Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1




descargar 71.74 Kb.
títuloSantiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1
fecha de publicación22.10.2015
tamaño71.74 Kb.
tipoDocumentos
med.se-todo.com > Literatura > Documentos


DISEÑO Y VALIDACION DE UN MAPA DE RIESGOS PARA LA MEJORA DE LA SEGURIDAD DEL PACIENTE EN LOS SERVICIOS DE URGENCIAS HOSPITALARIOS.

Autores:
Santiago Tomás Vecina1,.2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos SEMES1

Centro de Trabajo:
1 Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias


Correspondencia:
Dr. Santiago Tomás Vecina

email: seguridadpaciente@semes.org

INTRODUCCION:
Los Servicios de Urgencias y Emergencias (SU) son una de las áreas asistenciales donde existe mayor riesgo de eventos adversos (EA) [1]. En ellos coinciden diferentes condiciones latentes que favorecen su aparición, como son el alto número de visitas, la diversa complejidad de los pacientes y la toma de decisiones tiempo-dependientes con escasa información clínica, que, junto con factores profesionales, condiciones laborales, de trabajo en equipo y organizativos confieren a los SU un elevado de riesgo de problemas de seguridad [2], [3].

En el año 2008, la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (SEMES) puso en marcha el Programa SEMES- Seguridad del Paciente (SP) en los en los SU [4]. Gracias a este programa se ha generado una red de instructores de SP para SU, formada actualmente por 176 profesionales, y desarrollado los estudios EVADUR [5] y CULTURA [6]. Además se dispone de una extensa base de datos sobre aspectos de SP en SU procedente tanto de análisis de casos (AC) como de los Análisis Modal de Fallos y Efectos (AMFE) [7] de los procesos asistenciales de los SU realizados por los Instructores SEMES en SP.

Una de las estrategias contempladas en este Programa es la posibilidad de diseñar una herramienta de prevención para los SU, mediante la creación de un Mapa de Riesgos (MR) de la Atención Urgente. El concepto de MR englobaría un instrumento que, mediante informaciones descriptivas e indicadores adecuados, permitiera el análisis periódico de los riesgos en un determinado entorno, en este caso el SU. La lectura crítica de las informaciones sintéticas que se originase debería permitir la programación de planes de intervención preventiva y correctiva, así como la verificación de su eficacia una vez implementados [8].

El objetivo del presente trabajo ha sido el diseño y validación de un MR como herramienta proactiva, aplicable de igual manera para todos los SU hospitalarios, capaz de detectar los riesgos existentes en los procesos asistenciales de la atención urgente hospitalaria, bajo la hipótesis que su aplicación ayudará a reducir la aparición de EA, y mejorar la SP en los SU.
MATERIAL Y METODOS

El estudio ha consistido en el diseño y validación de un sistema de identificación de riesgos para la evaluación periódica de la asistencia en los SU. El proyecto ha sido realizado por un grupo investigador (GI) formado por 4 miembros del Programa SEMES–Seguridad del Paciente, especialistas en la atención urgente así como en calidad asistencial y SP. Se ha contado con la colaboración de 18 consultores externos para las rondas de consenso, y con la participación de 23 SU hospitalarios en la validación del documento resultante. El trabajo se ha efectuado entre marzo de 2011 y marzo de 2012 (1 año). Para el diseño del MR se utilizó la metodología del AMFE [7]. El proyecto se dividió en 4 fases de trabajo:

1.- Fase de diseño: Diseño y descripción del diagrama de procesos de la atención urgente, desde que el paciente llega al SU hasta que es dado de alta del mismo. Una vez definido, se describieron los subprocesos de cada uno de los procesos diferenciados y se incorporaron los modos de fallo y sus posibles causas que, a criterio del GI se pudiesen generar en los mismos.

A continuación se incorporó información procedente de la Base de Datos del Programa SEMES-SP correspondiente a los AMFE realizados por los instructores SEMES de SP de las promociones 1ª a 6ª (2009-2011). Sobre una base de 153 AMFE, se incoporó información de 52 AMFE realizados sobre diferentes procesos y/o subprocesos asistenciales de urgencias hospitalarias, y 42 AMFE sobre la atención de patologías específicas. La incorporación de la información y la revisión del documento resultante se adoptó por el GI por consenso.

Posteriormente, al documento se le añadió aquella información considerada como relevante, a criterio del GI, procedente de un total de 82 AC seleccionados sobre una base de 138 AC procedentes del Programa SEMES-SP, correspondiente a los AC realizados por los instructores SEMES de SP de las mismas promociones. Finalmente se analizaron los 505 incidentes detectados en el estudio EVADUR [5] y se incorporaron aquellos datos relacionados con los incidentes que se hubiesen contemplado en el documento elaborado previamente. De igual forma se procedió con los datos de las más de 1300 encuestas del estudio CULTURA [6].

2.- Fase de consenso: Tras elaborar el primer documento, se inició una etapa de revisión y consenso en la que participaron 18 profesionales externos (“consultores”) seleccionados a propuesta del GI, en función de su experiencia en la atención urgente, calidad y/o SP, que adquirieron el compromiso de revisar el documento manteniendo la confidencialidad del mismo. Esta etapa de consenso se realizó siguiendo el método Delphi modificado en dos rondas [9].

Las aportaciones realizadas por los consultores fueron analizadas posteriormente por el GI, incorporando las sugerencias y/o modificaciones según las siguientes opciones: a) de acuerdo con el factor de riesgo (FR) sin incorporar ninguna modificación, b) de acuerdo pero con modificaciones, explicitando cada una de las modificaciones, c) desacuerdo total (eliminar el FR). El grupo de trabajo valoró todas las respuestas eliminando las preguntas en las que más del 80% de los consultores estaban en desacuerdo, en la primera ronda, y 50% en la segunda ronda. El documento así obtenido se consideró como apto para su validación.

3.- Fase de validación: La validación del MR fue realizada por 23 SU hospitalarios de diferentes niveles de complejidad. La condición “sine qua non” para participar era disponer de, al menos, un instructor SEMES en SP para SU. Los hospitales participantes debían aplicar el MR en su SU, identificar y describir si tenían o no sistemas de detección para cada uno de los riesgos referidos en el MR y calcular su propio Índice de Probabilidad de Riesgos (IPR) para cada riesgo. El cálculo del IPR se realizó siguiendo un modelo basado en el Safety Assessment Code del VA Nationa Center for Patient Safety [10] adaptado y traducido al castellano. Los participantes podían aportar opiniones, sugerir modificaciones y/o desacuerdos con el MR. Previamente a la validación todos los participantes fueron instruidos en una reunión de trabajo sobre la metodología a seguir. Al finalizar la validación, se practicó a todos los participantes una encuesta sobre la valoración del contenido y de la utilidad previsible del MR .

4.- Fase de diseño definitivo: La información recibida de la validación por los 23 SU participantes fue estudiada por el GI. Las sugerencias aportadas por los mismos fueron incorporadas o no, de acuerdo con la técnica Delphi anteriormente descrita. Se procedió al cálculo de los valores estadísticos de los IPR y la redacción del documento de MR definitivo.

Una vez finalizada la validación se acordó definir tres tipos de documentos: el MR completo, con todos los riesgos descritos, sin priorización; el MR recomendado, con la eliminación de riesgos con valor de IPR por debajo de la mediana global de cada proceso; el MR imprescindible, con los riesgos seleccionados como importantes y graves (IPR > 280 puntos).
Método empleado para la priorización y selección de riesgos.

Para el cálculo de la priorización de riesgos en el diseño de las versiones de MR “Recomendado” e “Imprescindible” se adoptó, la siguiente metodología:

  1. Los validación de los 23 hospitales se incluyó en la aplicación ofimática Microsoft Office Excel® 2003, introduciendo, de cada participante, los valores, correspondientes a la gravedad del riesgo (G), la frecuencia de aparición en su servicio (A) y su capacidad de detección actual (D), calculándose el IPR a partir de la multiplicación de GxAxD.

  2. A partir de las puntuaciones de IPR de cada hospital se calcularon la media, desviación estandar, moda, mediana y varianza para cada uno de los riegos a nivel individual y para cada uno de los procesos de manera global (IPR global del proceso).

  3. Para eliminar el posible sesgo sobre las puntuaciones derivado de la infravaloración de riesgos y/o de la excepcionalidad, se eliminaron, en los cálculos de cada proceso, las puntuaciones de aquellos hospitales cuyo valor medio del IPR del proceso analizado estuviese por debajo del cuartil 25 del IPR global del mismo proceso. Con los valores resultantes después del paso anterior, se recalcularon de nuevo los parámetros estadísticos y se seleccionaron todos los riesgos con valor de IPR igual o por encima del valor global de la nueva mediana recalculada. Los riesgos así seleccionados formaron parte del 2º documento llamado MR recomendado. Asimismo, se seleccionaron todos aquellos riesgos cuyo valor de la mediana de IPR fuese superior a 280 puntos, entendiendo como tal el valor del punto de corte a partir del cual, y siguiendo la metodología del IPR, el riesgo es considerado desde importante (280-512) hasta grave (700-1000). Este tercer documento se consideró como MR imprescindible.


RESULTADOS
El GI identificó inicialmente un total de ocho procesos relacionados con la asistencia urgente: 1-llegada, 2-admisiones, 3-triaje, 4–visita de enfermería y médica, 5-pruebas complementarias, 6-tratamiento, 7–observación, 8- destino. A su vez, el proceso de pruebas complementarias se subdividió, por su mayor frecuencia de realización, en: laboratorio, diagnóstico por imagen y práctica de ECG., mientras que el proceso de destino se subdividió en según criterio de posible destino al alta en alta a domicilio, ingreso hospitalario, traslado a otro centro hospitalario o ingreso a quirófano. En total ha supuesto un total de 13 procesos.

En el proceso de diseño, el primer documento realizado por el GI, denominado “borrador de MR” recogía un total de 1340 riesgos. Tras las rondas “Delphi”, el documento fue modificado y ampliado hasta 1357 riesgos, constituyendo el “MR de prevalidación” remitido a los hospitales participantes para su validación. La validación se realizó entre 23 SU..

El documento definitivo recoge, tras la validación, un total de 13 procesos, 118 subprocesos, 271 fallos posibles y 1368 riesgos (tabla 1) .Este documento se denominó “MR Completo”. Las versiones “MR Recomendado” y “MR Imprescindible” suponen, respectivamente el 55% (748 riesgos) y el 13% (180 riesgos) de los riesgos del documento original. En la tabla 2, y a modo de ejemplo (por la dificultad en reproducir aquí todo el documento) se presentan los riesgos de mayor puntuación en cada proceso analizado.

En relación con la encuesta sobre la valoración del grado de utilidad del MR, se obtuvieron 3 (14%) respuestas como “útil”, 18 (82%) como “muy útil” y 1(4%) como “imprescindible”. No existió ninguna respuesta negativa (poco útil/nada útil). En cuanto a su contenido (valorado de 1 a 5 puntos), la puntuación media obtenida fue de 3,95 (±0,65) puntos, siendo la nota más repetida la de 4 puntos con 16 respuestas (73%).
DISCUSION

Experiencias previas en nuestro entorno han demostrado la capacidad existente entre los profesionales de Urgencias para el diseño y desarrollo de herramientas destinadas a la mejora continua de la calidad de la atención urgente [11] [12][13] [14]. Sin embargo, son escasas las experiencias en el diseño de MR o de herramientas similares en los SU, estando algunas de ellas realizadas a partir de técnicas de “brainstorming” entre profesionales de un mismo centro, con la dificultad de exportar a otros SU de entono diferentes [15], o son herramientas de cribaje para la detección de EA [16] después de la visita, pero que no son herramientas proactivas.

El MR que proponemos se caracteriza, como puntos fuertes, por contener una revisión exhaustiva de todos los procesos asistenciales que acontecen durante una atención urgente, comunes para todo paciente sea cual sea el motivo de la consulta y/o la intensidad de los cuidados, permitiendo, por tanto, un análisis proactivo de todos los procesos. Por su diseño aporta el carácter de homogeneidad y posibilidad de aplicación en cualquier SU facilitando la posibilidad, incluso, de benchmarking entre servicios y compartir experiencias ante las soluciones afrontadas delante de idénticos problemas. Además permite ser adaptable a las circunstancias de cada servicio en función de su complejidad organizativa.

Otro punto fuerte del MR es la inclusión de recomendaciones sobre controles de detección y/o acciones de mejora, surgidas de la propia experiencia de los profesionales participantes en su diseño. Este elemento creemos puede ser de gran ayuda para la gestión de riesgos en los SU al aportar ideas que pueden ser aplicables y compartidas entre SU. Hay que mencionar que el MR es compatible con otras herramientas de mejora de la calidad en los SU [11-14] [16].

Por el contrario, y como limitaciones, el MR se caracteriza por ser un documento largo y exhaustivo, cuya aplicación, en su formato completo, puede conllevar una gran inversión de tiempo. A ello ha podido contribuir también a que el MR ha sido diseñado con un cierto grado de sobrevaloración, para reducir la posibilidad que, debido a la posible variabilidad entre observadores durante la validación, existiera el sesgo de eliminar riesgos importantes. Asimismo, se requiere de una cierta experiencia en el manejo de AMFE y del IPR, si bien el diseño del documento pretende reducir dicha complejidad al personal menos experto.

El cálculo del IPR permite conocer el grado de peligrosidad de los riesgos y, en función de éstos, priorizar la urgencia de la intervención y el orden de las acciones correctoras o preventivas [11],[. Los valores obtenidos han permitido establecer dos versiones reducidas del MR basadas en el IPR, descartando los riesgos de bajo impacto, para facilitar el enfoque en los análisis de los SU que los apliquen. Los valores adoptados como punto de corte para ambas versiones están de acuerdo con la metodología descrita en la literatura [8] [10] [13] [15].

En el análisis de la distribución de los riesgos, observamos que un enfermo que acuda aun SU y sea atendido, sin generar ninguna intervención, se encuentra sometido a cerca del 35% de los riesgos recogidos en el documento, siendo de alto riesgo el 2,17%. (llegada-admisión-triaje-visita-alta). Estos datos coinciden también con los hallazgos descritos en la literatura al analizar la incidencia de EA en los SU y hospitalización [5] [ 17] .

Como conclusión, podemos decir que el MR obtenido es una herramienta proactiva homogénea y validada, que analiza todos los procesos asistenciales urgentes y que permite la gestión de riesgos en cualquier SU. El estudio de los resultados que se obtengan al medir los riesgos deberá servir para evaluar nuestras actuaciones, identificar problemas y emprender acciones de mejora en su caso Si puede constituir una herramienta de orientación y ayuda para disminuir la aparición de incidentes y eventos adversos en los pacientes atendidos en los SU, habrá cumplido con creces su misión.

TABLA 1. Procesos del Mapa de Riesgosde la Atención Urgente


PROCESO

Subprocesos

Fallos

Causas

Riesgos

%

Moda

Mediana

global

Mediana

Max.

LLEGADA

4

13

34

56

4,1

1

28

178

ADMISIONES

6

14

47

64

4,7

16

40

136

TRIAJE

9

23

69

116

8,5

112

112

372

VISITA ENF-MED

14

27

102

196

14,3

280

112

445

PRUEBAS IMAGEN

10

33

54

112

8,2

112

112

280

LABORATORIO

14

22

66

105

7,7

280

160

280

ECG

6

11

29

52

3,8

112

112

280

TRATAMIENTO

12

28

152

192

14,0

112

160

445

OBSERVACION

10

32

127

181

13,3

112

160

490

ALTA DOMICILIO

6

12

42

56

4,1

112

112

400

INGRESO

7

16

49

67

4,9

280

160

400

TRASLADO

7

15

37

53

3,9

112

100

196

QUIROFANO

13

25

76

118

8,6

112

112

490

TOTAL

118

271

884

1368



%: Porcentaje de los riesgos del proceso sobre el total del mapa de riesgos; Mediana global: valor de mediana de todo el proceso calculado en conjunto; Mediana máxima: mayor valor de mediana obtenido en los riesgos individuales de ese proceso
Tabla 2. Modo de fallo y causa de los riegos de mayor puntuación del Indice de Probabilidad de Riesgos en cada proceso




BIBLIOGRAFIA

1- Chanovas Borras M, Campodarve I, Tomas Vecina S. Eventos adversos en los servicios de urgencias: ¿El servicio de urgencias como sinónimo de inseguridad clínica para el paciente?. Monografías Emergencias 2007; 3: 7-13.


2- Tomás S, Duaso E, Ferrer JM, Rodríguez M, Porta R, Epelde F. Evaluación del uso apropiado de un área de observación de urgencias mediante el Appropriateness Evaluation Protocol: un análisis de 4.700 casos. An Med Intern (Madrid) 2000;17: 229-237.


3- Bleetman A, Sanusi S, Dale T, Brace S. Human factors and error prevention in emergency medicine. Emerg Med J 2012;29:389-393.


4- Tomás S, Chanovas M, Roqueta F, Toranzo T. La seguridad del paciente en urgencias y emergencias: balance de cuatro años del Programa SEMES-Seguridad Paciente. Emergencias 2012; 24: 225-233


5- Tomás S, Chanovas M, Roqueta F, Alcaraz J, Toranzo T y Grupo de Trabajo EVADUR-SEMES. EVADUR: eventos adversos ligados a la asistencia en los Servicios de urgencias de hospitales españoles. Emergencias 2010; 22: 415-428


6- Roqueta Egea F, Tomás Vecina S, Chanovas Borras M. Cultura de seguridad del paciente en los servicios de urgencias: resultados de su evaluación en 30 hospitales del Sistema Nacional de Salud Español. Emergencias. 2011;23:356-64.


7- Institute for Healthcare Improvement and QualityHealthCare.org, Failure Modes and Effects Analysis (FMEA). 2004. (Consultado 4 julio 2012) Disponible en: http://www.ihi.org/knowledge/_layouts/download.aspx?SourceURL=%2fknowledge%2fKnowledge+Center+Assets%2fTools+-+FailureModesandEffectsAnalysisFMEATool_3fd4e6fd-b819-4f14-89ba-fb3563dd4e2d%2fFailureModesandEffectsAnalysis_IHI.pdf


8- Garcia Gomes MM. Los mapas de riesgos. Concepto y metodología para su elaboración. Rev San Hig Pub 1994; 68: 443-453.


9- Rowe G , Wright G. The Delphi technique as a forecasting tool: Issues and analysis. International Journal of Forecasting 1999; 15: 353-375


10- Safety Assessment Code (SAC) Matrix. (Consultado 4 julio 2012). Disponible en : http://www.patientsafety.gov/SafetyTopics/HFMEA/HFMEA_SAC.html



11- SEMES. Estándares de Acreditación para Servicios de Urgencias de Hospitales. (2ª ed) Madrid: Grupo Saned; 2009.


12- SEMES. Estándares de Acreditación para Servicios de Emergencias. Madrid: Grupo Saned; 2006.


13- Tomás Vecina S, Toranzo Cepeda T. SEMES: Premio Avedis Donabedian a la Excelencia en Calidad de Sociedades Científicas-2012. Emergencias. 2012; 24:5-6.


14- SEMES. Manual de Indicadores de Calidad para los Servicios de Urgencias de Hospitales. Madrid: Grupo Saned; 2009.


15- Joint Commission on the Accreditation of Healthcare Organizations, “Failure Mode and Effects Analysis in Health Care: Proactive Risk Reduction”, Third edition, USA, 2010.


16- Requena J, Aranaz JM, Mira JJ, Gea MT, Miralles JJ, Limón R et al. ¿Como identificar los efectos adversos en urgencias? Una guía consensuada para el cribado. Rev Calid Asist. 2009; 24:272-279.

17- Hall KK, Schenkel SM, Hirshon JM, Xiao Y, Noskin GA. Incidence and types of non-ideal care events in an emergency department. Quality & Safety in Health Care 2010; 19: i20-i25.



similar:

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconTema 61. Medidas de prevención y protección de los riesgos laborales:...

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 icon1. Cuando llego Ramon, le reclamo a Tomas su baston. Entre y alli...

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconJosé María Velasco Ibarra

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconInstitucion educativa jose maria cordoba

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconUnidad educativa dr. José maría vargas

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconPor Dra. María José Punte

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconInstitucion educativa jose maria cordoba

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconUnidad educativa dr. José maría vargas

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconSecretaria del trabajo y prevision social norma oficial Mexicana...

Santiago Tomás Vecin 2, María José Bueno Domínguez1,3, Manel Chanovas Borrás1,4 Fermi Roqueta Egea1,5, y Grupo de Trabajo Mapa de Riesgos semes1 iconRiesgos del trabajo


Medicina



Todos los derechos reservados. Copyright © 2015
contactos
med.se-todo.com