Resumen. Introducción




descargar 304.96 Kb.
títuloResumen. Introducción
página6/10
fecha de publicación21.10.2015
tamaño304.96 Kb.
tipoResumen
med.se-todo.com > Literatura > Resumen
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10

Mobiliario escolar específico para alumnado con discapacidad motora 

Autores

 Miguel Cardona Martín (Profesor Técnico FP y Técnico Ortopédico)

Mª Victoria Gallardo Jáuregui (Psicóloga y Pedagoga)

Isabel González Mendoza (Trabajadora Social) 

Entidad

 Equipo de Asesoramiento para las Discapacidades Motóricas

 INTRODUCCIÓN

Para las personas con alguna discapacidad motora, en general, controlar las posturas resulta ser una de las necesidades más primarias, y es relevante en casi todas las tareas cotidianas, por tanto, para casi todas las tareas escolares. Va a resultar básico facilitar, colaborar en estabilizar una postura lo más funcional y lo más cómoda posible. La normalización, la inclusión social, comienza..., se fragua en la escuela..Por lo que el mobiliario escolar específico, surge como una necesidad importante que hay que cubrir. Desde los Equipos de Asesoramiento para las Discapacidades Motóricas de las Delegaciones Provinciales de Málaga y Sevilla, de la Consejería de Educación y Ciencia de la Junta de Andalucía, una de las áreas más importantes del trabajo, la de favorecer y facilitar las adaptaciones necesarias al mobiliario escolar para un mejor control de la postura, del alumnado con discapacidad motórica. Desde 1.995, comenzamos un proceso que, con distintas fases, está colaborando sin duda, a que el derecho a la educación de muchas personas con discapacidad motórica, mejore en sus condiciones básicas de escolaridad, es decir, en condiciones básicas de igualdad de oportunidades. Todo el proceso de enseñanza/aprendizaje se ve favorecido por esta iniciativa, que viene a dignificar el hecho educativo para este alumnado. Partiremos de la base que las sillas de ruedas, en general son ayudas técnicas para el transporte, para el desplazamiento, por lo que el trasvase a otro asiento es prioritario. Esto determina que una buena sedestación, con un mobiliario escolar adaptado, ayudas para el posicionamiento y otros materiales adecuados, facilita a los niños y niñas un mejor control postural, así como una mejor interacción de éste con su entorno, en el medio escolar: profesor/alumno, alumno/alumno y alumno/tarea. Sin embargo, cada vez más, van en aumento las sillas de ruedas que con distintos sistemas de posicionamiento, aseguran un buen control postural general, por lo que en muchos de estos casos, no serán necesarios otros asientos, y aunque mantengamos otros cambios posturales en bipedestación o en decúbito, para las tareas básicas, necesitaremos de pupitres que ofrezcan posibilidades de adaptación. 

Por ello y por lo peculiar de los déficits de cada uno, las ayudas, modificaciones y adaptaciones en el mobiliario son personales, ya que pretenden responder a las necesidades individuales. Es importante destacar que tanto el diseño como la decisión de las adaptaciones necesarias, tienen un carácter multiprofesional, resultando imprescindible el asesoramiento de los médicos rehabilitadores o fisioterapeutas, que revisan periódicamente a los niños, así como recabar opiniones tan importantes como las de los profesores, educadores, familias y por supuesto la del propio usuario si puede manifestarlo. En lo que se refiere a las adaptaciones del mobiliario, tienden a ser lo más sencillas posibles, y que resulten estéticas. Por ello utilizamos normalmente como base para las adaptaciones el propio mobiliario del centro escolar, e incluso en algunos casos para adaptaciones distintas al pupitre, utilizamos los mismos materiales y colores. Es importante como norma general, mantener la misma altura de trabajo que el resto de su grupo. Es preciso facilitar adaptaciones de mobiliario suficientes para las distintas estancias del centro en las que el alumno desarrolle sus actividades. El mobiliario adaptado, debemos someterlo a revisiones posteriores, para una mejor adecuación, resultando fundamental la intervención del equipo docente en este caso.  Por todo esto y como criterios generales, con las adaptaciones en el mobiliario, pretendemos:

        Facilitar el equilibrio.

        Una postura cómoda.

        Aportar seguridad.

        Evitar posturas incorrectas.

        Garantizar el apoyo de los pies.

        Un mejor control de los materiales escolares.

        Facilitar las interacciones personales. 

Esto lo conseguimos en muchos casos, colocando los pies debidamente apoyados y ligeramente separados. Con la pelvis apoyada en ambas nalgas, si fuese necesario con alguna cuña en pendiente para facilitar el control, o taco para separación de los muslos. Con la espalda pegada al respaldo, éste con posibilidad de inclinación o de contar con topes laterales, o colocación en función de la necesidad de petos, cinchas o cinturones pélvicos o de tronco. Regulables en altura e incluso en inclinación, de todo el conjunto o solo del asiento. Después de ir diseñando y fabricando en nuestros propios talleres, las distintas adaptaciones personales que este alumnado iba necesitando en el mobiliario escolar. Nos planteamos la necesidad de dotar de mobiliario específico de una calidad más uniforme, que pudiera llegar a todos los rincones de nuestra Comunidad Autónoma y, por tanto, con más implicación de los departamentos responsables del equipamiento escolar.  

DESARROLLO DEL PROYECTO 

Fruto de estas inquietudes, a finales del Curso 1.994/95, desde los Equipos de Asesoramiento para las Discapacidades Motóricas de las Delegaciones de Educación de Sevilla y Málaga, realizamos la propuesta al Servicio de Equipamiento de la Dirección General de Construcciones y Equipamiento Escolar de la Consejería de Educación, de la fabricación de un mobiliario escolar específico para el alumnado con discapacidad motórica. Confiábamos en que se comprendiera que estas necesidades, las de sedestación, las de sentarse lo más correcta y cómodamente posible en un aula, son de las que hay que cubrir, son de las necesidades que tienen que considerarse como básicas y prioritarias para un proceso de enseñanza normalizador e integrador. Nuestra propuesta inicial fue recoger detalladamente las adaptaciones más genéricas que durante años habíamos utilizado, por lo que si conseguíamos reunirlas en una misma pieza podríamos utilizarla con muchos tipos de alumnos. Dicha propuesta que posteriormente se desarrolló prácticamente en su totalidad, consistió en una descripción detallada de las características técnicas que debería reunir un mobiliario adaptado, que sin embargo al ser de fabricación industrial sería "estándar". Tras lo cual se fabricaron 70 unidades en dos tamaños, y con referencias de A-01-S y A-05-S. Los lotes constaban de mesa, silla y reposapiés..Esta circunstancia, que una Administración Pública Educativa fabrique un mobiliario específico (de la que no conocemos precedentes salvo algunos modelos aislados, hace más de veinticinco años), ha sido una oportunidad que no hemos querido dejar pasar, y que seguro colaborará a mejorar las condiciones de escolarización del alumnado con discapacidades motóricas en Andalucía. A lo largo del curso 1.995/96, se fue perfilando y retocando, revisando pruebas de fabricación, selección de materiales, etc. En Octubre de 1996, se distribuyeron las 70 unidades y en ese mismo curso, a finales del 2º Trimestre, Abril de 1997, comenzamos la distr ibución de dos cuestionarios que nos ayudasen en la valoración global del mobiliario, orientados a registrar por un lado la adecuación al alumnado, que hemos llamado Registro Individual, y por otro la valoración personal que merece a los Profesionales que están más en contacto con los niños y niñas y que han conocido el mobiliario (profesorado especialista y tutores, educadores, fisioterapeutas, médicos rehabilitadores, médicos de EOES...), titulado Validación del Prototipo. En el primero de ellos Registro Individual, que se cumplimentó con un total de 120 usuarios, la totalidad de los casos a los que se les ha suministrado mobiliario, e incluso a algunos futuros usuarios, se quiso registrar una Valoración de la postura, que pudiera indicar por un lado la adecuación o no a nivel individual a sus necesidades concretas, y por otro posibles modificaciones o adaptaciones individuales. En esta valoración de la postura, se registraron datos como, estabilidad del tronco, alineación de la pelvis, apoyo de nalgas, muslos y espada, control cefálico, apoyo de los pies, funcionalidad de las manos, comodidad, control postural global e incluso algunas medidas corporales relacionadas con el mobiliario.En el cuestionario de Valoración del Prototipo, que como decíamos fue contestado por más de 100 Profesionales del ámbito de la Educación y de la Salud Pública, y con el que pretendíamos recoger las opiniones personales, consideraciones y propuestas que cada uno de los elementos y dispositivos del mobiliario merecían. Por ello todas las preguntas fueron abiertas, dejando incluso la última como "Otras observaciones", se valoraron la mesa, la silla y sus mecanismos, el reposapiés, comodidad, estabilidad, seguridad, resistencia, estética y limpieza..Fruto de este trabajo de coordinación con el servicio de Equipamiento Escolar, la Consejería de Educación y Ciencia a través de la Dirección general de Construcciones y Equipamiento, por medio del Expediente 1/99/04, con un montante de más de 23.000.000 de pesetas, con 441 unidades de mobiliario, 121 del modelo pequeño A01S y 320 del grande A05S. Unidades que desde el curso 1999/2000, se vienen distribuyendo por toda la geografía Andaluza. Desde el Curso 2000/2001, desarrollamos el Proyecto de Investigación Mobiliario escolar específico para Alumnado con Discapacidad Motora, que básicamente pretende el siguiente objetivo:

 ....El objetivo del presente proyecto es generar los conocimientos de partida que permitan la

revisión, evaluación y diseño del mobiliario escolar destinado a alumnado con discapacidad motora, así como los accesorios necesarios para mejorar el control postural....

 Para ello el Equipo de Investigación, formuló la siguiente hipótesis:

 La Escuela es un lugar de encuentro social y de desarrollo personal de todos los niños y niñas, para lo que cuenta con los recursos materiales idóneos. El Mobiliario escolar específico para alumnado con Discapacidad Motora, es una herramienta básica para el acceso al Derecho a la educación. El Mobiliario escolar especifico para alumnado con Discapacidad Motora, que mejora el control postural, por tanto, previene inicialmente posibles deformidades, favorece un mejor acceso a la realización de las tareas educativas, y estimula la autoestima del alumnado.

 Desde que el Equipo Investigador comenzó su trabajo han sido varias las actuaciones que se han desarrollado.

         Paralelas a las propias de un grupo de esta índole, básicamente las formativas y de documentación, se ha pretendido estar presente en los encuentros/congresos mas relevantes del sector estos dos años. 

         Se ha elaborado un Manual de Instrucciones/Uso de mobiliario, con la intención de que en el embalaje, junto a las piezas se aporte una documentación escrita que facilite a los Profesionales que lo manipulen, la adecuación a las diferentes necesidades del alumnado.

        Estudio comparativo de 10 asientos específicos comercializados. 

        Está abierto un nuevo proceso de evaluación que nos permita mejorar las prestaciones de los muebles. Proceso que culminó con la realización de una Jornada Técnica Monográfica, organizada por nuestro Equipo, y celebrada en Sevilla el 8 de Febrero, que contó con la.presencia de relevantes personalidades en el campo de la Rehabilitación, la Fisioterapia, la Ortopedia y desde luego de la Educación, con la presencia además de todos los componentes de los Equipos Especializados en Discapacidad Motora de las Delegaciones de Almería, Cádiz, Córdoba, Málaga y Sevilla, donde contrastamos y recogimos todas sus aportaciones.

 En la actualidad el Proyecto está ya en fase de terminación, por lo que en breve presentaremos los resultados de la investigación, que esperamos aporte la información básica al Servicio de Equipamiento Escolar de la Consejería de educación, para mejorar tanto los pupitres y sus distintos dispositivos como otras consideraciones de índole cuantitativa y de concepción, que han surgido fruto del trabajo de estos dos años.

 

 

 

LAS NUEVAS TECNOLOGIAS COMO RECURSOS DE APOYO AL ALUMNADO CON

DISCAPACIDAD MOTORA Y PSÍQUICA.

José Mª Fernández Batanero

Universidad de Sevilla
Resumen.

En el presente trabajo recogemos la importancia de las nuevas tecnologías como recurso de apoyo al alumnado con discapacidad motora y psíquica. En un primer lugar realizamos algunos comentarios sobre la importancia de las nuevas tecnologías en el contexto de la educación especial, para posteriormente centrarnos en las aportaciones de éstas en la mejora de las condiciones de vida de los discapacitados motóricos y psíquicos. Así mismo, apuntamos algunos ejemplos de software que se están utilizando actualmente en nuestras escuelas de primaria.
1. Introducción.

El desarrollo vertiginoso de las llamadas Nuevas Tecnologías, en la última década del siglo XX, ha proporcionado a la sociedad herramientas cada vez más potentes, baratas y funcionales para acceder a la información y a la comunicación. De esta forma, estas nuevas herramientas se convierten en la actualidad como imprescindible recursos de apoyo para el aprendizaje de nuevas materias y para facilitar integraciones. Constituyen recursos que ayudan a normalizar la modalidad educativa de las personas con minusvalía, es decir, estos instrumentos nos sirven de apoyo para proporcionan el acceso a los objetivos planteados en el curriculum escolar como finalidades del sistema educativo para todos los estudiantes.

Hablar de Nuevas Tecnologías y educación especial implica tener en cuenta algunas matizaciones con respecto a estos términos. Si, en otros tiempos, la educación especial se definía con respecto a grupos y colectivos de alumnos y alumnas, tipificados y clasificados según sus características que influían negativa o problemáticamente en el aprendizaje, hoy en día se concibe las necesidades educativas especiales como una posibilidad abierta a cualquier alumno o alumna que, en un momento determinado, de manera más o menos permanente, precisa de algún tipo de apoyo o atención complementaria a la acción educativa común y ordinaria.

Cuando situamos los medios de comunicación y nuevas tecnologías en el contexto de una escuela donde todos los alumnos tengan cabida es aludir a una doble necesidad, por una parte, que todos los sujetos se beneficien de las posibilidades de los medios utilizados en un marco general, y por otra, a la necesidad de diseñar y producir medios específicos que puedan ser de ayuda y beneficio a las personas con necesidades educativas especiales. En este sentido, nos encontramos en la actualidad en una fase de amplia generalización de las nuevas tecnologías, centrada:

- Cómo pueden beneficiarse todos de la tecnología.

- Como las tecnologías pueden ser un extraordinario medio para el desarrollo de las capacidades, habilidades y de la comunicación en el ámbito escolar, social y laboral de la personas con n.e.e.

- Cómo favorecer el desarrollo de materiales de acceso y programas que permitan tener una vida digna y lo más autosuficientemente posible a aquellos que tienen necesidades especiales.

Teniendo en cuenta lo anterior, en el presente artículo nos centraremos en aquellas necesidades educativas provenientes de alumnos y alumnas con discapacidad motora y psíquica.

Pero ¿Quiénes son los alumnos y alumnas con discapacidad motora? De acuerdo con el concepto de necesidades educativas especiales, las derivadas de una discapacidad motora hacen referencia a un grupo de alumnos y alumnas muy heterogéneo que puede oscilar desde los especiales requerimientos que presenta un niño con una alteración ósea (baja talla), hasta una persona con secuelas de parálisis cerebral o espina bífida (daños derivados de una lesión en el sistema nervioso central. Ahora bien, muchos alumnos presentan discapacidad motora como consecuencia de una discapacidad física asociada al retraso mental. En estos alumnos su capacidad para manifestar conductas intelectuales y sociales presenta una disincronía, un retraso o dificultad, de acuerdo con su edad, para adquirir determinadas conductas básicas como son el lenguaje oral (la expresión y la compresión o verbal), el desarrollo físico y motor (la autonomía motriz) determinados comportamientos sociales, la autonomía persona, etc.

La heterogeneidad antes mencionada se expresa en una diversidad de necesidades:

- Necesidad de adquirir, desarrollar y utilizar el lenguaje oral y escrito, comprensivo y expresivo.

- En los casos de alumnos y alumnas no vocales, se realiza a través de sistemas de comunicación alternativos o aumentativos.

- Necesidad de desarrollar las capacidades perceptivas, sensomotoras y cognitivas que permitan la interacción con el medio, la movilidad y las destrezas motoras funcionales para actuar sobre el contexto próximo.

- Necesidad de adquirir el repertorio conductual y de habilidades sociales que hagan posible el control y la regulación conductual autónomas y la interacción con os iguales y con los adultos.

- Necesidad de recibir una atención personalizada mediante adaptaciones de acceso al curriculum.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10

similar:

Resumen. Introducción iconResumen introduccion

Resumen. Introducción iconI. resumen: II. Introduccion

Resumen. Introducción iconResumen introduccion

Resumen. Introducción iconResumen Introducción

Resumen. Introducción iconResumen introduccióN

Resumen. Introducción iconResumen Introducción

Resumen. Introducción iconResumen: Introducción

Resumen. Introducción iconResumen I. Introducción 4

Resumen. Introducción iconResumen Introducción

Resumen. Introducción iconResumen Introducción


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com