradicionales, de la lírica galaico-portuguesa, los textos son muestra del popularismo lorquiano y siguen manteniendo elementos funestos, tan propios del lorquismo, como la luna o el pozo.

Sonetos del amor oscuro



Son once los sonetos que conforman esta interesante obra, publicada póstumamente en 1984 por ABC. Fueron escritos para manifestar la experiencia personal amorosa del poeta, por ello se debaten entre el gozo y el dolor.
El amor es, pues, el tema fundamental de estas composiciones con claras referencias a lo carnal, pero también al corazón y al alma del poeta. Son poemas de gran carga erótica, pues en el poeta, la libidinosidad y lo sicalíptico es símbolo de vitalidad, oposición a lo mortecino.

1   2   3   4   5   6   7

similar:

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconPresentación de la asignatura de física y Química en 1º eso-homenaje a f: garcía lorca

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconA continuación el texto in extenso del documento sometido por la...

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconInterrupción del embarazo antes de que el feto pueda desarrollar...

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconGarcia Corona Aurora Acuahutla Garcia karina
«la mayoría de los aumentos observados en las temperaturas medias del globo desde la mitad del siglo XX son muy probablemente debidos...

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconSegunda Respiración, Hoja del Avatar, Semana Dos Meditaciones 5-8:...

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconDocumento aprobado por el consejo del ingala presentacióN

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconEn diciembre del 1936 en Argentina, pero mis padres

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconDocumento preparado por la Dra. Ludovica Malaguti del Istituto Superiore di Sanità

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconNombre del Documento: Formato para planeaciòn del curso, avance programático...

Índice del documento federico garcía lorca (1808-1036) 1 breve recorrido por la vida del poeta (1898-1936) iconEn este estudio tratara únicamente el tema sobre patentes, centrado...


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com